Lunes 11 de Diciembre de 2017 - 12:01 AM

La crisis de los rellenos sanitarios

Han sido mal administrados por la incompetencia y corrupción de muchas administraciones municipales y la ineficiencia de las compañías que manejan los residuos sólidos.
Archivo /VANGUARDIA LIBERAL

Los rellenos sanitarios son una técnica de disposición final de los residuos sólidos que consiste en el uso de espacios donde, luego de haber recibido un tratamiento determinado, se depositan los producidos por una ciudad o un centro urbano. Ellos fueron solución al rompecabezas de disposición final de las basuras pero actualmente presentan problemas ambientales de diverso tipo y su período de vida estimado ha resultado más corto del esperado por el crecimiento acelerado de nuestros centros urbanos.

Los rellenos sanitarios en Colombia se han convertido en un nudo gordiano pues en muchos de ellos su ciclo de vida útil ha llegado o está llegando a su punto final, así como sus licencias de funcionamiento, han sido mal administrados por la incompetencia y corrupción de muchas administraciones municipales, la ineficiencia de las compañías que manejan los residuos sólidos, su generación de gases efecto invernadero, los malos olores, contaminación del suelo, aire, de las aguas superficiales y subterráneas, la producción de metano, los riesgos para la salud humana, entre otros.

En cinco ciudades colombianas hay honda crisis por no haber para el futuro próximo sitio apto de disposición final de los desechos sólidos y estar sus actuales rellenos sanitarios al tope. Ellas son Bucaramanga, Cali, Popayán, Armenia y Pereira, al igual que un alto número de municipios pequeños.

Los rellenos sanitarios hoy necesitan grandes terrenos, nadie quiere tener uno cerca por los malos olores que de ellos se desprende, la proliferación de gallinazos, la depreciación de los predios vecinos; por ello y otras razones es difícil encontrar sitios aptos para tal destinación y a ello se suma la falta de políticas públicas claras al respecto y la deficiente normatividad vigente sobre este tema.

Por todo lo comentado y más razones es urgente hallar alternativas viables para cambiar la forma como se manejan las basuras, superar la poca y deficiente cultura de reciclaje que hay, tomar conciencia del impacto que genera el mal manejo de los residuos sólidos, presionar a los sectores políticos para que expongan qué visión tienen sobre este problema y sus soluciones.

Colombia debe aprovechar mejor sus residuos sólidos pues solo se recupera el 17% de ellos, se produce casi 32.000 toneladas diarias de basura y solo se reciclan 6.200. Mucho hay que hacer en esta materia.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad