martes 06 de abril de 2021 - 5:20 PM

Estudiantes y docentes de la UMB investigaron qué le ocasiona a la voz el uso prolongado del tapabocas

A través de una encuesta, los integrantes del semillero Eufonía, de la Universidad Manuela Beltrán, decidieron indagar sobre las consecuencias que tiene en la voz el uso extendido del tapabocas.
Escuchar este artículo

En medio de la pandemia por el Covid-19, el uso prolongado de tapabocas o caretas se ha hecho indispensable y obligatorio para prevenir el contagio.

Sin embargo, este elemento de bioseguridad exige que las personas hagan un mayor esfuerzo vocal, buscando tener una comunicación verbal adecuada con los demás.

En ese sentido, un grupo de estudiantes de fonoaudiología de la Universidad Manuela Beltrán, UMB, tomaron la iniciativa de analizar las alteraciones vocales producidas por el uso prolongado del tapabocas.

Puede leer: Con donaciones la FCV busca ampliar a 40 sus cubículos en UCI Ecmo.

Angélica María Ortiz, fonoaudióloga y docente de cátedra de la UMB, fue la encargada de dirigir este trabajo investigativo.

Según explicó, se aplicó una encuesta a 41 personas, que en su mayoría pertenecen al sector salud y que además no realizaron trabajo desde casa, es decir se han mantenido en sus puestos de trabajo con normalidad durante la pandemia.De los 41 participantes el 58 % refirió usar la voz más de 6 horas durante su jornada laboral y el 27 % de 4 a 6 horas.

Así mismo, en la investigación se evidenció que el 88 % de los encuestados ha notado cambios en su voz durante las jornadas laborales.

De otro lado, el 90 % siente que el uso del tapabocas le ha impedido manejar su voz, produciendo la necesidad de elevar su intensidad para lograr comunicarse.

“Claramente el uso del tapabocas genera una barrera para el paso de la voz, haciendo que los decibeles bajen y que el receptor no logre entender y a esto se le suma el distanciamiento, por eso tenemos que hablar un poco más fuerte y si no sabemos como hacerlo se genera dolor en la laringe, carraspeo, cansancio y fatiga vocal”, señaló la docente.

La disfonía también es otra de las consecuencias del uso prolongado del tapabocas, según este estudio, el 56 % de los entrevistados tuvo esta alteración en la voz.

Aunque reconocen que el estudio abarcó una muestra muy pequeña, si da luces de lo que ha producido en la voz usar un tapabocas. Según comentó la docente se espera seguir profundizando en el tema y ampliar la muestra, con el fin de tener un estudio más robusto.

Apelan al cuidado de la voz

Tras los resultados y la necesidad de seguir utilizando mascarillas, desde el programa de fonoaudiología se plantearon estrategias para el cuidado de la voz para aquellos trabajadores que están expuestos a desarrollar patologías vocales.

“Es importante recordar los beneficios que pueden aportar al bienestar vocal el hacer pausas vocales y el consumo de agua de forma constante, la realización de ejercicios de calentamiento vocal o proyección de ésta, todo esto con el fin de mantener hidratada la mucosa que recubre los pliegues vocales y evitar las lesiones en ellas”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad