Lunes 24 de Febrero de 2014 - 12:01 AM

Hipnosis: un viaje al inconsciente para sanar

La hipnosis clínica está sustentada por la ciencia. No es un acto mágico y requiere profesionales idóneos que le ayuden a resolver episodios del pasado, quizá desde su vida intrauterina, nacimiento y primera infancia, y lograr un bienestar físico y emocional.

Todo empieza así. El profesional se presenta con el paciente y el terapeuta hace una breve descripción de su curriculum, sus acreditaciones como profesional de la salud y como especialista en hipnosis.

Se realiza un diligenciamiento de la historia clínica y planteamiento de objetivos terapéuticos a conseguir en el proceso.

El profesional pasa a aclarar mitos y falsas creencias de la hipnosis, a causa de espectáculos que la muestran casi como un acto de magia. De esta forma se alejan esos miedos que pueden perturbar el proceso terapéutico.

Y como lo que se busca es lograr una empatía con el paciente, se realizan algunos ejercicios prácticos o pruebas de hipnotizabilidad.

Ya en la segunda visita el paciente realiza una sesión de hipnosis terapéutica que cumple casi siempre con una fase de inducción que por lo general se consigue gracias a la relajación.

Luego del procedimiento hipnótico se culmina la sesión con unos comentarios sobre la misma, haciendo el cierre de la jornada de trabajo terapéutico.

Las próximas sesiones de hipnosis se harán según los avances del paciente y los objetivos terapéuticos que tiene el profesional para el caso.

Este es un esquema planteado por el presidente de la Asociación Colombiana de Hipnosis Clínica, quien junto a algunos profesionales que practican esta técnica, buscan resolver todas las dudas alrededor de una herramienta seria, que le permitirá ir a esos episodios traumáticos que pudieron presentarse desde el mismo vientre materno, nacimiento o infancia.

Sobre la hipnosis

El presidente de la Asociación Colombiana de Hipnosis Clínica, Andrés Pereira, explica:

¿Qué siente una persona al estar hipnotizada? La persona hipnotizada mantiene un autocontrol prácticamente total durante la experiencia hipnótica. La hipnosis tiene la capacidad de aumentar los sentimientos de autocontrol de las personas y por lo tanto su confianza en sí mismos y de esta manera puede ser un medio poderoso para resolver problemas emocionales y para sentir bienestar. Así se puede llegar a generar cambios en la estructura física y manejo de enfermedades.

Término: regresión

2. Mucho se habla acerca de la hipnosis regresiva: ¿Qué es la regresión y qué tiene que ver con la hipnosis?

La hipnosis regresiva es una técnica que puede aplicar el profesional con conocimientos en hipnosis, según estime sea conveniente.

Al revisar el tema de las enfermedades o posibles trastornos físicos o emocionales, la experiencia de tratamiento efectivo invita a prestar atención a dos aspectos importantes del ser: su carácter social y su carácter histórico. “Algunas de las experiencias positivas o negativas del pasado de la persona, sin ser conscientemente reconocidas como heridas o eventos de sosiego, pueden ser el origen de un estado de bienestar o malestar. Asumiendo esta postura, tanto la psicología como la hipnosis clínica a lo largo de los años han buscado herramientas que ayuden a reorganizar las experiencias del individuo. Técnicas como la restructuración cognitiva, el renacimiento, las constelaciones familiares, y la regresión hipnótica, entre otras, han servido a muchos de los pacientes a superar traumas y eventos negativos de su pasado”, explica el profesional Andrés Pereira.

El profesional aclara que dicha regresión se realiza a etapas anteriores de la vida actual de la persona (niñez o adolescencia), no como se manifiesta en algunos casos o libros que hablan del tema de vidas pasadas, pues el término regresión a vidas pasadas aún no tiene un fundamento científico, ni se ha podido corroborar su existencia a nivel cualitativo, ni cuantitativo.

Por tanto en lo que respecta a la hipnosis clínica la regresión se realiza a edades anteriores a la actualidad que vive el paciente.

El profesional idóneo

3. ¿Cómo escoger un buen profesional para realizar una terapia con hipnosis?

El paciente debe tener en cuenta que si está buscando atención para un problema físico o emocional debe contar primero de forma coherente con un profesional del área de la salud que entienda su patología (médico, psicólogo, psiquiatra, odontólogo, con especialización o postgrado en hipnosis). Debe estar atento y reconocer que el consultorio en el que van a realizar el trabajo terapéutico debe cumplir con el aval de la secretaría de salud (con el logo visible que identifica y confirma que dicho espacio es apto para la atención de pacientes.) Es fácil acceder a esta información buscando en páginas de Internet o en directorios telefónicos las diferentes sociedades o asociaciones de hipnosis en Colombia que avalan los profesionales y consultorios idóneos para realizar este tipo de intervenciones con hipnosis.

¿qué puede tratar con hipnosis?

¿En qué tipo de situaciones la hipnosis clínica se convierte en una herramienta interesante? Así lo explica el profesional Andrés Pereira:

1. Manejo y control del dolor. 2. Trastornos emocionales: ansiedad, depresión, miedos y fobias. 3. Trastornos de estrés postraumático.

4. Trastornos adictivos como el tabaquismo, alcoholismo, cocaína, ludopatías (adicción al juego). 5. Trastornos alimentarios como anorexia, bulimia, obesidad. 6. Trastornos sexuales en hombres y mujeres; trastornos en niños. 7. A nivel de salud física en: dermatopatías, síndrome de colon irritable, e incluso algunas enfermedades en donde puede involucrase el sistema inmunológico.

PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Andrés Pereira

Presidente de la Asociación Colombiana de Hipnosis Clínica

¿Cómo podemos definir la hipnosis clínica?

Como un estado especial de la conciencia que se presenta de forma natural en todos los seres humanos, (por así decirlo es un estado intermedio entre el estar despiertos y dormidos).

Dicho fenómeno puede ser cotidianamente reproducido a través de un sonido, un arrullo, una canción, un movimiento repetitivo, una frase o una caricia, por tanto es un estado al cual hemos estado expuestos desde edad temprana.

A nivel clínico la hipnosis puede ser tomada como un estado inducido por un profesional de la salud idóneo en dicha práctica.

El profesional con sus conocimientos en el tema puede por medio de la palabra y la imaginación llevar a la persona a este estado psicofisiológico natural llamado hipnosis y desde allí abordar el proceso clínico dirigido hacia el fin acordado con el paciente o lo que el profesional considere que desde este estado es conveniente realizar.

¿Hay algún fundamento científico que confirme la existencia de la hipnosis y estos estados de la mente?

Sí. Luego de décadas de estudio del cerebro, y gracias a los avances obtenidos por las neurociencias y los avances tecnológicos en neuroimagen se puede confirmar que la hipnosis es un fenómeno psicobiológico natural que se produce cotidianamente en los seres humanos como parte de los ciclos corporales de atención y relajación (llamados “ciclos ultradianos”). Estos ritmos se presentan durante varias veces a lo largo del día y de manera natural; se puede decir que en estos ritmos hemos estado inmersos desde muy pequeños, casi podríamos decir que desde el mismo momento en que mantenemos nuestro primer contacto en el mundo.

A nivel terapéutico lo que realiza un profesional con experiencia en hipnosis es llevar a la persona a la presencia de estos ritmos de relajación y desde allí ayudarla a conseguir los objetivos terapéuticos.

Agustín Herrera de Arcos

médico sexólogo esp. en hipnosis clínica

La hipnosis es un gran capítulo de la psicología clínica, que tiene por objeto hacer que la persona pueda resolver sus dificultades históricas de su vida emocional, de tipo traumático y de una manera pronta. En ese estado la persona nunca está bloqueada o impedida, tampoco es cierto que no pueda salir de ese estado.

En todo momento está en contacto con su terapeuta y si está incómoda puede salir por sí misma del estado de hipnosis.

Lo importante es saber que las situaciones que uno vive, los pensamientos, las actitudes, obedecen a experiencias anteriores. Por lo tanto la hipnosis clínica es una técnica psicológica que puede adentrarse al origen de la dificultad. Por ejemplo, en el campo sexual, si una persona no quiere compartir en pareja o no siente deseo, habrá que ir a buscar el origen del trauma a través de la técnica hipnótica y llegar al momento en que le impidieron crear el deseo. El paciente, al encontrarse con esas experiencias desde su inconsciente, podrá sacar el maltrato, hacer una catarsis, encontrarse con la situación problema, resolverla y volver a estar tranquila.

Hugo Arenas Salamanca

educador esp. en hipnosis clínica

El fenómeno hipnótico se logra a través de una concentración y relajación ordenadas por el operador, suministrando una serie de estímulos con el fin de lograr cierta disociación en algunas zonas del cerebro, hasta producir un sopor o sueño artificial, semejante al sueño fisiológico, pero con características diferentes.

La hipnosis debe considerarse no solamente como un fenómeno psicológico, sino además, como un fenómeno biológico, en el que se obtienen verdaderas modificaciones fisiológicas. Se ha demostrado que la hipnosis conlleva un cambio en la memoria y en la conciencia y que mediante la sugestión puede lograrse en el hipnotizado, respuestas o ideas que no le son familiares en su estado habitual. Durante el proceso de la hipnosis suelen tener ocurrencia una serie de fenómenos que generalmente se producen mediante la sugestión. Se han establecido varias clasificaciones para determinar los grados de profundidad hipnótica; también son diferentes las actitudes físicas, fisiológicas y psíquicas adoptadas por la persona inmersa en la hipnosis. Mediante la hipnosis se puede efectuar la Regresión, técnica por medio de la cual se logra llegar hasta el inconsciente del ser humano. La Terapia Regresiva busca encontrar, comprender y resolver conflictos que no han podido ser resueltos por el paciente. Para el éxito de esta terapia es necesario que el cerebro emita ondas de baja frecuencia, lo cual se consigue mediante la relajación o en el estado hipnótico, que produce la “libre asociación del pensamiento”, que facilita buscar en las informaciones del pasado, guardadas en el inconsciente, los episodio traumáticos no resueltos que han ido creciendo y están causando los problemas actuales.

Al dejar fluir libremente las emociones retenidas, tomando consciencia de cómo ha podido vivir sin ellas, podemos transformarlas en videncias positivas liberando las energías negativas que estén bloqueadas dentro de la persona.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
6 consejos para mejorar la confianza en pareja
La confianza es determinante para la armoniosa relación en pareja. Muchas personas saben el esfuerzo que genera establecer confianza en cualquier...
Publicidad
Publicidad