Lunes 22 de Septiembre de 2014
Informe Salud
Patrocinado por:
Martes 27 de Agosto de 2013 - 08:15 AM

En oftalmología, la tecnología hace la diferencia

Suministrada / Vanguardia Liberal
En Bucaramanga el trabajo científico de un grupo de especialistas de la Foscal liderado por el doctor Virgilio Galvis Ramírez, reconocido a nivel nacional e internacional por los resultados obtenidos mediante la técnica Excimer Láser en más de 15 mil pacientes operados con éxito, lo posicionan como un centro de referencia para el tratamiento de los defectos refractivos.
(Foto: Suministrada / Vanguardia Liberal)
La cirugía Excimer Láser se puede realizar cuando el defecto se estabiliza; en los miopes esto sucede, por lo general, entre los 19 y 20 años, y en los hipermétropes, usualmente después de los 15 o 16 años. Es necesario que no haya ninguna otra enfermedad en los ojos y que la córnea sea normal en su espesor y curvatura.

Los avances del conocimiento y la tecnología médica hoy permiten que las personas con defectos visuales tengan la oportunidad de eliminar el uso de gafas o lentes de contacto y tener una visión que les permita realizar sus actividades sin depender del uso de esas ayudas visuales.

La cirugía refractiva con Excimer Láser es un procedimiento revolucionario, de alta tecnología, utilizado para corregir defectos visuales tales como miopía, hipermetropía, astigmatismo y sus combinaciones. Es un procedimiento ambulatorio que no genera incapacidad para el paciente, se realiza mediante anestesia local con gotas y permite retornar a las actividades cotidianas con una rápida recuperación visual.

¿Cómo funciona?

El Excimer Láser emite una luz ultravioleta con una longitud de onda específica que se aplica sobre la córnea, que es la estructura transparente más externa del ojo, causando un efecto de moldeamiento que permitirá corregir la miopía, hipermetropía o el astigmatismo, según sea el caso, cambiando la forma de la córnea, aplanándola o incurvándola ligeramente, para de esta forma lograr el enfoque correcto de las imágenes en la retina; en otras palabras, es como tallar directamente en la córnea el lente que el paciente utiliza en sus gafas o lentes de contacto, para así eliminar definitivamente su uso.

Para realizar un procedimiento Excimer Láser el paciente requiere previamente la valoración por parte del oftalmólogo, quien indica una serie de exámenes especializados como la topografía corneal, para analizar los detalles de la córnea como su forma, su curvatura y espesor. Con estos resultados y las pruebas de visión, el especialista estudia el caso y establece el plan quirúrgico mediante la técnica Excimer Láser.

La cirugía

El primer paso de la cirugía se realiza con un instrumento especial, llamado microquerátomo, que levanta un flap o lámina de tejido corneal superficial de 130 a 160 micras, para exponer una capa más profunda llamada estroma, en la que se aplica el láser para cambiar ligeramente su forma.

Para el caso de la miopía, el láser aplana un poco la parte central de la córnea y para la corrección de la hipermetropía la hace más convexa, de esta forma se corrige el defecto y el paciente mejora su visión.

Una vez concluye la aplicación del láser se repone el flap corneal en su posición original sin necesidad de suturas. Este tipo de cirugía se conoce como Lasik. En algunos casos de córneas delgadas se aplica una técnica llamada PRK o ablación de superficie, en la cual el láser se aplica directamente sobre la superficie de la córnea, sin levantar un flap.

Días después

Durante las primeras semanas después de la cirugía es probable que la visión no sea perfecta debido a una mínima inflamación de la córnea. Sin embargo, la calidad de la visión, inclusive desde el primer día después de la cirugía, será lo suficientemente buena como para realizar en forma práctica todas las actividades cotidianas como conducir, ver televisión y trabajar en el computador.

Es posible que el paciente experimente transitoriamente un cansancio adicional o dificultad para enfocar algunas imágenes. La cicatrización completa, con estabilización definitiva de la córnea, se toma tres meses. La posibilidad que el paciente no requiera gafas luego de esta cirugía está por encima del 98%.

Los cuidados

- Evitar cualquier posibilidad de golpe directo en los ojos, no practicar deportes de contacto fuerte y evitar frotarse los ojos. Este cuidado es muy importante durante los primeros tres meses.

- Evitar el ingreso de agua de piscinas o del mar en los ojos, durante tres semanas.

- Usar gafas de protección para conducir motocicleta o bicicleta, con el fin de evitar recibir polvo o cualquier objeto que pueda lesionar el ojo.

- El esfuerzo físico no implica ningún problema, el paciente puede realizar aeróbicos, levantar pesas y trotar, desde el segundo día de la cirugía.

- Si se corrige solo la visión lejana, los pacientes mayores de 40 años deben tener en cuenta que debido a la presencia de la presbicia, que es normal por la edad, van a requerir gafas después de la cirugía para sus actividades de visión cercana como leer, tejer y coser.

LA VOZ DEL EXPERTO

DR. VIRGILIO GALVIS RAMÍREZ MD. OFTALMÓLOGO EXCIMER LASER AMARIS SCHWIND

“El Centro Oftalmológico Virgilio Galvis en su permanente proceso de actualización, ofrece hoy a los pacientes la más moderna y sofisticada tecnología para la corrección y tratamiento de las enfermedades refractivas o defectos visuales tales como miopía, hipermetropía y astigmatismo. Se trata del Excimer Láser Amaris 750 Hz, con desarrollo de avanzada que marca una diferencia sustancial con todos los demás equipos existentes en el medio.

El Láser Amaris es mucho más exacto porque trabaja a una frecuencia de 750 disparos por segundo y cada disparo con un diámetro de 0.54 milímetros. De esta forma, ‘talla’ en la córnea de manera muy fina, moldeando su forma con absoluta precisión. Otra de las grandes y avanzadas diferencias de este equipo láser es el ‘Eyetracking’, utilizado para neutralizar los movimientos del ojo y permitir un tallado perfecto. Este sistema fija el centro de la pupila y el limbo y controla de manera activa 1.050 veces por segundo las seis posiciones espaciales que puede tomar el ojo. Una de las características únicas adicionales de este láser es que ajusta automáticamente dos niveles de energía durante el tratamiento: nivel alto para acelerar el tratamiento y bajo para la corrección final. Adicionalmente, posee un control inteligente para reducir el efecto térmico sobre la córnea y compensa de manera activa los movimientos torsionales del ojo que puedan ocurrir durante la cirugía.

Dr. Alejandro Tello Hernández MD. OFTALMÓLOGO

“La cirugía Excimer Láser permite la corrección de defectos visuales en un rango muy amplio. Las miopías, con o sin astigmatismo, se pueden corregir desde tan bajas como -0.75 dioptrías hasta -8.00 dioptrías aproximadamente; los casos de hipermetropía hasta un valor aproximado de +6.00 dioptrías, y los astigmatismos hasta aproximadamente -7.00 dioptrías.

Existe otra técnica quirúrgica avanzada que permite ofrecer corrección a quienes presenten defectos muy altos: la implantación de un lente intraocular especial. Con esta técnica se pueden corregir casos hasta de -26.00 dioptrías de miopía y +13.00 de hipermetropía. En 1998 el Doctor Galvis fue el pionero en Colombia de esta cirugía, desarrollada en Holanda”.

Publicada por
Información de Salud
Su voto: Ninguno (5 votos)
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones