Cuestión de estilo | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Vie Dic 15 2017
22ºC
Actualizado 06:07 pm

Cuestión de estilo | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-05-23 05:00:00

Cuestión de estilo

Que ironía de la vida, se pensó que el hombre había terminado para siempre de escribirse debido a los atafagos de la vida moderna sin tiempo, los costos de los portes de correo, en fin, ya nadie se saluda, para qué, el afecto erz cosa del pasado, de espíritus enfermizos.
Cuestión de estilo

Basta decir un simple no s√© qu√©, todo eso se pens√≥ y de pronto el hombre inventa un correo al instante, la velocidad del¬† pensamiento; yo aprend√≠ de Kant que lo √ļnico innato era la libertad, para saber hoy que la gran fascinaci√≥n es el contacto a trav√©s del misterio de la luz, en lo que me divierto hoy al recibir noticias de alguien que cre√≠ perdido en la infinitud del olvido,¬† se fue tras un sue√Īo, limpiando inodoros cuando escasamente soltaba el hedor de su letrina, llegan correos como brisa; qu√© maravilla¬† hombre perverso y homicida , tierno e idiota, c√≥mo es posible que pueda ver en mi pantalla el gran derrame de crudo de la BP en el golfo, en vivo y en directo, enviarles unos corchos de mi vino para corchar el horrible¬† roto, s√≠, ese correo fue echarme una roca en la boca,¬† me lo env√≠a mi primo Mariano Penagos para aterrorizarme y Donaldo Ortiz insiste en que el recuerdo es el recuerdo de un recuerdo, sabe que todos estamos ciegos, se acord√≥ de la m√ļsica y peg√≥ en su diatriba a Pascualino Settebelleze, alternativa de escoger el d√≠a o la noche. Menos mal. Elvia Mateus c√°lida y distante, se toma la molestia de aliviarme el¬† atragantamiento del Fondue, no dorm√≠a, palabra que s√≠, que no pod√≠a dormir y recibo otra canci√≥n con la letra que todos desear√≠amos que fuese realidad, la de Sabina, dulce con trueque de s√≠labas, met√°foras y sac√°foras, que todas las noches sean noches de bodas, ese Sabina se manda c√°scara, a estas alturas de la vida, quiz√°s en Zapatoca, donde encontramos alacranes en la cama, seg√ļn me cuenta en otro correo C√©sar Ardila, un alacr√°n le pic√≥¬† el pip√≠, as√≠ decimos los que estudiamos con jesuitas, un mamonudo alacr√°n rubio, ahora s√≠ que todas las noches sean noches de bodas, h√°gaselo picar, debo responder otro correo, mi dulce Ros que vive en una ciudad con playa a donde cuida un chiquit√≠n de una pareja de soldados que se fue a¬† Afganist√°n.

El beb√© duerme, ella me escribe cont√°ndome la vida all√° en E.U donde se asoma a la ventana¬† y escucha disparos a lo lejos desde el pa√≠s en guerra en donde est√°n sus patrones arropados, el tiempo, pensar que no existe y que ella espera¬†¬† volver a su granja, la que dej√≥ en la Mesa de los Santos por falta absoluta de agua; qu√© pena, no le quieren creer todav√≠a a Carlos Fernando S√°nchez, que el agua es f√°cil, lo que quieren algunos es meter las u√Īas, por eso tampoco hay agua en Barichara. Mi amigo el cura √Ālvaro Veland√≠a, tirando agua bendita con el hisopo seco,¬† los viejos se santiguan, pero que, sin¬† agua es como el martillo de las brujas, esa viejas brujas impulsadas por¬† Eduardo Li√©vano y sus escobas de pist√≥n, llegan desnudas, afeitadas, calvas¬† sus de ellas optimas partes, viejo verde¬†¬† mocusiano, Leo Legris c√≥mo te gustaban barbadas como a m√≠.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad