Publicidad
Publicidad
Vie Dic 2 2016
20ºC
Actualizado 07:35 pm

HAGASE OIR | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-07-14 05:00:00

HAGASE OIR

HAGASE OIR

Ahora inicia una demanda contra el Estado colombiano por los incontables daños materiales y emocionales causado por los años de secuestro; la pobrecita solamente espera que se le cancele la bobadita de 14.000 millones de pesos como indemnización; creo que le va a tocar cambiar su demanda y hacerla efectiva contra los narcoterroristas de las farc quienes fueron sus secuestradores. La culpa de todo esto es de Ingrid, ella desobedeció las órdenes del gobierno de no entrar en esa zona de alto riesgo y firmó un documento en el  que se hace responsable de las futuras consecuencias y de su irresponsabilidad ante el peligro.

Verdaderamente como se dice “está pelando el cobre” y nos está enseñando la verdadera imagen: desagradecida, ingrata y desleal con nuestro pueblo que tanto la lloró y suplicó su entrega por todos los medios posibles. Su ingratitud muestra cómo muerde la mano del amo que luchó por su rescate y la de todos los policías, militares, cuerpos de inteligencia quienes expusieron sus vidas por traerla a la Libertad.

Diego Serrano Acevedo

Muro en peligro

Es increíble por no decir insólito, que los ciudadanos tengan que interponer una “Acción Popular” ante  el Consejo de Estado, para conseguir que la  alcaldía de Bucaramanga en un término de dos meses construya un muro de contención situado en la parte baja del Viaducto García Cadena. Según el Consejo de Estado, este muro podría colapsar en cualquier momento.  Si esto ocurriera, allí sucedería una tragedia de grandes proporciones”. En el barrio El Prado sin  que nadie le solicite a la alcaldía que reselle las vías vehiculares, los contratistas colocan delgadas capas de asfalto sobre el pavimento que está en  muy buen estado. En cambio, otras vías vehiculares que están llenas de huecos los funcionarios de infraestructura y los contratistas no las conocen o no pasan por ellas, o esperan que los ciudadanos interpongan Acciones Populares para que las arreglen.

Miguel Jaimes

Bucaramanga y Harlem

Nuestra ciudad se está pareciendo día a día a este barrio neoyorquino por el aumento de indigentes y la inseguridad en sus calles. Tanto aquí como allá, la proliferación de Casinos y Templos de diferentes tendencias, refleja la inestabilidad social que nos acosa. Pareciera que fueran de opuesta inspiración, pero no lo son tanto.

En cualquier garaje o casa vecina se permite la instalación de estos negocios o Centros de Oración, contrarios a la tranquilidad de los residentes por la invasión de vehículos y ruido de toda índole, que incluye cánticos o muchas veces gritos histéricos, producto del fanatismo.

“Hay que orar en silencio para que el Diablo no escuche”, me decía una monja española cuando era niño. Los encargados de estas casas no aceptan este argumento porque entre otras cosas, el delirio bien manipulado es bastante lucrativo.

Si uno está descansando un domingo en su residencia, no tiene por qué soportar los sermones, música y canto de las continuas ceremonias de ese día, como sucede en la calle 49 con 27A o en el sector de la carrera 36 con 42 de Cabecera, en donde los andenes se invaden de vehículos durante estas horas.

Qué tristeza ver tanta inestabilidad en nuestra ciudad, caracterizada por la ausencia de andenes, abundancia de vendedores ambulantes, casinos, prostitución, pordioseros, mugre y este tedioso aditivo llamado religión popular, que pretende enmascarar todo lo anterior.

Orlando Serrano Orejarena

Espacios deportivos

Soy un joven de 18 años y desde hace un par practico el BMX que consiste en hacer “piruetas” con una pequeña bicicleta.  El BMX es un deporte que requiere de tiempo para ejecutarse, por lo menos de forma aceptable.  Hace algún tiempo tuve una hermosa bicicleta la cual compré con unos pesitos que tenía guardados, pues me pareció muy bonita y era la que necesitaba para practicar mi deporte favorito; no habían pasado 3 ó 4 meses cuando me la robaron y aunque perseguí al ladrón, nada pude hacer para recuperarla ya que se esfumó entre las calles de una invasión. ¡Perdí mi bicicleta que tanto trabajo me había costado para comprarla!. Después de haber superado la tristeza que me dejó el robo y haber ahorrado otra vez, me he decidido por comprar otra bicicleta y no es que sea “pendejo” o “caído del zarzo”, simplemente el que tiene una pasión y en la lucha por defenderla cae, vuelve y se levanta.

Debido a ésto y consciente de que lo que me pasó a mi le ha pasado a más de uno, aprovecho para dirigirme al Alcalde, Fernando Vargas para que por favor gestione el proyecto del parque de deportes extremos, sitio en el que tanto practicantes de BMX como de Skate o patines, podamos disfrutar tranquilamente de nuestros deportes, sin miedo a que nuestras aficiones se desmoronen en manos de degenerados que solo buscan hacer el mal. Ojalá el proyecto se realice pues sería uno de los primeros en disfrutarlo y aplaudir al Alcalde.

Mauricio Isaza

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad