sábado 28 de marzo de 2009 - 10:00 AM

'Es una injusticia con los niños víctimas de la violencia y del maltrato'

La Fundación Tejedores de Afecto, una entidad sin ánimo de lucro que beneficia a 130 niños víctimas del abuso sexual y del maltrato con programas de asistencia y orientación sicológica, está a punto de quedarse en la calle.

De manera inexplicable, el Gobierno Nacional les ordenó a sus directivas desalojar la Casa de Justicia del Norte, sede donde funcionan desde 2002.
La directora de Acceso a la Justicia, adscrita al Ministerio del Interior y Justicia, exigió el pronto retiro de sus oficinas.

'Esta es la mayor injusticia que pueden cometer con los niños y niñas de Ciudad Norte, víctimas de la violencia y del maltrato. En la carta indican que no encuentran la articulación de nuestra gestión con el Programa Nacional de Casas de Justicia. Esto es algo absurdo', comentó Germán Gómez Cepeda, director de Tejedores de Afecto.

Según el directivo, formulan un derecho de petición para exponer con argumentos por qué la Fundación debería permanecer en las instalaciones de la Casa de Justicia, clave para el desarrollo de los programas.

'En el documento señalan que nosotros hacemos piñatas y comercializamos dulces. Eso no es verdad. Tengo la tranquilidad de que hemos trabajado dentro del orden jurídico y con una proyección social definida. Si nos sacan de aquí no sabemos a dónde ir. Además, la Fundación debe operar en el lugar donde viven los niños y niñas que nos necesitan', apuntó.

Vanguardia Liberal intentó comunicarse con Carolina Tenorio Garcés y Beatriz Pereira, de la oficina de Acceso a la Justicia, para indagar sobre la decisión del Ministerio de Justicia, pero al cierre de esta edición no obtuvo respuesta de las funcionarias.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad