jueves 19 de septiembre de 2019 - 11:02 AM

En cinco meses, carros de comida ambulante han generado dos emergencias en Bucaramanga

Es así como surge la necesidad de conocer cuáles son las indicaciones, normativas y regulaciones en torno a este tipo de carros.
Escuchar este artículo

El hecho más reciente ocurrió en horas de la mañana tras el estallido del cilindro de uno de los carros de comidas rápidas ubicado en el sector de la calle 56 con carrera 17C.

La emergencia generó que residentes y comerciantes de la zona intentaran apagar el fuego con extintores. Sin embargo, se vio necesaria la intervención de los Bomberos, quienes llegaron al sitio y en pocos minutos lograron apagar el fuego.

A pesar de que nadie resultó herido, una droguería y un restaurante reportaron pérdidas materiales. De la misma forma, una motocicleta se vio afectada mientras que el carro de comidas rápidas se quemó en su totalidad.

A este hecho se suma otro que se presentó el pasado 26 de abril, donde un carro de comidas rápidas se incineró al estallar su cilindro de gas. En esta ocasión tampoco hubo heridos.

Por esta razón es importante conocer quién regula este tipo de vehículos que se encuentran por toda la ciudad y cuáles son las indicaciones o normativas que deben tener en cuenta quiénes operan estos carros.

¿Quién autoriza la circulación de estos carros?

Aunque El Cuerpo de Bomberos de Bucaramanga es la entidad encargada de vigilar y controlar que estos estos ‘carritos’ cumplan con todos los requisitos de seguridad, solo la Defensoría del Espacio Público es quien otorga los permisos para que estos vehículos circulen en la ciudad.

Luis Francisco Fierro, capitán y jefe de prevención de Bomberos de Bucaramanga, expresó que de los 14 carros de comida rápidas que han sido parte de los operativos de control realizados por la entidad, solo cuatro cumplen las normas establecidas.

De igual forma, indicó cuáles son las directrices que deben seguir los comerciantes que vendan o preparen alimentos mediante el uso de estos automóviles.

“Todos los cilindros deben ir por fuera del vehículo, para que sea más sencillo retirarlos. Por seguridad, los comerciantes deben tener dos extintores de 20 libras tipo ABC. Las instalaciones deben ser en cobre, para que sea más resistente y haya menos peligro. También se les exige una póliza de riesgo a terceros, pero han dicho que no se las están vendiendo”, expuso Fierro.

Además de todo esto, los vehículos deben estar en buen estado, sus cocinas deben funcionar de manera correcta, tendiendo una buena ventilación y no dejando que se propague ni acumules grasa.

Anualmente, el Cuerpo de Bomberos realiza estos operativos de control y vigilancia, pero, según lo manifestó Fierro, en cualquier momento del año pueden hacer la revisión de cómo se encuentran estos carros.

En el caso en que estos vehículos no cuenten con las normas establecidas, los Bomberos no expedirán los certificados que corroboran que estos carros están aptos y son seguros para la ciudadanía.

Aunque Fierro aseguró que el gas natural es muy seguro, manifestó que sí es necesario que los vendedores ambulantes hagan un curso básico de manejo y manipulación de los cilindros que contiene este gas.

Por otro lado, pese a que los operativos de control por parte de los Bomberos están ligados a la seguridad de los ciudadanos y transeúntes, Julián Carvajal, defensor del Espacio Público de la Alcaldía de Bucaramanga, aclaró que según el artículo 30 numeral dos del Código Nacional de Policía, las ventas ambulantes con manipulación de llama en la calle no están permitidas, a menos de que exista una autorización emitida por la alcaldía municipal.

“Es muy importante recordar que desde esta oficina (Espacio Público), no se ha otorgado en los cuatros años de esta administración ningún tipo de permiso o autorización a las personas que utilizan este sistema de venta con cilindro de gas, con hornilla o carbón”, explicó el funcionario.

Sin permiso

Existe un Plan Maestro del Espacio Público que está contemplado únicamente para el Centro de Bucaramanga, el cual permite las ventas ambulantes, pero según Carvajal, ninguna para el comercio con este tipo de carros a llamar abierta.

Con respecto al hecho que se presentó el pasado domingo, Carvajal mencionó que el sector de San Andresito la Isla y la Calle de los Estudiantes, son los focos que más presentan esta problemática. Es por eso que desde la Defensoría del Espacio Público, en conjunto con la Secretaría del Interior y la Policía Nacional, se van a iniciar unos operativos policiales dentro del marco de la ley para evitar incidentes como el que ocurrió.

“Ya que nadie ha emitido permisos, se impondrán comparendos”, expresó el funcionario.

De esta manera es importante aclarar que El Cuerpo de Bomberos sí puede emitir una certificación técnica sobre el estado y seguridad de estos carros, pero desde el punto de vista legal, no se pueden ejercer estas ventas a menos que la administración municipal lo autorice.

En cuanto al número de ‘carritos’ de comidas, según comenta Carvajal, la Defensoría del Espacio Público no conoce con exactitud la cifra de los que circulan en la ciudad porque esta situación se ha vuelto tan común que, incluso, es implementada por los ciudadanos extranjeros que han llegado a Bucaramanga a trabajar.

“No tenemos una caracterización de cuántos pueden haber, ni siquiera en el Centro, pero en algunos lugares el número sí es muy evidente”, manifestó.

Por otro lado, invita a que los vendedores ambulantes que trabajan con estos vehículos se acojan a la oferta institucional que tiene la Alcaldía de Bucaramanga para que puedan trabajar, pero regidos al marco legal.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad