miércoles 03 de febrero de 2010 - 10:00 AM

¿Cuánto pagamos en impuestos y qué tanto se invierten?

Desde el mismo momento en el que Jesús Emilio Quintero, residente del barrio Camilo Torres, va a la tienda para comprar un cigarrillo, o cuando hace una llamada telefónica, se toma una cerveza o adquiere un boleto de la lotería, comienza a pagar impuestos.

Incluso a este bumangués, quien se gana la vida como lustrabotas, le tocará meterse más la mano al bolsillo para pagar un poco más. Todo por cuenta de los decretos de la llamada ‘Emergencia Social’, los cuales aumentarían de manera considerable los impuestos de los licores, los juegos de azar y el cigarrillo.

La verdad, se podría decir que al igual que a Jesús Emilio, no hay actividad en la vida diaria de los bumangueses en la que no estén presentes los ‘fantasmas’ de los impuestos.

No lo dice este diario, lo afirma el propio asesor Tributario Jacinto García Mantilla, quien asegura que nada más para el caso de Bucaramanga, están oficializadas 72 contribuciones al año. Dependiendo del estrato y de los recursos que tenga, cada uno de los bumangueses paga entre 5 y 13 contribuciones.

Y más allá de contabilizar la cascada impositiva, por citar sólo el caso de este 2010, a los bumangueses les corresponderá pagar en el papel una suma aproximada de $131 mil millones, representados en los impuestos del Predial y del Industria y Comercio. De esta cifra, durante el primer mes del año se ha pagado el 24%; es decir, $31 mil 440 millones.

A esta cantidad de dinero por pagar, se le deberá sumar, según las cifras contempladas para los recaudos de impuestos nacionales que pagarán los bumangueses, otra cantidad cercana a los $210 mil millones.


Incredulidad ciudadana

La percepción de los bumangueses, a quienes el mismo alcalde de la ciudad, Fernando Vargas Mendoza, califica de ‘buenas pagas’ por la forma oportuna como hacen sus contribuciones al fisco, es que muchos de los cientos de millones de pesos pagados en impuestos 'no se traducen en obras'.

Al menos así opina Jesús Emilio, quien ayer pagó $101 mil por el Impuesto Predial de su casa. Aunque él admite que no sabe a ciencia cierta cuántos impuestos tiene que pagarle al Estado Colombiano o por cuáles conceptos los paga, denuncia que los tributos no se ven traducidos en obras, al menos no en su barrio.

'En mi vecindario, -situado en la escarpa de la zona de La Feria- ni siquiera hay vías de acceso, no funciona el alumbrado público y no se cuenta ni con una cesta para recoger la basura. Es como si la plata pasara de mi bolsillo directo a los de los politiqueros', denunció.

La verdad es que el reclamo de este embolador no dista mucho de las cuentas que acaba de entregar Contraloría General de la República, ente que aseguró que durante el año pasado casi 4.2 billones de pesos terminaron en el bolsillo de los corruptos,  sin contar el dato aún no determinado de la plata que algunos funcionarios públicos recibieron por sobornos y porcentajes a la hora de asignar contratos, licitaciones y otros ‘negocios’.

 

¿Es cierto que sE TRADUCEN EN OBRAS?

? Impuesto al Amor – Cigarrillo:

Los recaudos totales del primero y el 10% del segundo deben destinarse para apoyar el deporte. En ese sentido, hay que advertir que los deportistas santandereanos, de manera especial los de Taekwondo, tenis y patinaje, se quejan por no contar con recursos suficientes para ir a representar a la ciudad, ni mucho menos al Departamento. No obstante, la Alcaldía y la Gobernación argumentan que, nada más el año pasado, se invirtieron $300 millones para tales disciplinas.

? Sobretasa a la gasolina y el Predial:

Según la ley, la sobretasa ($22 mil millones) será destinada al mejoramiento de la malla vial. Sin embargo, un reciente informe de la Alcaldía reveló que el 92% del pavimento del Municipio ya cumplió su tiempo de vida útil.

? Impuesto de consumo- Juegos de Azar y Pro-Hospitales:

Se destinarán a apoyar la salud. De acuerdo con el Gobierno Local, al menos $11 mil millones se destinaron el año pasado para la asistencia a los más necesitados.

 

¿Quiénes y qué cobran?

Gobernación:

Por electrificación rural, Pro-Desarrollo, Pro-Anciano, Reforestación, Pro-Cultura, Pro-Uis, Pro-Hospitales, Retefuente, vehicular, de Registro, de Consumo (por licores y cerveza), Impuesto al Amor, Degüello de Ganado, Sobretasa a la Gasolina y al Acpm y el de la Valorización.

Municipio:

Sobretasa a la Gasolina, Sobretasa Ambiental, Sobretasa Bomberil, Industria y Comercio, Predial, Avisos y Tableros, Alumbrado Público, Espectáculos Públicos, Publicidad Externa, Azar y Suerte.

También habría que contabilizar una suma de $80 mil millones por concepto de valorización, que les correspondería pagar a muchos bumangueses por las obras de la Troncal Norte-Sur, que empezaría  a ejecutar el actual alcalde, Fernando Vargas Mendoza durante el presente año.

Nación:

De Renta, IVA y de Consumo, 4 por mil, entre otros. No podemos olvidar uno de los más controvertidos, el del Patrimonio, para las personas con capitales mayores a 1.000 millones de pesos, para financiar la guerra contra la Guerrilla.

Vale anotar que el Impuesto al Valor Agregado, IVA, hasta el que se cobra por las entradas a un motel, son los que más contribuyentes tienen. Estos tributos están incluidos en no menos de 500 artículos de consumo diario.

Impuestos en proceso

* El de la Universidad: Lo pagarían los profesionales que se gradúen de las universidades oficiales, en retribución por los servicios prestados y por la formación recibida. Aún se desconoce el monto.


línea de tiempo

Algo de historia

1820

Bajo el gobierno de Francisco de Paula Santander, se estableció la contribución directa del ciudadano. Sin embargo, el modelo no fue viable en la práctica, debido a las continuas guerras civiles que se vivieron en el país.

1887

El presupuesto estimado de los impuestos para el país sumaba $19 millones y medio. En Bucaramanga, se pagaban en total $210 mil, una suma cuantiosa para la época.

1918

Sólo hasta ese año se logró establecer el llamado ‘Impuesto a la Renta’.

1989

Nuestros impuestos han sufrido múltiples reformas a lo largo de los años, antes y después de la recopilación de las normas tributarias contenidas en el Decreto 624 de 1989.

2003

Nace la Ley 863, la cual da pie para la aplicación de 4 reformas tributarias.

2010

La Declaratoria de ‘Emergencia Social’, entre otras cosas, permitiría aumentos en los gravámenes del cigarrillo, los licores y los juegos de azar.


algunos ejemplos

ESTRATO BAJO

Doña Matilde Díaz vive en el barrio Esperanza, al norte de la ciudad. Ella, cuyos ingresos no superan los $500 mil al mes, sostiene que contribuye al Estado con una suma cercana a los $102 mil por concepto de impuestos. El más caro para ella es el del Predial


ESTRATO MEDIO

A la hora de hacer sumas y restas para cuadrar sus cuentas, Mercedes Corredor, quien vive en un estrato medio, no conoce a ciencia cierta cuántos impuestos tiene que pagar; ni mucho menos sabe hacia dónde va esa plata que desembolsilla. Lo que sí tiene claro es que nada más el mes pasado, ya tuvo que aportar $126 mil por el Predial de su casa, de estrato 3, situada en un barrio, al sur de la capital santandereana.


ESTRATO ALTO

Quien reside en una casa de los estratos 5 y 6, tal como le pasa a Dubadier Gómez, pagará entre $700.000 y $1 millón 500 mil por el Impuesto Predial, más $67.000 por sobretasa ambiental.

De manera adicional, el Estado le descontará $220.000 mensuales por la retención en la fuente de su salario. Como si fuera poco, pagará $151.000 por el impuesto de rodamiento de su carro, si éste es avaluado comercialmente en $18 millones. Además, deberá tributar por el alum-brado público una cifra que oscilará entre $10 mil y $15 mil al mes. Él dice que en su barrio de residencia, tales contribuciones no se traducen en obras.

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad