Publicidad
Mar Feb 28 2017
21ºC
Actualizado 09:40 pm

Temas Urbanos | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2008-09-16 00:57:50

Temas Urbanos

MEMORIA Y VIOLENCIA.- Imaginemos que un danés llegó a Colombia hace 20 días  y comienza por conocer el país; acude a los medios, digamos “Semana”, dirigida por otro del santoral y propiedad de un  poderoso grupo económico.
Temas Urbanos

Cómo no sorprenderse, si en solo tres entregas aparecen allí informaciones tan espantosas que, haciendo periodismo serio y responsable, no se pueden silenciar solo para obedecer falsos patriotismos –patrioterismo- de callar antes que denunciar, sin sentir la vergüenza de ser mirados como somos. Es solo leer algunas informaciones de lo que ha venido sucediendo en el país de los últimos 25 años, tiempo durante el cual según Antonio Caballero, vienen ganando los malos.

Entre 1990 y 1999 Medicina Legal practicó 547 necropsias a cuerpos que flotaban en el caudal del Cauca (“Río Tumba”) entre Cauca, Valle y Risaralda. Mientras 60.100 formularios han sido radicados por víctimas de la violencia, desafiando el miedo y  buscando reparación; las denuncias por desparecidos de todo tipo ya van en 17.000 aunque son unos 25.000, por lo menos 6 veces más que los desaparecidos durante el régimen de Pinochet.

Las masacres suman unas 505 –Chengue, Trujillo, La Rochela, La Mejor Esquina, Bojayá….sin contar las matanzas continuadas, las escuelas de descuartizamiento ni las campañas de terror para el desplazamiento forzado, con ocupación de tierras y bienes. En conferencia episcopal pasada, se habló de unas 4.000.000 de hectáreas arrebatadas, o sea una reforma agraria por la derecha. Milmillonadas y muertos ¿15.000? en seguridad democrática solo rural.     

El Negro Vladimir confiesa que mató a 14 sindicalistas, cifra muy baja si se compara con la de jefes paras que reconocen 1.000 y más asesinatos para “refundar la república”. Según crónicas periodísticas, en la gestión del “pacificador” –como Morillo- Rito Alejo, hubo en Urabá 216 muertes violentas por 100.000 habitantes en operaciones donde se mencionan las Convivir y el nombre del gobernador Uribe, oferente del homenaje de desagravio en el Tequendama, lleno hasta las banderas de gente de bien.

Entre esa multitud hacían presencia los empresarios, cuyo 91% según “Semana” dejando memoria escrita, acude al soborno en sus relaciones comerciales. Panorama dantesco e incompleto; es posible que nuestro danés termine pensando lo que se sospechó de los nazis, maestros de quienes hicieron lo que hicieron; que posiblemente no pertenecían a la raza humana.

PD: Pablus Gallinazus dijo, celebrando los 50 años del Nadaísmo, que está de acuerdo con la reelección del presidente Uribe, pero cambiándole el nombre al país por el de Teodolandia.    

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad