Publicidad
Mié Ago 16 2017
21ºC
Actualizado 10:09 pm
Viernes 30 de Diciembre de 2011 - 12:01 AM

Feliz año nuevo

Columnista: Eduardo Pilonieta Pinilla

Los calendarios son convenciones sociales que las diferentes civilizaciones han adoptado para medir el tiempo. El nuestro se basa en lo que dura la tierra en dar una vuelta alrededor del sol que son: 365 días, 5 horas, 48 minutos y 8 segundos fracciones que se suman y, cada 4 años, como sucede con el que viene, se agrega un día a febrero, para redondear el asunto.


Hoy impera oficialmente el calendario Gregoriano, pues Gregorio Xlll en el año 1582, a través del médico, filósofo y cronologista italiano Luis de Lilio, ordenó corregir algunas inconsistencias que se venían observando frente al calendario Juliano, que regía desde el año 46 A.C., el cual presentaba un desfase, por cuanto se calculaba que la vuelta de la tierra alrededor del sol era de 365,25 días cuando la realidad era de 365,242189, lo cual hacía que el calendario llevara acumulados, entre el año 325 y 1582 de nuestra era un desfase de 11 días en total, por lo cual se optó porque, inicialmente en España, Italia, Polonia y Portugal, las gentes se acostaran un 4 de octubre y por arte de magia se levantaran el 15 del mismo mes, solucionando el descuadre existente


Se cuenta que los trabajadores de la época reclamaron a sus amos el salario completo del mes, petición rechazada, alegando que no se había trabajado la totalidad del tiempo y que al ser este más corto de duración, los gastos en general eran menores, lo cual podía ser cierto, excepto para los arrendatarios que tuvieron que pagar otra mensualidad en apenas 19 días.


Los babilonios fueron los primeros que intentaron un calendario lunar, mientras que los egipcios lo hicieron con uno basado en las estrellas, hasta que los romanos idearon el suyo, por allá en el sigo Vll A.C., el cual llegó hasta Julio César, quien cambió el nombre del mes Quintilius por Julio, conducta que repitiera Augusto, cambiando el Sextilios por Agosto, por aquello de la vanidad.


Los judíos están en el año 5760; los musulmanes en el año 1432; de todas maneras, feliz año nuevo y un venturoso 2012… o el que sea.

Autor:
Eduardo Pilonieta Pinilla
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Contactar al periodista
Sin votos aún
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad