Martes 25 de Noviembre de 2014
Publicidad
Publicidad
Gustavo Galvis Arenas
Patrocinado por:

Uno de los problemas graves de nuestro país es la activa participación en delitos por parte de menores. En cada asalto y en los homicidios ejecutados por sicarios, siempre hay menores involucrados. Además, existen bandas de jóvenes que aterrorizan los barrios. Por otro lado hemos observado como las pruebas sobre la educación han resultado fallidas para Colombia.

Su voto: Ninguno (3 votos)

Una de las situaciones más sorprendentes de nuestra época es la proliferación de los delitos contra la propiedad. Las noticias son alarmantes, cada día nos relatan cómo los ladrones se las ingenian de manera insólita y a veces espectacular para apoderarse de los bienes de los demás.

Su voto: Ninguno (5 votos)

Uno de los problemas graves de nuestro país es el de la desigualdad. He sostenido en numerosos escritos que en Colombia gozamos de amplias libertades, pero fallamos en la igualdad. Debemos recordar que la libertad y la igualdad fueron los principios de la democracia griega. Indudablemente es uno de los aspectos negativos más notables de nuestro sistema político.

Su voto: Ninguno (4 votos)

Uno de los problemas más graves de la democracia es la compra de votos. Desfigura totalmente la idea de renovación y cambio en una sociedad. La democracia es una gran conquista de la humanidad en la que los ciudadanos participan en la conformación del gobierno.

Su voto: Ninguno (5 votos)

Me ha interesado profundamente la obra del historiador español Javier Olivares sobre la vida de Isabel la católica. Recuerda el escritor las intrigas de la Corte de Castilla. El rey Enrique, hermano de Isabel tenía buenos criterios sobre el gobierno, pero su debilidad y falta de carácter lo llevó a convertir su reinado en un desastre.

Su voto: Ninguno (8 votos)

El mundo de los aficionados es maravilloso, hay personas que tienen el hobby de la cocina, otros de la lectura, la cacería o los deportes. Pero he encontrado un personaje que tiene bellas aficiones y las vive con entusiasmo y brillantez.

Su voto: Ninguno (2 votos)

Yo siempre he sostenido que el único presidente que cumplió sus promesas electorales fue el general José Hilario López. Abolió la esclavitud, acabó con el patronato, decretó la expulsión de los jesuitas, fortaleció económicamente las provincias, eliminó los estancos y en general, trató de establecer un estado laico.

Su voto: Ninguno (5 votos)

Preocupante la inseguridad en el país. Aparecen cada día nuevas modalidades de atracos y asaltos a diferentes entidades; los robos de celulares son una verdadera epidemia, ya que en las calles, en las oficinas, en los parques, ladronzuelos asaltan sin piedad a personas de todos los estratos.

Su voto: Ninguno (6 votos)

Buen comienzo del presidente Santos con la reforma constitucional. El proyecto de suprimir la reelección presidencial es un verdadero acierto porque constituye un buen pilar para la verdadera democracia.

Su voto: Ninguno (7 votos)

El fanatismo y la intolerancia son dos flagelos de la humanidad. El primero ha llevado a los pueblos a verdaderas masacres y el segundo hace invivibles las comunidades. El fanatismo religioso llevó a los cristianos de la edad media a cometer graves injusticias. Recordemos que muchas mujeres fueron acusadas de brujas y llevadas a la hoguera.

Su voto: Ninguno (8 votos)
Todos los columnistas

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones