Jueves 23 de Octubre de 2014
Publicidad
Publicidad
Eduardo Parra
Patrocinado por:
Lunes 03 de Diciembre de 2012 - 12:01 AM

Contratistas mágicos o ingenuos

Autor: Eduardo Parra

!Y periodistas que tragan entero…! Distinto de lo que se cree, en Colombia sí existen contratistas de obras públicas, serios e idóneos, que podrían sacar al país del desastre en que encuentra en materia de infraestructura vial, sin que el gobierno pudiese justificar su actual política de entregar a poderosas compañías extranjeras los grandes contratos que ha venido anunciando. Esto, reconociendo que los ingenieros nacionales necesitan asociarse con inversionistas que los provean del tan mentado “músculo financiero”.

A la vez también tenemos contratistas que, cual magos, sin tener que colorearse por dar declaraciones que no serían publicadas de no existir periodistas “inocentes”, nos dejan sorprendidos por sus afirmaciones. Hace tres semanas el diario de mayor circulación nacional destacó, en página completa, el reportaje de Yamid Amat al experimentado gerente de Coviandes S.A., concesionaria de la interminable vía Bogotá-Villavicencio. La respectiva doble calzada tiene previstos tres (3) tramos de los cuales solo se ha contratado uno, “El Tablón-Chirajara”, y bastó que el citado contratista hubiese manifestado su intención de concluirlo en un año menos de lo previsto, para que el Presidente Santos visitara la obra y los medios hicieran toda la alharaca del caso.

Leí el reportaje pues el titular fue “Bogotá-Villavicencio en 50 minutos”, y supuse que esa duración del viaje sería en helicóptero. Mas no: si algún día se construyen los otros dos tramos, el aparente émulo de Mandrake ha calculado que el recorrido (por tierra) se hará en ese tiempo, y el famoso entrevistador no se sorprendió. El tramo de este cuento solo tiene 28 kms., en los que se construyen cuarenta (40) puentes y viaductos, más 18 túneles (!!); y aunque de los otros dos no se publicaron sus longitudes, no hace falta: basta asumir que los 3 suman 66.67 kms para determinar que si se logra una velocidad promedio de 80 km/hr, los casi 67 kms se recorren en 50 minutos y ya !! Así es la teoría, y ésta se cumple cuando no se presentan derrumbes.

La conclusión es simple. Esta cuestión es con dinero. Con planeación seria y con diseños incuestionables; y claro: sin embustes ni trampas. Con honestidad, o lo que es lo mismo, sin corrupción, sin robar al erario.

Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Su voto: Ninguno (2 votos)
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones