Pensiones e indemnizaciones: que no sean un dolor de cabeza | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-05-14 20:59:38

Pensiones e indemnizaciones: que no sean un dolor de cabeza

Pensiones e indemnizaciones: que no sean un dolor de cabeza Si usted es de lo trabajadores que cotiza salud y pensión de manera oportuna, seguramente cuando haya cumplido con el tiempo de trabajo y la edad requeridos podrá disfrutar de un ingreso que garantice su calidad de vida y la de su familia. Sin embargo, esta no es la historia de todos los trabajadores colombianos. Hay ocasiones en las que se presentan dificultades en elnúmero de semanas cotizadas para obtener la pensión o inconvenientes  a la hora de recibir una indemnización producto de una enfermedad o accidente laboral. Es por esto, que profesionales del Derecho como los que pautan en este informe comercial, le brindan asesoría para solucionar casos como estos. Además, ofrecen servicios de trámites de Seguridad Social, litigios o demandas, para que sus derechos como trabajador sean respetados. El abogado especialista en Seguridad Social, Sergie Gerardo Rojas, explica que “en Colombia existen dos leyes que regulan las pensiones. En el Régimen de Transición una persona puede pensionarse, si es hombre a los 60 años y, en el caso de las mujeres, a los 55, además debe contar con 500 semanas cotizadas dentro de los 20 años anteriores a la edad o mil semanas en cualquier tiempo”. En consecuencia, los beneficiarios del Régimen de Transición son aquellas personas que prestaron 15 años de servicio o cotizaron 15 años. También aplica para personas como Roberto y María, quienes cumplieron 40 y 35 años, respectivamente, antes del primero de abril de 1994, fecha en la que entró en vigencia la Ley 100 de 1993, por la cual se crea el Sistema de Seguridad Social Integral. “Con el nuevo régimen, que es la Ley 797 de 2003, las mujeres se pensionan a los 57 años de edad y los hombres a los 62 años. En cuanto al número de semanas, se inicia con mínimo mil, pero han ido aumentando a medida que pasan los años. Es necesario tener en cuenta que al llegar al año 2011 ó 2012, el número de semanas va a aumentar a 1.300, esto se debe a que cada año, después de 2003, se aumenta 50 semanas por año, según la ley”, agrega este abogado. De otra parte, si usted es un trabajador independiente es necesario que no deje de realizar los aportes correspondientes, teniendo en cuenta que la Ley 797 de 2003 establece que es obligatorio cotizar tanto pensión y salud (como titular) siendo el trabajador independiente el encargado del pago total de los aportes. Casos especiales en pensión Uno de los casos frecuentes entre los trabajadores es que durante un período no realizan aportes a pensión. En este caso, explica el abogado Sergie Rojas Ramírez “sólo debe empezar a cotizar donde tenga su pensión, ya sea en el Seguro Social o en el fondo privado al que se encuentra afiliado. El dinero de los aportes previos se encuentra ahí, sin embargo, sólo se suman las semanas cotizadas”. De otro lado, para que una persona pueda solicitar la pensión por debajo de las semanas establecidas por la Ley de Transición o la Ley 797 de 2003, debe ser por invalidez. Los casos que aplican son aquellos en los que la calificación de pérdida de capacidad laboral es igual o superior al 50% o, si el empleado es cabeza de hogar, que tenga un hijo con discapacidad del 50%. La entidad encargada de realizar la valoración de la capacidad laboral es la Junta Regional de Calificación de Invalidez. Una vez entregado el dictamen, el Seguro Social o el fondo entra a estudiar: el número mínimo de semanas, que el trabajador sea cabeza de hogar y la pérdida de la capacidad laboral del hijo. Ahora, en el caso de los incrementos pensionales se pueden solicitar cuando el empleado tenga un cónyuge o compañero permanente que dependa económicamente del pensionado. “Ese incremento pensional es de 14% de un salario mínimo. Sin embargo, el Seguro Social no concede este ajuste por lo que es necesario demandar. Esto sólo se aplica para los pensionados bajo el Régimen de Transición, del Decreto 758”, explica la abogada especialista en Derecho Laboral y Seguridad Social, María Fernanda Obregón Juanias. “En el caso de hijos inválidos o hijos menores de edad el incremento es del 7%”, agrega esta abogada. ¿Sabía usted que... en caso de presentarse un accidente de trabajo se debe reportar a la ARP dentro de las primeras 48 horas siguientes al percance? Los aportes realizados a partir del año 2000 deben cubrir pensión y salud, de lo contrario las semanas son anuladas. Evite riesgos laborales Todas las personas deseamos disfrutar de una agradable vejez, pero en el caso de sufrir un accidente de trabajo o enfermedad profesional, abogados como Jorge Peinado Carreño lo asesoran. Es necesario que el trabajador “se encuentre afiliado y haya pagado los aportes antes del accidente o que se haya afiliado 24 horas antes del percance”, explica el jurista Jorge Peinado Carreño. Si el empleado ha perdido la capacidad para desempeñar su cargo, se tiene en cuenta la estructuración de la enfermedad o el accidente de trabajo, y el porcentaje de la pérdida de capacidad laboral. Pero si la ARP calificó erróneamente el porcentaje de la pérdida de capacidad laboral o si se presentan dudas al respecto, hay abogados como los que pautan en este informe comercial, que brindan asesoría para que los derechos de los trabajadores no sean vulnerados. Si usted es de lo trabajadores que cotiza salud y pensión de manera oportuna, seguramente cuando haya cumplido con el tiempo de trabajo y la edad requeridos podrá disfrutar de un ingreso que garantice su calidad de vida y la de su familia.
Pensiones e indemnizaciones: que no sean un dolor de cabeza

 

Sin embargo, esta no es la historia de todos los trabajadores colombianos. Hay ocasiones en las que se presentan dificultades en elnúmero de semanas cotizadas

para obtener la pensión o inconvenientes  a la hora de recibir una indemnización producto de una enfermedad o accidente laboral. Es por esto, que profesionales del Derecho como los que pautan en este informe comercial, le brindan asesoría para solucionar casos como estos.

Además, ofrecen servicios de trámites de Seguridad Social, litigios o demandas, para que sus derechos como trabajador sean respetados. El abogado especialista en Seguridad Social, Sergie Gerardo Rojas, explica que “en Colombia existen dos leyes que regulan las pensiones. En el Régimen de Transición una persona puede pensionarse, si es hombre a los 60 años y, en el caso de las mujeres, a los 55, además debe contar con 500 semanas cotizadas dentro de los 20 años anteriores a la edad o mil semanas en cualquier tiempo”.

En consecuencia, los beneficiarios del Régimen de Transición son aquellas personas que prestaron 15 años de servicio o cotizaron 15 años. También aplica para personas como Roberto y María, quienes cumplieron 40 y 35 años, respectivamente, antes del primero de abril de 1994, fecha en la que entró en vigencia la Ley 100 de 1993, por la cual se crea el Sistema de Seguridad Social Integral. “Con el nuevo régimen, que es la Ley 797 de 2003, las mujeres se pensionan a los 57 años de edad y los hombres a los 62 años. En cuanto al número de semanas, se inicia con mínimo mil, pero han ido aumentando a medida que pasan los años.

Es necesario tener en cuenta que al llegar al año 2011 ó 2012, el número de semanas va a aumentar a 1.300, esto se debe a que cada año, después de 2003, se aumenta 50 semanas por año, según la ley”, agrega este abogado. De otra parte, si usted es un trabajador independiente es necesario que no deje de realizar los aportes correspondientes, teniendo en cuenta que la Ley 797 de 2003 establece que es obligatorio cotizar tanto pensión y salud (como titular) siendo el trabajador independiente el encargado del pago total de los aportes.

Casos especiales en pensión Uno de los casos frecuentes entre los trabajadores es que durante un período no realizan aportes a pensión. En este caso, explica el abogado Sergie Rojas Ramírez “sólo debe empezar a cotizar donde tenga su pensión, ya sea en el Seguro Social o en el fondo privado al que se encuentra afiliado. El dinero de los aportes previos se encuentra ahí, sin embargo, sólo se suman las semanas cotizadas”. De otro lado, para que una persona pueda solicitar la pensión por debajo de las semanas establecidas por la Ley de Transición o la Ley 797 de 2003, debe ser por invalidez.

Los casos que aplican son aquellos en los que la calificación de pérdida de capacidad laboral es igual o superior al 50% o, si el empleado es cabeza de hogar, que tenga un hijo con discapacidad del 50%. La entidad encargada de realizar la valoración de la capacidad laboral es la Junta Regional de Calificación de Invalidez. Una vez entregado el dictamen, el Seguro Social o el fondo entra a estudiar: el número mínimo de semanas, que el trabajador sea cabeza de hogar y la pérdida de la capacidad laboral del hijo.

Ahora, en el caso de los incrementos pensionales se pueden solicitar cuando el empleado tenga un cónyuge o compañero permanente que dependa económicamente del pensionado. “Ese incremento pensional es de 14% de un salario mínimo. Sin embargo, el Seguro Social no concede este ajuste por lo que es necesario demandar. Esto sólo se aplica para los pensionados bajo el Régimen de Transición, del Decreto 758”, explica la abogada especialista en Derecho Laboral y Seguridad Social, María Fernanda Obregón Juanias. “En el caso de hijos inválidos o hijos menores de edad el incremento es del 7%”, agrega esta abogada.

 

¿Sabía usted que... en caso de presentarse un accidente de trabajo se debe reportar a la ARP dentro de las primeras 48 horas siguientes al percance?

 

Los aportes realizados a partir del año 2000 deben cubrir pensión y salud, de lo contrario las semanas son anuladas.

Evite riesgos laborales Todas las personas deseamos disfrutar de una agradable vejez, pero en el caso de sufrir un accidente de trabajo o enfermedad profesional, abogados como Jorge Peinado Carreño lo asesoran. Es necesario que el trabajador “se encuentre afiliado y haya pagado los aportes antes del accidente o que se haya afiliado 24 horas antes del percance”, explica el jurista Jorge Peinado Carreño. Si el empleado ha perdido la capacidad para desempeñar su cargo, se tiene en cuenta la estructuración de la enfermedad o el accidente de trabajo, y el porcentaje de la pérdida de capacidad laboral. Pero si la ARP calificó erróneamente el porcentaje de la pérdida de capacidad laboral o si se presentan dudas al respecto, hay abogados como los que pautan en este informe comercial, que brindan asesoría para que los derechos de los trabajadores no sean vulnerados.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad