Domingo 15 de Julio de 2018 - 12:01 AM

Hallan sin vida el cuerpo de joven en Piedecuesta

Aparentemente la víctima fue torturada y ahogada. Posteriormente, dejada entre unas rocas en aguas poco profundas y cubierta de tierra.
M.V. / VANGUARDIA LIBERAL
El padre de la víctima afirma que pese a que él consumía estupefacientes, no era delincuente.
(Foto: M.V. / VANGUARDIA LIBERAL)

Como Erwin Yesid Camacho fue identificado el cuerpo de un joven, de aproximadamente 20 años de edad, que fue enterrado, en el sector conocido como La Finca, a orilla del río de Oro, en Piedecuesta.

Según cuentan los familiares del occiso, desde el pasado martes 10 de julio, sobre la 1:00 de la tarde, le perdieron el rastro a ‘Pepe’, como comúnmente le decían. Desde que salió de casa nunca llegó a dormir, a comer o a cambiarse de ropa, como era de costumbre.

Le puede interesar: Conozca las ocho medidas del Gobierno para proteger a los líderes sociales

Por eso, al ver que las horas pasaban y que no sabían nada de él emprendieron una angustiosa búsqueda, rogándole a Dios que no le hubiera pasado nada malo. Por lo general, siempre se iba hacia la cancha del barrio Cabecera del Llano, a consumir estupefacientes, pero por allí no andaba.

Con los comentarios que medio llegaban a los oídos se les pasó por la mente que de pronto se había ahogado, tras sufrir un ataque de epilepsia; de hecho, así interpusieron la denuncia de desaparición.

Sin embargo, Defensa Civil y Bomberos, el miércoles pasado, descartaron esta posibilidad, tras no encontrar nada y evidenciar que el caudal estaba muy bajo para esa posibilidad.

“Se hizo barrido por todo el cauce del río desde los pozos, hasta un punto a donde siempre van a dar los cuerpos pero no se halló, además el cauce del río estaba a bajo nivel y era imposible que se hubiese ahogado”, explicó Juan Carlos Garzón, miembro de la Defensa Civil de Piedecuesta.

Un giro inesperado

En la noche del jueves todo cambió de rumbo, luego de que personas se le acercaran a los familiares y les dijeran que a ‘Pepe’ lo habían matado y lo habían enterrado.

Lea también: Credhos pide analizar con lupa recientes amenazas a líderes

Pero la sorpresa fue aún más grande cuando llegaron al sitio señalado y los mismos consumidores de drogas que invaden el área, restringieran el paso de quienes osadamente intentaban buscar una señal para dar con el paradero del joven.

“Siempre decían que a ese lado no pasaran, pero el viernes en la noche sí dejaron y cuando se acercaban decían frío, caliente, caliente y se burlaban”, comentó un familiar, quien aseguró que a Erwin “lo encontraron a las 7:00 de la mañana, de ayer, en el lugar donde ya se había buscado. Lo habían enterrado como para no encontrarlo”.

Sobre la forma en cómo se produjo este crimen, aún no hay certeza, por eso la familia solo espera el dictamen del Instituto de Medicina Legal para que les ayude a esclarecer el panorama. A simple vista no se le encontró ninguna herida con arma de fuego o blanca, solo hematomas en la espalda.

“Él fue torturado, lo ahogaron y lo enterraron ahí. Ya se están recogiendo testimonios. Al parecer lo mataron por venganza porque él había tenido conflictos con uno de los muchachos como hace dos años, a quien precisamente testigos están señalando como uno de los presuntos homicidas”, dijo Erwin Camacho, padre del joven asesinado.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad