Hay pobres de todo | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Mar Dic 12 2017
18ºC
Actualizado 06:59 am

Hay pobres de todo | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-07-22 05:00:00

Hay pobres de todo

Hay pobres de todo

Hay pobres de todo: sí, hay pobres que no tienen dinero. Pero también hay pobres que no tienen tiempo, que no tienen esperanzas, que no tienen ilusiones, que no tienen ganas de hacer algo, que no tienen amigos, que no tienen a Dios…

Y todos estos pobres, en su mundo interno tienen el sueño de ser ricos algún día, de recibir algún día una buena limosna que les cambie su vida, de algún día tropezar con el mago que les dé la lámpara milagrosa.¿Y quién no tiene sueños?

Pero la vida, que quiere prosperidad para todos y prosperidad en abundancia, reparte las oportunidades a granel por doquiera. Nadie puede decir que la vida le negó la oportunidad de enriquecerse, de conocer nuevos horizontes, de aprender un oficio y una profesión.

Lo que ocurre es que hay que abrir la mente a nuevas y múltiples oportunidades. El 90% de los fracasos se debe a la cerrazón mental. No oír, no creer, no valorar, no decirse ésta es mi oportunidad, He aquí la gran diferencia de los mendigos que se convierten en personajes ricos, y los que seguirán 15, 20, 30 años mendigando.

La cerrezón mental lleva a apegarse a una situación, así sea pobre, triste y dolorosa, a cambio de atreverse a lo nuevo, a lo diferente; la mayoría de pobres son conformistas, rutinarios, estancados, repetitivos, miedosos.

Cuando la oportunidad de riqueza se hace presente, simbolizada en el mago, es preciso seguir sus normas:

Saber recibir instrucciones; adquirir dinero es una ciencia exacta; hay que aprenderla.

Manejar las cuatro leyes del dinero requiere conocimiento; activar las leyes de la prosperidad, exige saberlas en detalle. Por eso quien quiera recibir el regalo milagroso, exige atención, apertura al conocimiento, al aprendizaje.

Cuando se quiere pasar de una situación de pobreza a otra de riqueza, se presenta un conflicto entre la mente consciente y la subconsciente; entre toda la programación de pobre que por largo tiempo se ha manejado, y la nueva programación que se necesita construir. Esta última debe ganar, porque lo normal en la vida es la prosperidad, a alegría y la felicidad. Los miedos la escasez, las limitaciones, nos fueron inculcados en la niñez, hay que descartarlos.

Todo requiere esfuerzo, es insistir en los objetivos, es persistir en los planes, es la oración constante. Muchos lo hacen y serán los próximos millonarios.

Muchos deciden seguir siendo pobres. Muchos se dejan dominar por el miedo a la riqueza, al éxito. Muchos decidieron ser ricos pero no quisieron pagar el precio del esfuerzo perseverante.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad