Publicidad
Sáb Nov 18 2017
18ºC
Actualizado 06:39 pm
Viernes 09 de Diciembre de 2011 - 12:01 AM

Alerta: ¡Increíble, insólito!

Columnista: Manolo Azuero

Fernando Vargas, ex Alcalde, fue destituido por celebrar un convenio interadministrativo, omitiendo el deber de selección objetiva mediante el mecanismo de licitación pública. En reemplazo, Héctor Moreno Galvis, nombrado por el Gobernador, llegó al palacio municipal. Hoy, el Alcalde sustituto, parece estar repitiendo el mismo papel del destituido. Las Fundaciones "toderas", polémicas en la gestión de Vargas, vuelven a encontrar respaldo, esta vez en la propia firma del Alcalde, y los convenios, para contratar directamente, reaparecen evadiendo la licitación pública.


El 22 de Noviembre, el Alcalde Moreno celebró, con la Fundación de Asistencia Social, un convenio de asociación de 930 millones para el proyecto de alumbrado navideño. Acordaron que la Alcaldía aportaría 865 millones y la Fundación 74 millones en especie. En la Constitución política, Articulo 355, y la jurisprudencia respectiva, este tipo de contratación se consagra avalando eventuales contratistas de "reconocida idoneidad" y experiencia certificada, para garantizar el cumplimiento del objeto contractual. Juzguen ustedes, en esta columna, la "increíble" idoneidad de la Fundación de Asistencia Social.


En el 2002 se creó bajo el registro de "Fundación Mujer Capaz". 3 años después se transformo en "Fundación de Asistencia social". Desde ese momento comenzó un proceso de varias actas para constituir un absurdo objeto social de 299 líneas y casi 70 puntos. Un derroche risible e improcedente de ofrecimientos, donde la Fundación, de modesta oficina en el centro de Bucaramanga, se habilita supuestamente para ejecutar programas para la atención a poblaciones vulnerables, producir vestuario en serie, manejar residuos sólidos, conservar fuentes hídricas, suministrar juegos de azar, medicamentos, pesticidas, muebles, electrodomésticos, refrigerios, o derivados lácteos, prestar servicios de transporte aéreo, fluvial, marítimo o terrestre, explotar minas y yacimientos e incluso construir oleoductos y gasoductos entre muchas cosas más. Por otro lado, en los contratos previos con entidades públicas, había sido contratada para suministrar elementos de ferretería, cafetería, estantería, salud o vivienda, pero en primera instancia nunca para alumbrado navideño. Es decir una "todera" más, que en el papel se organiza para contratar con el Estado a como dé lugar, y al parecer, en este caso, sin ninguna experiencia probada en alumbrado decorativo.


Para completar, lo insólito: el contrato con la cuestionable Fundación se da en el marco de una presunta omisión a la Ley. El convenio de asociación firmado por el Alcalde, incluye que la Fundación entregue el alumbrado al municipio. Generando en esas circunstancias una contraprestación directa para la Alcaldía, que adquiere los bienes, motivo legal para descartar el convenio como figura procedente en el contrato en cuestión (Decreto 777 de 1992). La Ley obligaba a que se desarrollara un proceso de contratación pública, en cumplimiento del deber de selección objetiva, diferente al convenio, que garantizara transparencia y pluralidad de oferentes, ordenanza que el Alcalde omitió basado en argumentos deficientes y demagogos. ¿Se repetirá la historia de Vargas? Queda en manos de los organismos control. Twitter @ManoloAzuero

Autor:
Manolo Azuero
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Su voto: Ninguno (11 votos)
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad