Jueves 08 de Marzo de 2018 - 12:01 AM

Once de marzo, jornada para recrear la democracia

Columnista: Movimiento Cívico Conciencia Ciudadana

El próximo domingo, el pueblo colombiano concurrirá a las urnas para elegir un nuevo Congreso de la República. Allí, Santander se jugará la representación en el poder legislativo en el Senado y la Cámara de Representantes; una oportunidad trascendental para lograr un mejor sitial para su desarrollo territorial y el progreso económico. En un ambiente de indignación social, los caciques electorales y viejos partidos quieren ser reelegidos; cuestionados por distintos hechos de corrupción son responsables del desprestigio del Congreso de la República. Infortunadamente animan el voto en blanco y la abstención.

Sin embargo, en medio de tanta decadencia política hay por quién votar limpiamente; se aprecia la irrupción de nuevos candidatos, partidos y movimientos alternativos que le apuestan a la renovación política para una mejor representación territorial en el Congreso.

También tendremos dos consultas interpartidistas, que elegirán los candidatos presidenciales, en medio de un clima de intolerancia y agresión preocupantes. Necesitamos un pacto nacional contra la violencia política, un debate electoral pacífico para un pueblo que aspira a vivir en una Colombia en paz. La cultura política democrática llama al rechazo a toda forma de violencia, a la búsqueda de acuerdos y consensos para construir soluciones a los problemas colectivos que afectan a las comunidades, provincias y al país entero. Todos a dar el ejemplo en el respeto por las diferencias y en el acatamiento a las decisiones democráticas enmarcadas en la ley y la constitución.

El Gobierno y las fuerzas políticas tienen la responsabilidad de aclimatar la paz política, superar los odios, sacar definitivamente la violencia de la política para abrir el camino de la esperanza de un país más civilizado, pluralista y diverso.

Las elecciones del 11 de marzo deben reflejar la esperanza en la democraciay la justicia social.

Hagamos grande a Colombia, una nación comprometida con el respeto por las ideas y propuestas que construyan la reconciliación y el progreso para todos.

Autor:
Movimiento Cívico Conciencia Ciudadana
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad