viernes 26 de julio de 2019 - 12:00 AM

“La EPS no dio en Bucaramanga la válvula para la hidrocefalia de mi hermana”

Hace 15 años a Clara Milena Díaz le insertaron en Bucaramanga dos válvulas en su cráneo, para tratar la hidrocefalia que padece. Este año una de esas válvulas se averió y acudió al médico en búsqueda de un remplazo. Su familia asegura que Medimás EPS no garantizó el suministro de dicho dispositivo.
Escuchar este artículo

Una de las dos válvulas que le pusieron a mi hermana para controlar su hidrocefalia se le salió del cráneo; esto le produjo una hendidura en la cabeza y pérdida de la movilidad en medio cuerpo. A pesar de que los médicos le ordenaron una operación con urgencia, Medimás EPS no garantizó la válvula de remplazo”.

Este relato es de Raquel Díaz, quien denunció que su hermana, Clara Milena Díaz de 43 años de edad, fue víctima de desatención médica por parte de dicha EPS. De acuerdo con esta queja, la paciente duró casi un mes esperando a que Medimás suministrara un dispositivo para tratar su hidrocefalia.

Lea también: Tiene cáncer y hace un año espera la extirpación del tumor en Bucaramanga

La Organización Mundial de la Salud, OMS, define dicha afección como “un trastorno que ocasiona la acumulación de líquido cefalorraquídeo en la cabeza, y con ello un aumento de la presión y una expansión del cráneo a un tamaño mayor que el normal”.

Para controlar y prevenir los efectos de tal enfermedad, la ciencia médica desarrolló la ‘Válvula Hakim’, que permite evacuar o drenar el fluido del cráneo. Dicho dispositivo fue creado por un colombiano, llamado ‎Salomón Hakim Dow.

Se le dañó una válvula, tras 15 años

“Cuando mi hermana tuvo su bebé, sufrió de aneurismas cerebrales y como consecuencia le dio hidrocefalia. Eso fue hace 15 años. Le pusieron dos válvulas Hakim para drenar el líquido del cráneo”, dijo Raquel.

Durante la última década y media Clara Milena llevó una vida normal, hasta mediados de mayo pasado, cuando una de sus válvulas se averió. Según su hermana, “el aparato se le salió del cráneo. Cuando el doctor la vio así, dijo que tenían que operarla urgente.

Cuando se le inflama la cabeza, ella pierde el movimiento y la fuerza en toda la parte izquierda del cuerpo. Se le tuercen el brazo y el ojo, y la pierna tampoco le responde”, indicó la denunciante.

El inicio del martirio

Aseguró Raquel que, luego de estar en observación y tras valoraciones médicas, el 1 de julio pasado los especialistas ordenaron la operación que requería Clara Milena para la sustitución de tal válvula.

“Ese mismo día el doctor solicitó la válvula. Medimás aprobó el procedimiento quirúrgico, pero nunca llegó el aparato. Lo único que decía la EPS es que había que esperar; mientras mi hermana seguía sufriendo y cada día más deteriorado su estado de salud”, señaló Raquel.

Ante dicha demora, los familiares de la paciente decidieron acudir a la Defensoría del Pueblo en busca de apoyo. “Allá nos ayudaron a interponer una tutela, que falló a favor de mi hermana. Le dieron un plazo de 24 horas a Medimás para que garantizara el procedimiento”, dijo la mujer.

No obstante, tampoco fue posible que la EPS suministrara el dispositivo. Raquel asegura que ni siquiera por medio de la Superintendencia de Salud se logró.

“El pasado sábado 20 de julio la válvula que le quedaba a mi hermana se le tapó. Ese día se agravó mucho su salud. Casi se nos muere, menos mal estaba en la clínica en ese momento”, aseguró la hermana de la paciente.

Esta urgencia hizo que la familia decidiera adquirir de su propio bolsillo el dispositivo que le hacía falta a Clara Milena.

“Ese sábado, en plena celebración del Día de Independencia, nos tocó salir a buscar la válvula. Entre toda la familia reunimos y prestamos plata para comprar el aparato por nueve millones de pesos. Ese mismo día la operaron”, afirmó la denunciante.

Según Raquel, “gracias a Dios mi hermana ha evolucionado muy bien. Este lunes en la mañana le dieron el alta de la Unidad de Cuidados Intensivos. Ahora esperamos que la EPS reembolse el dinero que gastamos en la válvula”.

¿Qué dice la EPS?

Mediante un comunicado, Medimás EPS aseguró que “se autorizó el procedimiento que debe recibir la usuaria en la Clínica de Urgencias de Bucaramanga, IPS que cuenta con la tecnología y personal médico que permita garantizar dicha atención”.

Previo al procedimiento, y a pesar de que las órdenes recientemente fueron autorizadas, la familia de la usuaria tomó la decisión de pagar el insumo para la intervención médica.

En ese sentido, la EPS suministró la debida información con el fin de que radiquen los documentos correspondientes al pago realizado y, si se aprueban luego de un estudio, se haría el reembolso”, agregó Medimás.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad