Publicidad
Lun Ago 21 2017
22ºC
Actualizado 09:37 am
Martes 04 de Octubre de 2011 - 03:05 AM

Alemán, gambiano; ciudadano del mundo narrará en Bucaramanga

Tormenta no es el único invitado de tierras lejanas que viene a Abrapalabra 2011: Ali El Azis de Marruecos, Boniface Ofogo de Camerún, Clement Riot de Francia y Crispin D'olot, de España, Azuza Sato y Rumi Watanabe, de Japón y Tanya Batt de Nueva Zelanda acompañaron a este alemán en su travesía por Bucaramanga.
Suministrada   /VANGUARDIA LIBERAL
(Foto: Suministrada /VANGUARDIA LIBERAL)

Jobarteh es ‘griot’, músico y cuentero enamorado de las tradiciones africanas. Se dedicó a estudiar instrumentos musicales africanos por más de ocho años, y luego comenzó a llevar esta experiencia, así como la riqueza cultural de los ‘griots’  a su país natal y a toda Europa, y a desarrollar un nuevo concepto musical, desde el enfoque espiritual, teniendo como objetivo el entendimiento de estas dos grandes y culturalmente ricas partes del mundo. Durante más de diez años ha realizado giras con su grupo de música ‘Jobarteh Kunda’, y como un narrador de historias en festivales internacionales y numerosos centros educativos de Europa.
Lo abordamos cuando terminaba de afinar la kora, un instrumento musical típico de Gambia, de veintiuna cuerdas, mezcla de arpa y de laúd, muy extendido entre los pobladores de África occidental. Un niño se acercó y trató de tocarlo, pero él se lo impidió con una sonrisa.


Preguntas y respuestas


¿Qué sintió cuando el niño quiso tocar su instrumento?
“La afinación de este instrumento es muy complejo, muy difícil; si alguien viene y lo toca, se desafina, y tengo que gastar mucho tiempo para volver a afinarlo”.
¿Considera que se ha generado alguna crisis étnica por sus raíces tan diferentes? “Yo no lo vivo como una crisis; nací en Alemania y me crie en Gambia. Todo lo que sé, todo lo que aprendo, mi trabajo, lo aprendí en Gambia. Es una bendición. Me siento africano”.
¿Recorrer el mundo hace que se sienta también de otros países, y Colombia entre ellos? “De alguna manera, yo me siento ciudadano del mundo, porque este se ha vuelto global, una aldea; entonces desde el primer instante en que llegué a Colombia, me enamoré de ella; no me había imaginado tanta amabilidad en la gente de este país, todos se acercan para hablar conmigo. El único problema que tengo es el idioma, pero ya tengo la cabeza llena de palabras en español. Me fascina este país”.
Hay un estigma con que el mundo ve a Alemania; ¿qué piensa de la importancia del manejo de la palabra para cambiar este tipo de posiciones? “Desgraciadamente, la imagen que se tiene de los países muchas veces es construida por los medios de comunicación; por ejemplo, en Alemania todavía hay mucha gente que cree que si viene a Colombia, corre el riesgo de que la secuestren, la metan al bosque y cobren un rescate. Entonces, yo creo que los contadores de historias tenemos un papel muy importante porque somos personas con la mente abierta; somos gente que va, mira y cuenta, y cuenta la verdad; por eso, creo que tenemos un papel verdaderamente importante”.
¿Y si le dijéramos que lo invitamos a vivir a Colombia, aceptaría? “Bueno, es una pregunta difícil. Pues si tuviera un sitio dónde vivir y me abren las puertas para trabajar, también estaría abierto para aceptar la invitación”.

Publicada por
Contactar al periodista
Sin votos aún
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Tortilla española con chorizo y pimentones
La tortilla de papa es uno de los platos más típicos y deliciosos de la gastronomía española.
Publicidad
Publicidad