Si para todo tiene una excusa, preocúpese | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Jue Dic 14 2017
24ºC
Actualizado 05:11 pm

Si para todo tiene una excusa, preocúpese | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-06-29 05:00:00

Si para todo tiene una excusa, preocúpese

“Llegué tarde porque me quedé en un trancón horrible”, “no fui a tu cumpleaños porque estuve enferma toda la noche”, “no pude cumplir con el informe porque le entró un virus al computador”, “el error del balance fue culpa de mi compañero que no entregó todo a tiempo”.
Si para todo tiene una excusa, preocúpese

Estas son algunas de las tantas excusas que usan las personas para evadir la responsabilidad sobre sus actos.

A muchos les cuesta decir “llegué tarde porque salí justo a las 8:00 a.m.” o “lo siento, no quise ir a tu cumpleaños porque estaba baja de ánimo o no quería encontrarme con X o Y persona”.

Mucho menos son capaces de decir “qué pena, asumo el error”, pues lo más fácil es recargarle la responsabilidad al otro.

Lo cierto es que para todo hay una excusa y como se dice por ahí: “desde que se hicieron las excusas todo el mundo queda bien”.

Evalúe qué tanto las usa o si es capaz de responder por sus actos.

preguntas y respuestas

Freddy Hernando Cristancho

Psicólogo especialista en Desarrollo mental y Programacion Neurolingüística

¿Por qué usamos continuamente las excusas?

Las excusas son una vertiente de la falta de responsabilidad y honestidad que como seres humanos debemos poseer, generalmente ante la incapacidad de asumir compromisos, puntos de vista o simplemente apreciaciones en cualquier momento. Por eso se acude al camino más fácil, el de sacar excusas que no es otra cosa más que una mentira en la que tarde o temprano se cae en un equivocado estilo de vida.

Las excusas son un dañino efecto de la cultura del facilismo, del quedar bien a costa de lo que sea y la mayoría de veces sin contemplaciones hacia uno mismo y hacia los demás.

También se ha idealizado el pensamiento de que sacar excusas es un efecto social válido para “quedar bien”. Ya es común aferrarse a cualquier razón, sea real o inventada, para justificarnos.

¿Cómo dejar a un lado las excusas?

Teniendo claro el concepto de “sinceridad” que no es otra cosa más que asumir de manera objetiva y responsable el transcurrir o el andar de nuestros actos, tantos los correctos y los equívocos  de forma certera, con la frente en alto y con la capacidad de buscar soluciones acordes a  la verdad y sapiencia de la capacidad humana de discernir y asumir un compromiso serio de la  vida. El resultado de esto no es otra cosa que una imagen seria, honesta y responsable

LISTA

Deje a un lado

las excusas

1Asuma una actitud de responsabilidad siendo honesto en la vida.

2Entienda que el camino más fácil es el de aceptar los propios errores.

3Tenga en cuenta que a veces la vida hay que vivirla mediante caídas para aprender a levantarse de sus propias  equivocaciones.

4No sea temeroso, afronte sus errores. Comience por tener una actitud positiva de la vida.

5Quítese de encima las angustias y estará con una mente limpia y sana para actuar con más sabiduría.

6Vea con positivismo todo lo que le pasa en la vida. Seguro que así su corazón se sentirá libre de excusas y dejará de usarlas porque al contrario se animará a hacer las cosas que no hacía por pereza o falta de ánimo.

7Acuda a las cosas que le gusta hacer en la vida y que lo motivan. Eso desbloqueará la mente de la rutina y de la pereza para descubrir las capacidades.

No cometa errores

Muchas veces el mal hábito de las excusas se aprende en el hogar.

El psicólogo Freddy Hernando Cristancho explicó que “es dentro del hogar donde más se infunde estas costumbres equivocadas. Cuando los padres inducen a sus hijos a que mientan por ellos, o por el contrario mienten delante de ellos sin contemplación de lo que le están enseñando a sus hijos”, agregó el profesional.

preguntas y respuestas

Felipe Andrés Moreno

Psicólogo

¿Por qué usamos continuamente las excusas y no somos capaces de aceptar culpas o responsabilizarnos?

Creo que sin darnos cuenta nos volvemos irresponsables y estamos creyendo que nunca pasará nada, decidimos llegar tarde a un evento o reunión porque creemos que siempre comienzan 15 o 30 minutos tarde, que si llegamos 5 minutos después de la hora indicada al trabajo no pasará nada, y con sucesos así es que nos empezamos a volver permisivos e irresponsables.

¿Las excusas se convierten en un recurso para no aceptar la culpa en determinadas situaciones?

Totalmente, siempre queremos quedar bien, lo malo es que nos acostumbramos tanto a decir excusas que llega el día en que nosotros mismos nos creemos y justificamos nuestras fallas.

¿Cómo aprender a asumir nuestros propios errores?

Siendo personas serias para no caer en la irresponsabilidad, que tomemos conciencia de nuestros errores, no se trata solo de reconocerlos sino de corregirlos para evitar caer de nuevo en ellos.

¿Cómo ponernos a prueba y saber si estamos cayendo en un continuo flujo de excusas para todo en nuestra vida?

Un ejercicio que podemos hacer es analizar si cuando hacemos las cosas mal, nunca  sentimos que tenemos algo de responsabilidad. Otro ejercicio es estar tropezando con la misma piedra. La persona debe mirar si en el momento en que se equivoca asume de inmediato que el error fue del otro y poco se detiene a pensar por qué falló él.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad