Publicidad
Publicidad
S谩b Dic 10 2016
20ºC
Actualizado 06:51 am

Los reyes del atajo | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-07-04 05:00:00

Los reyes del atajo

El mensaje que le ha llegado a m谩s de 40 millones de colombianos por parte de altos integrantes del Estado en los 煤ltimos a帽os, es fuerte y claro. La cultura del atajo, esa cuyo modelo dice que todo es v谩lido para obtener lo que se quiere, no importa si es legal o no, es la que impera en las entidades p煤blicas y muy particularmente en el Congreso, as铆 como en los entes investigadores y las contralor铆as.
Los reyes del atajo

Lo sucedido con cientos de parlamentarios recientemente, que no solo han carecido de escr煤pulos para aliarse con grupos criminales para hacerse elegir, al tiempo que otros, una vez elegidos, se dedican a llenar sus bolsillos a manos llenas con el dinero de los contribuyentes, parece no tener fin.

El allanamiento del que fue objeto un senador santandereano, en el que le fue encontrada una abultada suma de dinero que no ha podido explicar, as铆 como el esc谩ndalo en el que se encuentra envuelto el Contralor de Bogot谩 junto con el parlamentario Germ谩n Olano por el presunto pago de comisiones y cobro de sobornos por cuant铆as de varios miles de millones de pesos, no deja duda alguna. El Estado colombiano est谩 corrompido hasta sus tu茅tanos y ninguna de las tres ramas del poder est谩 exenta de vicios.

Pero eso ya todo se sabe. Y es precisamente por esa raz贸n que uno de los lemas de campa帽a de Antanas Mockus en las elecciones pasadas, deber铆a ser adoptado como bandera personal por el gobierno pr贸ximo a instalarse el 7 de agosto.

En otras palabras, este pa铆s tiene que combatir con m谩s 铆mpetu que a la guerrilla, a la cultura del atajo, a la costumbre de la marrulla, si alg煤n d铆a quiere realmente dejar atr谩s el subdesarrollo.

Lamentablemente, la administraci贸n presente no lo entendi贸 de esa manera y bajo su paraguas estallaron casos como el de la Yidispol铆tica, las interceptaciones ilegales de tel茅fonos y el Agro Ingreso Seguro que empa帽aron sus 煤ltimos d铆as de gobierno.

Pero es precisamente de esa experiencia ajena de la que debe aprender el nuevo Primer Mandatario, para que junto a su equipo aproveche para acabar con esa cultura del atajo que literalmente se est谩 devorando al pa铆s.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad