Publicidad
Lun Feb 19 2018
27ºC
Actualizado 03:36 pm
Viernes 29 de Diciembre de 2017 - 12:01 AM

HAGASE OIR

Envíe su correspondencia a nuestras oficinas o al correo electrónico: hagaseoir@vanguardia.com

Tenemos las llaves

Si usted considera hoy que el país anda muy mal, sus manos tienen la llave para hacerlo cambiar. Varias décadas llevamos mirando su deterioro, observando que los mismos son los culpables de todo. Varios años han tenido en sus manos el poder y con ansias hoy los vemos, a sus andanzas volver, prometen ahora tener, la solución a problemas, que en sus gobiernos tuvieron, acrecentando las penas.

Prometen subir salarios y rebajar los impuestos, combatir la corrupción y fueron ejemplo de estos, por ingenuos y sumisos, seguimos comiendo cuento y nos pagan la ignorancia, con tejas y con cemento. Ahora dicen que a Colombia, la toma el castrochavismo, palabra que la repiten, sin entenderla ellos mismos, nuestra gran ingenuidad, se mantiene alimentada, con mentiras y promesas, que no conducen a nada.

Es tiempo de despertar, para decir ya no más, busquemos cambio total, con comprensión y con paz, en vez de vociferar, actuemos con gallardía, en nuestras manos tenemos, las llaves que dan salida.

Hugo González

Congresistas

La descripción más certera de congresista la hizo Alberto Uribe Azuero a través de twitter y dice: “Requisito indispensable para aspirar al Congreso de la República: tener título de Máster en la Universidad de La Picota”.

Sin embargo, no debemos generalizar porque en esa institución también hay unidades valiosas, son pocos pero los hay en medio de esa “caldera del diablo.

Y no es para menos. En reciente publicación leímos que el 40% de los congresistas están siendo investigados por corrupción u otros delitos conexos: pero auto convencidos de que ese poder es hereditario, no dudaron en postular a sus vástagos o parientes más cercanos como candidatos en las próximas elecciones. Qué tal la perla.

La Democracia de Jefferson (que hace desconfiar tanto de los elegidos como de quienes los eligieron) fue convertida en la celestina del libertinaje político a través de camarillas rebañegas y vergonzantes, conocidas comúnmente como “la maquinaria”. Ante ese sombrío panorama es forzoso que los colombianos dignos y con sentido de patria elijan a conciencia evitando así que el país continúe hacia el abismo.

Carlos Martínez Rojas

Reconciliación

¿Cómo se va a resolver el problema de reconciliar las empresas que buscan nuevos recursos energéticos y las iniciativas de aquellos que salvaguardan el ambiente? La conveniencia económica que no acepta evasivas contra la salvación de la naturaleza, que está sujeta y no tiene escapatoria a una acumulación de problemas ambientales de los que no hay exculpación.

Hay que examinar el contenido y significado de las acciones económicas que tienen la aprobación de los gobiernos, reflexionar si son necesarias para la subsistencia básica y si se puede vivir con lo que se tiene o si todas ellas conducen a una sociedad de muertos vivientes.

Federico Villalobos

La paz total, el objetivo final

2017 fue un año que para el Gobierno se movió entre gigantescos abismos de corrupción y extraños desiertos de impunidad, pero que también enfrentó mares de adversidades y huracanadas críticas. Pero por encima de todo se valora que aún flota sobre aguas de paz. No fue fácil resistir tantos embates que casi logran hundir el barco con esa bandera blanca, la única que logró reducir las estadísticas de muertes y atentados terroristas en los últimos 20 años por parte de la guerrilla más grande del continente. Aún queda mucho por hacer para encontrar la paz total, pero ya se dieron los primeros pasos. El reto: seguir pa’lante sin mirar pa’tras.

Julio César Niño Orozco

Publicada por
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad