Publicidad
Dom Nov 19 2017
23ºC
Actualizado 02:45 pm
Sábado 05 de Agosto de 2017 - 12:01 AM

HAGASE OIR

Envíe su correspondencia a nuestras oficinas o al correo electrónico: hagaseoir@vanguardia.com

Del páramo de

Santurbán.....

¿Quién nos puede garantizar que no contaminen el agua que consumimos con dicha explotación si la Tierra también consume dicho veneno que más tarde se resumirá en nuestras fuentes de agua por culpa de las firmas explotadoras? Pensemos que mañana no podremos comprar este valioso liquido ni con todo el oro del mundo por falta de aguas puras como las que allí nacían. Pongámonos una mano en el corazón, no pensemos en nosotros que pocos almanaques nos quedan ya, sino en nuestras generaciones venideras. Hasta hoy hemos vivido sin cometer un crimen así contra la naturaleza; ¿cuántas muertes vendrán por culpa del brillo de un metal para enriquecer a unos pocos ajenos a nuestro país?

Esperemos que los mandatarios dejen oír sus voces porque el agua es el tesoro más valioso de todo ser viviente; sin este liquido nada ni nadie puede existir. Quienes hemos elegido a los mandatarios queremos escuchar sus voces en favor de la naturaleza, de la sobrevivencia. ¡Hagamos algo!

Marina Cortes de Plata

Monkogua en camino

al naufragio

La paradisiaca Sede Recreacional de Monkogua creada con gran esfuerzo por el magisterio santandereano, ubicada al sur de Piedecuesta donde varias generaciones de profesores, padres de familia, hijos, nietos, amigos pasaron grandes momentos de esparcimiento, descanso y alegría sana, hoy naufraga por estas hipotéticas causas: - Accionistas fundadores dejaron de cumplir sus compromisos pactados por reglamento. - Por la pesada carga de impuestos que el gobierno está imponiendo a estas sedes recreacionales. - Las eternas directivas de Monkogua y Cooprofesores en sus constantes forcejeos de poder, carecieron de creatividad e iniciativa de promoción para darle solidez económica. Profesores como expertos pedagogos resultaron ser pésimos negociantes al vender fincas. -Del valor total acordado en el contrato de venta de la sede recibieron como adelanto una irrisoria suma con derecho a que compradores hicieron unas reformas en la sede. - Las cuotas grandes acordadas en el contrato no las cumplieron, lo más curioso fue que la empresa compradora terminó adueñándose de la sede y hoy las directivas de Monkogua esperan recuperarla mediante una demanda en que los accionistas están en “ascuas” esperando qué pasa con nuestros super expertos negociantes.

Luis Alberto Parra Tibaná

El buen ladrón

Ladrón no es solo el que roba, sino el que permite que otros roben como sucede con nuestro mísero erario. Es imposible que para pequeños o grandes desfalcos, el único ladrón sea el que metió la mano y el brazo hasta el codo. ¿Y los que lo permitieron qué?

Es común encontrar en los medios de comunicación los nombres y apellidos de los ladrones de bajo y medio perfil, con la acotación de que en ese robo hay involucrados altos funcionarios, pero de ellos no dicen sus nombres.

“El que se encuentra en peligro piensa con las piernas “ Bierce.

******

Estoy ansiosa de que empiece oficialmente la campaña presidencial, pues por sus mentiras, los conoceremos.

Graciela de Salcedo

Extraordinaria

felicitación

Una extraordinaria felicitación merece nuestro alcalde Rodolfo Hernández, ex alumno de la U. Nacional, quien expresó su rechazo a la explotación minera de Santurbán por 23 años.

“Nuestro oro es el agua”, debe ser el lema de los santandereanos que nos oponemos a la desertificación de la fábrica de agua que es el Páramo de Santurban y a su entrega a los extranjeros. También merece extraordinaria felicitación por su lucha contra la horda de corruptos que evaporan los recursos públicos (que son nuestros impuestos) y ha permitido conocer el prontuario de algunos de quienes dicen ser los representantes de la voluntad popular. Ni un voto por los corruptos en las próximas elecciones.

Patroclo Gómez

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad