Publicidad
Jue Oct 19 2017
20ºC
Actualizado 07:38 am
Sábado 28 de Abril de 2012 - 12:01 AM

Regalos non santos

Columnista: Jairo Martinez

Más que al coco, la Biblia o los ritos de los Masones, lo que les provoca terror a los presidentes son los malos resultados en las encuestas. No fue sino que Napoleón Franco esculcara la opinión nacional, para encontrar que del 73 por ciento de favorabilidad en 2010, a Juanma ya no le queda sino el 58 por ciento hoy, para que al heredero de Uribe se le prendieran las alarmas, le entraran en conflicto las neuronas y se le oscureciera su releccionista corazoncito.


Para levantar en las encuestas y asegurar un reinado prolongado como el de su mentor Uribe, Santos sacó de la nada un plan para regalarles vivienda a los pobres más pobres de entre los pobres, los mismos de las familias en acción que tan bien enseñados están a reelegir cuando la presidencia les hace regalitos. Y las cuentas le cuadran: son cuatro millones de colombianos en pobreza extrema, que divididos por las 100 mil casas anuales que va a regalar, le aseguran una permanencia de cuarenta años en la Casa de Nari.


Juanma, claro, ha dicho en todos los tonos que su plan no es populismo barato sino “responsabilidad social”, la misma que nos mostró esta semana a los santandereanos cuando respaldó para rector de la UIS al candidato del ‘Plan Pistola’.


Pero volvamos a los regalos mentirosos. Santos, en casi dos años de periodo, apenas logró que se construyan 17 mil casas con subsidios oficiales, de las 526 mil que aseguró se harían en su mandato, según consta en el Plan de Desarrollo. En dos añitos que le quedan sentado en la silla de Bolívar, y de acuerdo a su gran plan, solamente podría regalar 200 mil casas que sumadas a al 17 mil que lleva da que queda debiendo 309 mil viviendas. ¿O me equivoco?


Pero hay más problemas: si ni siquiera hay lotes todavía, ¿dónde están los estudios de suelos que garanticen que los regalos no se irán a botes por los despeñaderos o los hidráulicos que eviten que las casas no empiecen a flotar con la primera llovizna que les caiga encima? ¿Ya ampliaron los perímetros sanitarios para asegurar que los pobres, al menos, puedan bañarse, cocinar y sacar sus aguas negras? ¿Y las redes eléctricas?


Ojalá haya alguien que enseñe a Juanma lo que es responsabilidad social para que haga un buen gobierno, no le tiemblen las rodillas con las encuestas y no vaya a tumbar otra vez a los pobres de Colombia.

Autor:
Jairo Martinez
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Contactar al periodista
Su voto: Ninguno (5 votos)
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad