¡Mami quiero una mascota! | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Vie Dic 15 2017
20ºC
Actualizado 06:07 pm

¡Mami quiero una mascota! | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-05-31 05:00:00

¡Mami quiero una mascota!

Que levante la mano el papá o mamá al que su hijo no le haya rogado, suplicado, pedido de mil maneras que le compre una mascota, sea un perro, un gato, un conejo, una ardilla o un hámster.
¡Mami quiero una mascota!

Y aunque la respuesta en primera instancia es “no”, se termina cediendo a esta petición.

Pero, ¿qué tan favorable es permitir al niño que cree lazos afectivos con un animal?

Según los expertos, la tenencia de un animal puede ayudar al pequeño a socializar, expresar sus emociones, formar su autoestima y carácter y aprender valores tan indispensables como la responsabilidad, el cariño y la empatía.

Por otra parte le permite comprender que no es otro más de sus juguetes, puesto que requiere cuidado y atención, por lo que es bueno aclarar las normas para que no pierda el impulso y termine cansándose y dejando al cuidado de los adultos a la ‘tan anhelada mascota’.

Para Carlos Guillermo Mahecha Montaña, psicólogo y asesor en Desarrollo Humano, “es importante complacer a los niños cuando solicitan una mascota, siempre y cuando los dos padres estén de acuerdo, puesto que este nuevo integrante cumple un papel fundamental en su desarrollo afectivo”.

Si hay desacuerdo en alguno de los progenitores es mejor no acceder, afirma el doctor Mahecha. “La experiencia demuestra que se produce mucho daño al pequeño al someterlo a un duelo innecesario, puesto que siempre va a mostrar rechazo, fobia y molestia”.

Autoridad

Se hace contraproducente tener una mascota si los papás son sólo  proveedores de todo lo que el niño pide.

Si son padres que cumplen una función educativa aprovecharán el momento para desarrollar el sentido de la responsabilidad y hacer cumplir unas normas claras preestablecidas, por ejemplo que lo saque al parque, que tenga a mano las fechas de vacunas, de su alimentación y de recoger sus excretas y depositarlas en los sitios adecuados.

Así entenderá que no es sólo por los tres primeros días, sino que las reglas permanecerán y deben cumplirse, “de lo contrario asumir las consecuencias establecidas previamente y en las cuales la autoridad de los padres prevalecerá”, manifestó el especialista en desarrollo humano, Carlos Guillermo Mahecha.

Ayuda terapéutica

Las mascotas también pueden convertirse en una herramienta para aquellos niños con problemas para relacionarse, puesto que los animales son capaces de despertar en ellos sentimientos de alegría, compasión y cariño. Con niños autistas se utilizan perros, delfines y caballos.

Según el doctor Mahecha Montaña, pueden ser un aporte en el desarrollo afectivo de aquellos infantes que manejan ira, timidez o tienen problemas de afecto. El animalito les permitirá sentirse queridos.


“El mejor de los amigos”

En el libro “Atmósfera de Cielo”, de la poeta y psicóloga Cielo Quintero, en algunos de sus aportes señala la importancia de las mascotas en la familia porque:

- El perro es el “símbolo de fidelidad” y la antiquísima relación del hombre con él se entiende más como una compensación de lo espiritual que por los trabajos que éstos realizan, ya que brindan gran afecto, protección, nos relajan los nervios, nos producen profunda alegría y hasta empatía, pues son seres con voz de creación expresiva …

… el animal nos ofrece más seguridad y mayor incondicionalidad que ni el mejor de nuestros amigos y así lo habrá sentido cualquier persona que haya tenido la oportunidad de vivir con animales nobles como un ave, el caballo, el perro y aún el gato.

Ventajas

- Convertirse en confidentes y facilitar la expresión. Los niños le hablan a sus mascotas en privado y le cuentan sus secretos, entonces papás, estar atentos

- Les dará lecciones a cerca de la vida: la reproducción, el nacimiento, las enfermedades, los accidentes, la muerte y el duelo.

- A apreciar y cuidar la naturaleza.

- El respeto por el otro, en especial con los seres vivos.

- Estimular la actividad física, el hecho de sacar la mascota le exige que se ejercite.

- Experimentar que es el bienestar para otros

- Desde otra perspectiva conocer la lealtad, el afecto y el amor


Una mascota ayuda a

- Desarrollar destrezas sociales.

- Controlar los impulsos de agresividad e irritabilidad, sobre todo en los más pequeños

- Desarrollar la capacidad para asumir responsabilidades por su propia cuenta.

- Despertar el interés por las necesidades del otro, al suministrarle agua, alimento y cuidado.

- Seguir modelos como el de los padres. Si observan un comportamiento favorable lo aplicarán con sus mascotas.

Recomendaciones

- Enseña al niño a dar amor, a tener cuidado y ser responsable con los animales.

- Hacerle ver que la mascota no es un juguete sino un integrante más de la familia y del que tiene que hacerse responsable.

- Que comprenda que requiere modificar ciertos hábitos y en caso de salir de vacaciones, dejarlo y organizar con quién y cómo buscando su bienestar.

- Que esté pendiente de la salud de la mascota, que incluye vacunas, desparasitación y cuidados en general.

- Que se tengan unas normas para educar el animal con parámetros adecuados y no recurrir a castigarlo cuando no se le ha enseñado con constancia y dedicación.

- No automedicarlo cuando presente algún síntoma de enfermedad o malestar, que en esos casos es mejor el veterinario.

- Tener en forma escrita y fijar en lugar visible las tareas asumidas por cada miembro de la familia para el cuidado de la mascota.

 

VOZ DEL EXPERTO

LUZ AMPARO SÁNCHEZ DE CAÑAS

Psicóloga y Licenciada en Educación preescolar

1. ¿Cuáles son los aspectos a evaluar cuando el hijo solicita una mascota?

- La edad del niño. Es aconsejable que tenga mínimo entre 5 y 6 años, pues en edades menores no son cuidadosos y no pueden asumir responsabilidad para el cuidado de una mascota.

- El carácter del hijo. Si no le gusta jugar y es más dado a estar en el computador u otro tipo de juegos, no dedicará tiempo a consentir la mascota y tenerla sería para que sufriera y estuviera triste.

- Seleccionar. Si la mascota escogida es un perro hay que saber escoger la raza y el tamaño, se aconsejan razas pequeñas y que sean amigables y tranquilos.

- Compromiso. Saber que tener una mascota requiere tiempo, dinero y esfuerzo, para garantizarle un medio optimo para vivir e interactuar con el hijo.

2. ¿Qué beneficios trae el que los niños tengan una mascota?

Dentro de los beneficios se cuenta el que los niños se sientan acompañados y aprendan a adquirir responsabilidades y obligaciones con la ayuda a la limpieza, higiene, educación y distracción del animal.

Por otra parte, ayuda a formar el carácter haciendo de él una persona con obligaciones y responsabilidades acordes a su edad.

Finalmente ayuda a la formación de la autoestima del hijo al recibir y dar afecto y atenciones a la mascota, tener consideración y pensar, ayuda a salirse del egocentrismo.

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad