Publicidad
Mié Sep 20 2017
20ºC
Actualizado 10:00 pm
Domingo 03 de Septiembre de 2017 - 12:01 AM

Autoridades argentinas condenan “violencia” tras protesta por desaparecido

El Gobierno argentino manifestó su “rechazo contundente a la violencia” por los enfrentamientos que hubo recientemente entre un grupo de manifestantes y la Policía al finalizar la marcha para reclamar por la desaparición del activista Santiago Maldonado, que concluyó con 20 heridos y 30 detenidos.
Archivo/VANGUARDIA LIBERAL
Miles de personas reclamaron la aparición con vida del hombre de 28 años, quien fue visto por última vez el 1 de agosto.
(Foto: Archivo/VANGUARDIA LIBERAL )

“Cualquier discusión, cualquier diferencia, cualquier tema que nos separe se debe procesar en el marco institucional, del diálogo, de la democracia: no en el marco de la violencia, como se vivió anoche”, afirmó el jefe del Gabinete de Ministros, Marcos Peña, en declaraciones a Radio Continental.

El pasado viernes, miles de personas reclamaron la aparición con vida del hombre de 28 años, quien fue visto por última vez el 1 de agosto, cuando participaba en una protesta de la comunidad mapuche Lof Cushamen en la localidad de Esquel, provincia de Chubut (sur).

La manifestación estuvo protagonizada por las acusaciones de organismos de derechos humanos, familiares y sociedad civil contra la Gendarmería, que reprimió con balas de plomo y goma la protesta indígena en la que fue visto por última vez el joven, y contra el Gobierno, especialmente la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

Se tornó violenta

El ambiente fue pacífico hasta que una decena de personas que quedaron en la Plaza de Mayo, algunas de ellas con palos, comenzaron a lanzar piedras contra la Policía.

Piden prudencia

El jefe del Gabinete de Ministros, Marcos Peña, insistió en que el “primer objetivo” es encontrar con vida a Maldonado “lo más rápido posible” y en ese sentido, el Estado, apuntó, está colaborando con la Justicia.

Por otro lado, rechazó las “utilizaciones políticas” de esta causa, que, a su juicio, son prematuras porque no hay elementos que puedan confirmar “ninguna hipótesis” y pidió “prudencia” y respeto por las instituciones.

El caso ha generado una fuerte polémica en el país, donde organizaciones humanitarias comparan el hecho con las prácticas de la última dictadura militar (1976-1983), cuando se produjo la desaparición, según datos de esas asociaciones, de 30.000 personas.

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad