Sábado 20 de Diciembre de 2014
Publicidad
Publicidad
Región
Patrocinado por:
Miércoles 24 de Octubre de 2012 - 03:04 PM

Cubanos que cultivan la semilla del deporte en Santander

Archivo/VANGUARDIA LIBERAL
Cubanos que cultivan la semilla del deporte en Santander
(Foto: Archivo/VANGUARDIA LIBERAL)
Llevan más de 40 años dedicados a la formación de deportistas y entrenadores de alto rendimiento en distintos países, especialmente en Cuba. Desde su labor en las Unidades Tecnológicas de Santander, esperan irradiar su conocimiento a los futuros formadores de deportistas de Bucaramanga, así como a los semilleros olímpicos que existen en la región.

Armados con las mejores estrategias deportivas que han llevado a los atletas cubanos a brillar en Juegos Panamericanos, campeonatos mundiales y Juegos Olímpicos, trabajan sin parar Ana María Morales Ferrer y Francisco Doval Naranjo, doctores en deporte, provenientes del “templo” de formación deportiva en esa isla, la Universidad de Ciencias de la Cultura Física y del Deporte de La Habana ‘Manuel Fajardo’.

A pesar de que los anfitriones de las Unidades Tecnológicas de Santander, UTS, buscan distraerlos con toda clase de invitaciones, según cuenta Orlando Duarte Camacho, asesor en Proyección Social de esta institución educativa, y que la gastronomía local de vez en cuando los seduce y luego los desilusiona por su alto contenido en harinas y fritos, ellos prefieren los espacios cargados de sencillez y tranquilidad, así como el goce de una vida más saludable, que evoque sus años de juventud como atletas en su tierra.

Cada vez que trabajan en el exterior, aseguran, regresan a su amada Cuba con una gran satisfacción. Y esta vez saben que al partir de Bucaramanga, sin duda, sentirán el mismo agrado. “Lo importante es que cuando nos vayamos de acá quedará la huella del qué y el cómo hacer esta labor deportiva… Nos interesa que la gente entienda la necesidad de transformar y sobre todo que hayan líderes que mantengan este trabajo de formar”, asegura Francisco Doval Naranjo.

El deporte, derecho del pueblo

Para llegar a donde está, cuenta Ana María Morales Ferrer, no bastaron sus años de formación universitaria. Su labor en el deporte, como en la vida de cualquier cubano, inició desde sus primeros años de escuela, pues en la isla de Fidel Castro, a diferencia de Colombia, “el deporte es un derecho del pueblo”.

Es entonces cuando evoca sus primeros “pinitos” en la materia, los años en los que desde muy joven se preparó para ser corredora de 100 metros y brillar en las pistas durante eventos locales e internacionales.

Para Ana María, el evento deportivo Memorial ‘José Barrientos’ –competencia atlética internacional instaurada desde 1946–, en su época de juventud, marcó para siempre su vida. En él estuvo compitiendo junto a la ‘Gacela Oriental’ cubana, Miguelina Cobián, triple medallista en los XI Juegos Panamericanos disputados en 1970 en Panamá y ganadora de un centenar de preseas durante su larga trayectoria como corredora en los relevos.

“Hicimos una gran amistad. Años más tarde Miguelina entró a estudiar a la Universidad de Ciencias de la Cultura Física y del Deporte de la Habana ‘Manuel Fajardo’, y tuve el honor de ser su profesora y tutora de su tesis”, comenta esta doctora en deporte.

Pero lo aprendido como docente de educación superior en atletismo no fue suficiente. Ana María viajó hasta Alemania y se especializó en el salto de altura o ‘fosbury flop’, auscultando en sus aspectos metodológicos.

A pesar de dedicar la mayoría de su tiempo a viajar por el mundo, llevando las fórmulas que han puesto a Cuba durante décadas en las primeras posiciones de los cuadros de medallería internacional, no se aleja de la ‘Manuel Fajardo’, donde imparte clases y asesora toda clase de investigaciones.

Aunque es reservada al dar una opinión sobre la forma como en la ciudad y en el departamento ven el deporte y la enseñanza de las distintas disciplinas deportivas, Ana María asegura que todo hace parte de un proceso sistematizado y que dentro del sistema de ejercitación física, por niveles y etapas, se encuentra la parte de la formación del recurso humano, es decir los futuros deportistas.

“Así trabajamos en Cuba, atendiendo las características de las edades y atendiendo la idiosincrasia de los territorios. Esto nos ha dado resultado. En nuestro país la educación física es obligatoria en todos los niveles de enseñanza, inclusive, hasta el segundo año de la universidad. Es una asignatura obligatoria como las matemáticas, el español o la historia. A partir del proceso se van detectando los talentos”, añade la experta.

“Necesitamos hombres preparados para la vida

Francisco Doval Naranjo no olvida la acogida que tuvo su proceso de enseñanza en Rionegro, Antioquia, municipio en el que estuvo asesorando el proceso de formación deportiva que impartía el Instituto Municipal de Educación Física, Deporte y Recreación de ese municipio paisa, en 1996.

Junto a sus compañeros colombianos organizó unas olimpiadas en las que participaron los bomberos, los empleados de los bancos y de las empresas más tradicionales de la región, inauguradas con discursos y bandas municipales, en compañía de seguidores de todas las disciplinas deportivas.

Casi una década después de terminar este proceso y regresar a Cuba, nuevamente la ‘Manuel Fajardo’ lo envía a Colombia. Esta vez a Bucaramanga, donde asegura sentirse satisfecho, especialmente porque en la comunidad universitaria de las UTS han escuchado y acogido sus conocimientos.

Hoy, frente a los docentes y alumnos de la Tecnología en Deportes de esta institución educativa, Francisco asegura que no basta con tener grandes y modernos escenarios deportivos, así como duchos entrenadores en las distintas disciplinas, si esto no saca a la luz a deportistas de alto rendimiento.

¿Acaso algo difícil de lograr? Francisco asegura que nada es imposible, pero es necesario voltear la mirada hacía la niñez para formar verdaderos competidores.

Según explica, los niños en Cuba a la edad de seis años inician su formación deportiva de la mano de expertos, ya que en esta etapa se desarrollan mayores habilidades y capacidades. Además, agrega, que el hecho de ser deportista no significa que llegue a ser entrenador.

Este amante del voleibol y del atletismo asegura que sacar adelante deportistas de alto rendimiento es un proceso a mediano y largo plazo, en el que más que ganas, horas de entrenamiento, implementos, uniformes y una alimentación balanceada, “se necesita mucha voluntad política”.

“¿Se imagina que nosotros le digamos a los encargados del deporte de esta ciudad y de Santander el qué y el cómo se deben formar a los deportistas y luego acá no tengan los profesores para esto? Es importante fomentar a los docentes, para que se inserten en la realidad… El muchacho no se forma a los 15 años con la intención de ser atleta, sino con la intención de que sea un hombre activo y preparado para la vida, al cual hay que desarrollarle sus habilidades y capacidades. Después el talento sale”, concluye el experto.

Publicada por
XIOMARA MONTAÑEZ MONSALVE
Su voto: Ninguno (3 votos)
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Patrocinado por:
 
SANTANDER
Sorteo del 19 de Dic
8
6
2
4
MEDELLIN
Sorteo del 19 de Dic
9
8
3
5
Astro Luna
Sorteo del 19 de Dic
piscis
0
0
6
6

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones