Miércoles 20 de Agosto de 2014
Publicidad
Publicidad
Jorge Eliecer Díaz Wilches
Patrocinado por:
Lunes 21 de Enero de 2013 - 12:01 AM

Defienda la verdad por encima de todo

Autor: Jorge Eliecer Díaz Wilches

Nadie puede imaginar lo que se siente cuando alguien por maldad destruye lo que uno había construido con tanta persistencia y amor.
Yo me enamoré de una hermosa joven hace 2 años. La conocí en la Universidad y estudiábamos la misma carrera. Yo cursaba 10º semestre y ella 9º.
Fue genial porque al poco tiempo nos ennoviamos y hasta Diciembre pasado todo andaba bien, tan bien que nos íbamos a casar el próximo mes.
Alguien le llamo, le dijo que yo tenía dizque un hijo con otra persona y que le había montado cachos y hasta ese momento llegó mi felicidad.
He tratado por todos los medios que analice la realidad pero no quiere creer.
Acudo a usted para que me ayude, porque la verdad no la quiero perder. Estoy seguro que será una gran esposa.   

RESPUESTA
Estimado señor: Al tener en sus manos la verdad debe perseverar con razones lógicas y contundentes para que la mujer que ama tome la mejor decisión y nunca se arrepienta de haberle perdido.
Evite por todos los medios albergar en su corazón resentimiento y rabia porque a través de tal actitud atrae lo que no quiere. Primero que todo ¡perdone! Manteniendo la fe y esperanza vivas para que aparezca como arte de magia la solución al conflicto planteado.
Quien obró con premeditación a través de comentarios malintencionados para destruir su relación, recibirá en el momento menos esperado el justo castigo a su malévolo comportamiento. Jamás olvide que todo tiene una razón de ser. Aprenda del dolor y manos a la obra.   

REFLEXION
Luche porque su juicio sea recto, justo, coherente, sin dejarse influenciar por la mentira o la difamación. Escuche bien, comprenda en toda su dimensión el sentido de aquello que quieren expresar para comprender, valorar y respetar las opiniones ajenas.
Nunca de por cierto aquello que no pueda comprobar. Averigüe, investigue, compruebe. La envidia, el egoísmo, la mala fe son terreno fértil para mentir, enredar o destruir. Todo lo que brilla no es oro. Las apariencias engañan. Respete la dignidad de las personas disfrutando su especial forma de ser.
Rechace las murmuraciones, chismes o comentarios malintencionados que pretenden dañar, destruir el buen nombre de las personas. Sea de aquellos que con delicadeza, moderación o prudencia utilizan la palabra, evitando por todos los medios herir o criticar. Tenga presente que cosechará lo que haya sembrado.

Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Su voto: Ninguno (1 vote)
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones