Publicidad
Publicidad
Lun 2 de Mar de 2015
23ºC
Actualizado 05:57 pm
Lunes 28 de Enero de 2013 - 12:01 AM

Un principio de esperanza

La voz de las minorías tomó cuerpo en el discurso de Barack Obama con ocasión de su posesión para un segundo periodo presidencial. “Atrévete a soñar” exhortaba la pancarta que algún entusiasta exhibía en medio de más de un millón de personas congregadas para el acto, y en esa dirección el orador dio forma a una de las más sensibles exigencias de la política: crear esperanza para que las gentes avizoren su propio futuro en el horizonte.

En un país constituido por múltiples procesos migratorios, hizo eco a las expectativas de los pobladores hispanos, a la necesidad de una creciente inversión en educación, más empleo en la industria manufacturera, menor dependencia del petróleo extranjero y a propender por borrar anacrónicos vestigios discriminatorios, con el propósito de abrir posibilidades ciertas en una cultura incluyente, donde todos puedan ser partícipes de su libertad y progreso.

Las intenciones vanguardistas se hallan claramente delineadas en la alocución presidencial, que se sitúa en contravía de las posiciones ultraconservadoras que han tratado de imponer un ala republicana, desde sus pretensiones fundamentalistas y la ortodoxia religiosa. La incógnita está en saber qué tanto van a afincarse estas tesis de avanzada para ocupar espacio definitivo en la sociedad norteamericana o si al finalizar el mandato de Obama las fuerzas de derecha volverán a erigirse en directriz dominante de la Gran Nación.

Allá, como acá y en otras latitudes, no falta el sector retardatario dispuesto a perpetuarse en sus privilegios, a obstaculizar las ideas de renovación y a resistirse al paso de lo que contribuya a estimular una disminución de las desigualdades. De cualquier modo, la sugestión de las palabras del gobernante está ahí, servida al escrutinio mundial, como una referencia de lo que es posible hacer cuando se comprende que la sabiduría de un líder, más allá de mantener apabullantes índices de favorabilidad en la opinión pública, consiste en acertar con acciones que den sentido de bienestar a los pueblos.
Autor:
Alvaro Beltran Pinzón
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Contactar al periodista
Su voto: Ninguno (2 votos)
Otras columnas
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.

Popular content

Publicidad
Publicidad
Publicidad