Publicidad
Mar Feb 20 2018
22ºC
Actualizado 09:30 pm
Martes 06 de Febrero de 2018 - 12:01 AM

Dos habitantes de calle fueron asesinados con armas blancas en Bucaramanga y Piedecuesta

Las víctimas fueron identificadas como Jhon Villamizar y Jhon Villalba. Con ellos, la cifra de asesinados en el área metropolitana aumentó a 13 personas en lo que va corrido del año.
M.V. / VANGUARDIA LIBERAL
En esta calle del asentamiento humano ‘José María Córdoba’, en el norte de la ciudad, se registró la agresión en la que perdió la vida Jhon Alexander Villalba, de 21 años.
(Foto: M.V. / VANGUARDIA LIBERAL)
Archivo / VANGUARDIA LIBERAL
El Cuerpo Técnico de Investigación, CTI, realizó el levantamiento de ambos cadáveres.
(Foto: Archivo / VANGUARDIA LIBERAL)
Jhon Villamizar.

Entre las 8:00 y las 10:00 de la noche del pasado domingo, se registraron dos personas asesinadas en dos puntos del área metropolitana. En ninguno de los casos hubo capturas.

El primer crimen tuvo lugar en la carrera 1 con calle 2N del Barrio Paysandú, de Piedecuesta, en donde Jhon Jairo Villamizar Hernández, de 22 años, recibió una puñalada en la espalda en medio de una violenta riña.

Lea también: Niño de dos años murió en un incendio en Santander

De acuerdo con el testimonio de los familiares de la víctima, el homicidio podría obedecer a un problema personal que tenía el hoy occiso con un sujeto, desde tiempo atrás.

“Me llamó un conocido y me dijo en la cancha de Paysandú habían herido a Jhon Jairo. Él sí había tenido por ahí sus problemas y lo habían cortado algunas veces en peleas, pero para que lo fueran a matar no se qué pasaría. Comentan que fue un tal ‘Mechas’, otros que fue ‘La Momia’, uno no puede decir que fue fulano, porque no se sabe. Toca esperar a que se investigue”, manifestó Antonio Villamizar, padre del fallecido.

De inmediato, la familia del joven se desplazó al sitio de los hechos para auxiliar a su ser querido. Al llegar fueron informados de que ya la Policía lo había trasladado en una patrulla al Hospital Local de Piedecuesta.

En el centro asistencial, debido a la gravedad de la lesión, los médicos decidieron remitirlo al Hospital Universitario de Santander, HUS.

Lea también:  Asesinan a un patrullero de la Policía en Barrancabermeja

Tras haber sido informados de la situación, los familiares se trasladaron al HUS a la espera de tener noticias del estado de salud de su ser querido.

Sin embargo, sobre las 8:20 de la noche, justo en el momento en que Villamizar Hernández iba de camino para el HUS se agravó, por lo que tuvo que ingresar de urgencias al Hospital Internacional de Colombia, HIC, en donde intentaron reanimarlo. Finalmente, el joven falleció.

Del occiso se conoció que desde hace cinco años era habitante de calle y pernoctaba por el barrio El Refugio, lugar donde vivían sus padres, y por Paysandú.

Lea también: Ambulancia no pudo pasar y una paciente falleció en el camino en Santander

“No me deje papi”

Apenas dos horas después del caso ocurrido en Piedecuesta, se registró otro hecho de sangre, esta vez en el sector 1 del asentamiento humano ‘José María Córdoba’, en el norte de Bucaramanga.

Allí, Jhon Alexander Villalba López, de 21 años, un hombre que era habitante de calle desde hace 14 meses, fue apuñalado en el pecho cuando se encontraba sentado en vía pública del lugar antes mencionado. Sus familiares aseguran que el agresor es alias ‘El Negro’, quien a su vez obedecía órdenes de otro sujeto.

“El problema era con un tal ‘Kike’, lo que pasa es que él mandó a ‘El Negro’ para que matara a Jhon. Él estaba sentado, había tenido una discusión con ‘Kike’, pero mandó al otro y de buenas a primeras llegó y le pegó la apuñalada, sin medirle palabras, sin nada. Mucha gente vio lo que pasó”, informó Mileidy Villamizar, expareja del fallecido.

Pese a la herida recibida en el pecho, ‘Chucha’, como era conocido el occiso, se levantó, caminó varias cuadras hasta que se desgonzó a pocos metros de llegar a la vivienda en donde vivía su excompañera sentimental, con quien tuvo dos hijos, un niño de 2 años y otro de 4.

“Caminó mucho, a pesar de la herida. Yo corrí y no me di cuenta que mi hijo de 4 años venía detrás, le decía ¡papá no me deje solo!’, pero cuando yo vi que Jhon no le contestó, supe que era grave. Los dos se amaban, a pesar de su condición, fuera lo que fuera, pero se amaban. Jhon cualquier cosa que tenía se la regalaba a los niños”, agregó la mujer.

Villalba López fue montado en una camioneta y lo llevaron al Hospital Local del Norte, a donde llegó sin signos vitales.

Publicada por
Contactar al periodista
Sin votos aún
Etiquetas:
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad