Martes 19 de Septiembre de 2017 - 12:01 AM

HAGASE OIR

Envíe su correspondencia a nuestras oficinas o al correo electrónico: hagaseoir@vanguardia.com

¡Construyamos puentes!

Hay que construir puentes para llegar a nuestros hermanos, alcanzar el perdón y empezar a sanar las heridas que aunque duelan, hay que sanarlas. No desvaloremos la paz por causa de los que viven con sed de venganza clavando la cizaña para estropear todo lo que se ha recorrido. Sé que desde el más allá las víctimas de estos grupos armados que perdieron su vida están clamando por la paz para Colombia, libre de guerras y que vivamos como hermanos como hijos de un mismo Dios, quien es el único juez que impartirá justicia y mientras nos llega ese momento de rendir cuentas, busquemos la paz para todos y que dejemos un hermoso país para las generaciones venideras. Pensemos en las palabras del Papa Francisco, y pongámoslas en práctica que no se las lleve el viento. Por algo Dios quiso que el Papa dejara unas gotitas de su sangre como símbolo del sacrificio por la paz y la reconciliación.

Marina Cortés de Plata

Ojo pensionados

Está a punto de terminar el año fiscal, y el proyecto de ley sobre rebaja ponderada de la contribución para salud en pensiones menores se va a quedar en el limbo. Ojo pensionados, porque se aproximan las campañas electorales y por simple ley de reacción deben racionalizar su voto no entregándolo a sus propios verdugos. Ya es hora de despertar hacia una nueva conciencia electoral, y otra oportunidad para repensar la gobernabilidad de este país comenzando por desplazar con el voto a los mismos con las mismas y los mismos procedimientos de la corrupción. No se dejen llevar por los eternos cantos de sirena; recuerden que la mitomanía ha sido por siempre el mecanismo de la política tradicional y como ya es axiomático, política y mentira van de la mano. “Mentir a los ciudadanos no es cosa que se improvise; es arte con todas sus reglas “(Jonatan Swift).

Mi promesa a los pensionados la dejo gravada en piedra” (presidente Santos). Corolario: de tantas promesas mentirosas, los colombianos tenemos la barriga llena.

Carlos Martínez Rojas

¿Por qué las

autoridades no actúan?

Un ex paramilitar que utilizó dineros de salud y educación para cometer sus fechorías como: Hacer campaña y ganar las elecciones para gobernador; hacerle campaña a sus hijos para que el uno fuese también gobernador y el otro congresista; apoyar a un candidato para ser gobernador también, pero afortunadamente para los que no somos corruptos dicho personaje no ganó, anda pavoneándose con sus hijos entre candidatos de partidos para seguir disfrutando de las mieles que le ha dejado la política y los dineros del paramilitarismo; y además anda en carros lujosos, pagando unas pírricas sumas de dinero a la multa que le impusieron las autoridades.

A un Concejal que lo nombraron para ser gerente de la Terminal de Transportes, le comprobaron hechos cuestionables pero sigue siendo concejal y sin ningún escrúpulo contradice y demanda las decisiones de proyectos del Alcalde y sigue en la curul ganándose el salario por su “ardua” labor.

Que negativa personalidad y falta de honestidad y ética tienen estos individuos para no renunciar sabiendo que les identificaron sus actos. Ojalá que los que votaron por ellos no se dejen comprar otra vez. Parece que la Fiscalía va muy lenta o no quiere actuar, semejante a lo que ha pasado en el Congreso y la Corte Suprema

Guillermo Beltrán

Firmas y doble militancia

Estamos de acuerdo con que el desprestigio de los Partidos Políticos ha llegado a lo más bajo. Por culpa de sus dirigentes y por culpa de quienes los eligen. No responden por sus actos, no sancionan las conductas reprochables de sus avalados. Por eso son barcos que se hunden en el mar de politiquería, clientelismo y corrupción. Sus capitanes, como ratas traidoras, huyen para acampar en la figura constitucional de los grupos significativos de ciudadanos, para presentarse como redentores y pregoneros de la moral pública buscando que el ciudadano desprevenido los apoye en su doble militancia, pues siguen vinculados al partido de sus amores y negociados.

José Ángel Amador Sierra.

Santander, pasión

que no se olvida

Santander es como una serpentina ondulante llena de colores, rostros y sitios turísticos maravillosos. Hay tanto por descubrir y disfrutar en estas tierras deslumbrantes de esplendidos paisajes que cada año se abren más puertas para el visitante. Desde Panachi hasta las Ventanas de Tizquisoque y desde el Hoyo de los Pájaros hasta la Laguna de Ortices, el turista encontrará una gastronomía cautivante por caminos reales, en el parapente y canotaje. Santander le apuesta al turismo.

Julio César Niño Orozco

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad