sábado 13 de marzo de 2010 - 10:00 AM

Dos padrones atacados en protesta de estudiantes UIS

‘El Caballo de Bolívar’ fue escenario ayer de una nueva jornada de protesta por parte de estudiantes de la Universidad Industrial de Santander. Desde las 11:30 a.m. un grupo de estudiantes acompañados por ‘encapuchados’ dieron inicio a la protesta que se prolongó hasta cerca de las 3:30 p.m. y dejó como resultado dos buses padrones de Metrolínea con vidrios rotos y grafitis pintados.

Con pupitres en la calle, los estudiantes interrumpieron el tráfico en los alrededores de la universidad con el llamado ‘pupitrazo’ pacífico. Sin embargo, minutos después algunos ‘encapuchados’ comenzaron a protagonizar actos vandálicos en contra de dos buses padrones de Metrolínea, lo cual requirió la intervención de la Policía.

El enfrentamiento con ‘papasbomba’, piedras y gas lacrimógeno entre estudiantes y Policías no dejó heridos ni capturados, según el informe que entregó el general Yesid Vásquez, comandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga. Pese al parte oficial, algunos estudiantes sostienen que cuatro de sus compañeros fueron retenidos por la fuerza pública.

'Como prevención, inicialmente sí se detuvieron algunos estudiantes, pero posiblemente están hablando de unas personas que capturamos cerca del lugar de la protesta, pero por razones ajenas a la jornada. Se trata de tres jóvenes que fueron sorprendidos mientras amenazaban con un arma blanca a un estudiante para despojarlo de su celular', manifestó

El general Yesid Vásquez también manifestó que la protesta contó con una nutrida participación de estudiantes del Colegio de Santander: 'La mayoría de los estudiantes que estuvieron en la protesta eran menores de edad, del colegio de Santander. Durante el enfrentamiento garantizamos la seguridad para prevenir que quienes lideraban la protesta se salieran de la universidad e hicieran más daño a vehículos o al sector comercial'.


Continúa actividad académica

Dos horas después del ‘pupitrazo’ y justo cuando empezó el fuerte enfrentamiento con ‘papasbomba’, piedras y gases lacrimógenos, las directivas de la universidad dieron la orden de evacuar el campus.

A pesar de que a las 4:00 p.m. los estudiantes se habían dispersado y ya había regresado la calma a la institución, la universidad se mantuvo cerrada durante el resto del día como medida preventiva.

Jaime Alberto Camacho, rector de la UIS, manifestó que si bien ayer se interrumpió la actividad académica, 'el calendario académico se mantiene… Esta es una circunstancia ajena a la Universidad, pues se origina por el cambio de las rutas de buses debido a la entrada en funcionamiento de Metrolínea, pero transmitiremos las inquietudes de los estudiantes a las autoridades correspondientes'.


Vandalismo contra Metrolínea

Los buses padrones que cubrían la ruta hacia la UIS fueron los únicos que sufrieron daños durante el ‘pupitrazo’, pues resultaron con panorámicos y vidrios laterales rotos, además de algunos grafitis en la carrocería.

Aunque todos los ocupantes de los buses fueron obligados a bajar de los vehículos, las autoridades informaron que la intención de los manifestantes iba más allá de torpedear el tránsito de Metrolínea.

El coronel José Javier Vivas Báez, sub comandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, aseguró que 'hubo un intento de quemar uno de los buses, rompieron el vidrio de atrás de uno de ellos y hubo necesidad de intervenir para recuperar el control del orden público. Hacia la 1:00 p.m. los buses se lograron sacar del lugar y a partir de ese momento se recuperó la movilidad en las vías alternas. Después se presentaron pedreas hasta cerca 3:00 p.m.'.

Por su parte, Félix Francisco Rueda Forero, gerente de Metrolínea afirmó que los manifestantes 'metieron en un bus una botella con gasolina prendida, la policía fue quien la apagó y evitó mayores daños, aunque también ayudó que el interior del vehículo no es inflamable'.

De la misma manera, el gerente del Sistema Integrado de Transporte Masivo manifestó: 'Parece absurdo que nosotros atendiéndolos con cuatro rutas diferentes las personas estén inconformes. Si es por las rutas complementarias, eso no es competencia de Metrolínea y tampoco es una situación para que armen una protesta de esa magnitud y quiera quemar los buses'.

De acuerdo con Félix Francisco Rueda, ya se tienen algunas pistas de las personas que posiblemente estuvieron a cargo de la protesta pues 'un equipo de Metrolínea detectó una convocatoria a través de la red social Facebook, que contaba con unos 700 miembros… intentamos concertar una reunión para hablar el tema, pero sólo nos respondieron con negativas'.

Hoy, directivos del Sitm sostendrán una reunión con un comité de estudiantes para tratar de escuchar las inquietudes y plantear posibles soluciones.


Las rutas: origen de la protesta

Según explicaron los estudiantes, la protesta se convocó debido a que varios buses y busetas que llegaban hasta la puerta de la Universidad ahora están dejando a las personas en la calle 14, obligándolos a caminar algunas cuadras más para llegar a la institución.

El rector de la UIS ratificó que no acepta las acciones violentas que se registraron ayer, pero sostuvo que sí solicitará más acompañamiento de las autoridades pues se ha incrementado la inseguridad en este sector.

'Se ha detectado más presencia de ladrones, los robos se han vuelto cada vez más continuos… más allá del cambio de rutas es preocupante el tema de la delincuencia porque se pone en riesgo la seguridad y la vida de los miembros de la comunidad universitaria y de las personas que transitan por este sector', sostuvo Camacho Pico.

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad