Publicidad
Jue Sep 21 2017
20ºC
Actualizado 10:00 pm
Miércoles 14 de Diciembre de 2011 - 05:31 PM

Joven fue asesinado de dos disparos en el Norte de Bucaramanga

Dos disparos acabaron la vida de un joven de 20 años identificado por las autoridades como Marlon Baudillo Parra Esparza en hechos ocurridos este miércoles a las 11:45 de la mañana.
Archivo / Vanguardia Liberal
Joven fue asesinado de dos disparos en el Norte de Bucaramanga
(Foto: Archivo / Vanguardia Liberal)

El crimen se registró en la cancha del barrio La Transición IV, en el Norte de Bucaramanga, donde según testigos la víctima fue interceptada por un sujeto que se le acercó y sin mediar palabra le disparó.

Parra Esparza recibió un disparo en la cabeza y otro en el tórax que lo dejaron tendido en el piso mientras el agresor emprendió la huida entre las escaleras que conducen al barrio La Juventud.

Tras el atentado el joven fue auxiliado y en un vehículo fue trasladado al Hospital Local del Norte donde lo estabilizaron. No obstante, ante la gravedad de las heridas que sufrió los médicos ordenaron su traslado al servicio de urgencias del Hospital Universitario de Santander, HUS.

Durante dos horas los médicos que atendieron Parra Esparza hicieron lo posible por salvarle la vida pero la gravedad de las heridas que sufrió terminaron por causarle la muerte a las 2:30 de la tarde.

No puede ser Dios mío. Yo le preparé el almuerzo y me quedé esperándolo. Él me dijo que no se demoraba…por qué, por qué”, decía la esposa de la víctima en la puerta del HUS al enterarse de la trágica noticia.

A las 3:00 de la tarde los familiares de la víctima se agolparon en la entrada del HUS donde protagonizaron dolorosas escenas.

“No sabemos qué fue lo que pasó, nos llamaron para avisarnos que él estaba herido y que lo habían trasladado al hospital”, dijo entre sollozos un familiar de la víctima.

Agentes de la Unidad Móvil de Criminalística del Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, de la Fiscalía, realizaron la diligencia de levantamiento del cadáver el cual permanece en la morgue del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses, seccional Bucaramanga.

De acuerdo con las autoridades la víctima residía en el barrio La Independencia, también en el Norte de Bucaramanga, trabajaba como plomero y era padre de una niña de un año.

Por ahora la Policía, a través de la Unidad Investigativa de Homicidios de la Sijín, no tiene pistas ni del autor ni de los móviles del asesinato.

Publicada por
Su voto: Ninguno (5 votos)
Etiquetas:
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad