Publicidad
Dom Ago 20 2017
21ºC
Actualizado 05:58 pm
Lunes 17 de Octubre de 2011 - 12:01 AM

Me volví celoso

Estoy angustiado, no se que debo hacer para recuperar el amor de una gran mujer. Llevábamos 1 año de noviazgo, incluso estábamos pensando en casarnos a final de año, pero de un momento a otro me volví celoso.

No entiendo qué me pudo pasar, pero me asalta la desconfianza a todo momento. Advierto que ella nunca me ha dado motivos.
Hemos hablado y dice que seguirá siendo solo mi amiga pero nada más. Yo cuento con 32 años, ella próximamente cumplirá 28. Espero su orientación.

Respuesta
Estimado señor: Resulta doloroso perder a quien se dice amar, pero, aunque no lo crea, todo tiene una razón de ser. Es el momento de replantear su forma de pensar, sentir y actuar.

Toda relación afectiva debe afrontar difíciles pruebas, las cuáles de acuerdo a la forma como sean resueltas, nos indican o revelan si esa persona es o no lo que buscamos para compartir el resto de nuestra existencia.

Ya que permite mantener una relación de amistad, invítele a un café para que puedan conversar sin presión alguna. Con toda humildad reconozca sus errores y pídale perdón por su actuar equivocado. Solicite una segunda oportunidad y demuéstrele cuánto le ama.

Evite llamarle con mucha frecuencia. En las ocasiones que dialoguen hágale sentir cuánto la necesita, dejando que todo fluya naturalmente. Jamás olvide que cuando algo nos corresponde, todo se da mágicamente sin que movamos ni un dedo. Dios le tiene deparado algo bueno para su vida. Crea, serénese, persevere y agradezca. ¡Ya lo verá!

Reflexión
Nadie puede pretender amar aquello que no conoce. Cuando fluye la verdadera esencia del amor los obstáculos o dificultades del camino se convierten en oportunidad para fortalecer la relación de pareja.

El advenimiento de un conflicto permite analizar y evaluar el grado de solidez y madurez con que la persona enfrenta la situación de crisis.

Su propia inseguridad, la falta de confianza en si mismo, le pueden llevar a creer lo que no es verdad, aquello que su imaginación elabora. ¡Serénese! tenga cuidado al emitir conceptos que pueden ser producto de su mente fantasiosa, soñadora y novelesca. Cierre los ojos y dígase: Desaparecen éstas ideas. Yo creo en mi pareja.

Aquello que nació para ser suyo llegará. Busque los medios para facilitar el encuentro con el amor verdadero. De su conducta equilibrada y justa depende la solidez y futuro de una relación afectiva. ¡Manos a la obra!

Publicada por
Contactar al periodista
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad