domingo 28 de junio de 2009 - 10:00 AM

'Le vamos a cerrar todos los espacios a la delincuencia'

Buscar un cambio radical en la actitud de los 3.500 uniformados que componen la Policía Metropolitana de Bucaramanga para ganarse la confianza y el cariño de los bumangueses y cerrarle todos los espacios a la delincuencia, son los principales objetivos que se ha propuesto el brigadier general Yesid Vásquez Prada.

El alto oficial, quien viene de ser el subcomandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, dialogó con Vanguardia Liberal sobre los retos que desde el pasado viernes afronta por orden del director general de la Policía Nacional, Mayor General Óscar Adolfo Naranjo Trujillo. Preguntas y respuestas

Vigilancia informal

Hay un tema preocupante y es el de los vigilantes informales, es más, el mismo director de la Policía, el Mayor General Óscar Naranjo, dijo que había que remediar esta situación cuanto antes. ¿Cómo le va a poner ‘coto’ al a-ccionar de la vigilancia informal?

'Ya empezamos un trabajo desde esta misma semana. Vamos a identificar plenamente en la Sijin a todos los vigilantes informales, les decomisaremos todos los elementos que están utilizando. Tenemos que concientizar a la comunidad de que ellos no están autorizados para ejercer ningún tipo de vigilancia y menos cobrar por el servicio. Vamos a establecer un control de cuántos realmente son y qué actividad están cumpliendo. Hay que ser radicales con el tema, este tipo de vigilancia no la debemos permitir porque es ilegal'.

Hay gente que dice que la ausencia de la Policía fue la causa de la llegada de los grupos de vigilancia informal. Terminado este problema ¿usted le garantiza a la comunidad presencia y eficacia en los sectores neurálgicos en materia de seguridad?

'Como les he dicho a algunos líderes comunitarios con los que me he reunido, no debo decir cosas que de pronto no puedo cumplir. Yo no le puedo decir a la comunidad que les voy a poner permanentemente Policía en algunos sectores, pero sí vamos a realizar planes en los que se verá nuestra presencia y en los que le vamos a garantizar a la comunidad que la Policía va a estar a la mano de ellos. Me voy a reunir con los líderes comunitarios para conocer de primera mano las problemáticas de cada barrio, y así darles pronta solución'.

Menores infractores

No es el único problema que urge en cuanto a la seguridad en la ciudad, está también el de los menores delincuentes. ¿Cuál será su estrategia para reducir los altos índices de menores de edad involucrados en todo tipo de delitos?

'En este tema, toda la responsabilidad no se la podemos dejar a la Policía. Aquí hay una gran responsabilidad de los padres de familia, de los colegios en los que estudian los menores, de las autoridades administrativas con las campañas educativas. Tenemos que unirnos para realizar un trabajo integral y no, de pronto, estigmatizar a estos jóvenes, sino darles la oportunidad de que, si quieren expresarse, lo hagan, pero acorde al compromiso social que deben adquirir'.

El narcotráfico

Hay serios indicios de que dinero del narcotráfico se lava en la ciudad y que algunos capos convirtieron a Bucaramanga en su escondite. En los últimos dos años han sido capturados ocho extraditables en el área metropolitana. ¿Bucaramanga y el área metropolitana seguirá siendo el paraíso para el lavado de activos y escampadero de capos del narcotráfico?

'La Policía a nivel nacional viene haciendo unos controles y ya le solicitamos a mi general Naranjo el apoyo que necesitamos. Él nos respondió que hay un equipo de hombres dedicados al seguimiento de algunos capos que posiblemente en estos momentos están delinquiendo silenciosamente. Nosotros no estamos quietos, estamos realizando algunas investigaciones, para determinar si ese lavado de activos del que se habla en Bucaramanga es real o no.
Esta ciudad tiene mucha proyección y está en pleno desarrollo, por eso la construcción se encuentra en auge. Sin embargo, si llegamos a detectar lavado de activos pues lo vamos a combatir para entregar los responsables a la justicia'.

El problema del narcotráfico, sumado a controles territoriales de micro-expendios de droga, han suscitado un escalada criminal en la ciudad. Si bien no son frecuentes, los casos de sicariato no dejan de preo-cupar. ¿Habrá que crear una unidad especial contra el sicariato en Bucaramanga y el área metropolitana?
'Esos homicidios van a tener un tratamiento especial. Si tenemos que cruzar información con la Fiscalía lo haremos, lo importante es entregarle resultados a la comunidad. Hay que realizar todo el esfuerzo, colocar todos los medios que tenga la Policía para investigar los casos de sicariato. No vamos a permitir que estos sujetos sigan asesinando a la gente en Bucaramanga y el área metropolitana, y les vamos a cerrar estos espacios'.

El fleteo

Una de las principales encomiendas que el general Naranjo le dio fue combatir el fleteo. No ha sido suficiente con poner un policía en cada banco, aumentar el pie de fuerza en el servicio de escoltas, e incrementar los controles a las motocicletas. ¿Cuál es su estrategia y en cuánto tiempo los bumangueses podrán ir tranquilos a las entidades bancarias a consignar y a retirar dinero?

'Hay que realizar un trabajo en conjunto con los bancos, y mirar si de las mismas entidades bancarias presuntos clientes estén haciendo el trabajo de señalización de las víctimas. Si la estrategia de mantener un policía en cada banco no nos dio resultados, hay que empezar a vigilar más las calles e implementar unos muy buenos procesos de inteligencia, coordinados con Policía Judicial para judicializar a estas bandas de fleteros. Varios de estos delincuentes ya han sido identificados y ya sabemos cómo y dónde están operando'.

¿Qué le dice el hecho de que en este año 12 policías, adscritos al Comando al que usted llega, han sido capturados por diferentes delitos, principalmente hurto y tráfico de estupefacientes?
'Tenemos una consigna de nuestro Director y es cero tolerancia con la corrupción. Ya no quedamos satisfechos con retirar de la institución al uniformado que cometa un delito. Ahora estamos realizando un trabajo de judicialización para entregarlo a la justicia. Además, estamos dándole a conocer a la opinión pública ese trabajo que hacemos, porque no vamos a permitir que ningún hombre utilice el uniforme para delinquir. Algo que nos ha dado credibilidad con la comunidad, es que nosotros mismos estamos haciendo el trabajo de detectarlos, investigarlos y entregarlos a las autoridades'.

Precisamente esta situación ha generado una ruptura en la confianza entre la Policía y el ciudadano común, que prefiere arriesgar su vida y su capital al retirar dinero de una entidad bancaria, que pedir el servicio de escolta policial. ¿Qué hacer para recuperar esa confianza?

'La Policía está en condiciones de prestar ese servicio y creo que le hemos demostrado a muchos ciudadanos que estos hombres que nos han fallado son muy pocos. La mayoría de los policías son personas honestas, dedicadas a nuestra profesión, la cual adelantamos con mucha vocación y con mucho sacrificio, todo para ganarnos la credibilidad de la ciudadanía. De modo pues, que esa no puede ser una justificación para que la gente no utilice el servicio de escolta. No necesitamos saber la cifra que van a movilizar, únicamente dónde requieren la escolta y la Policía está en condiciones de hacerlo'.

¿Cuál es su línea de mando o por cuál se inclina:la operatividad, o la inteligencia?

'Hay que apuntarle a todo. En la última reunión que tuve con la línea de oficiales fui enfático en decirles que si tenemos que enfrentarnos con los delincuentes lo hacemos, si hay que capturarlos también lo hacemos, y si por esa vía es imposible hacerlo, entonces hay que utilizar los procesos de inteligencia para poder atraparlos'.

La comunidad y la confianza

¿Cómo propiciar un verdadero lazo de unión entre la Policía y los sectores vulnerables donde muchas veces se incuba el accionar de la delincuencia, más allá de cambiar armas por licuadoras o bonos de mercado?

'Hay que hacer un trabajo sincronizado e integral, no sólo de la Policía. Tenemos que apoyarnos con la Administración Departamental, Municipal y hacer esfuerzos para que ese grupo de personas tenga una posibilidad de servicios públicos, de educación, de trabajo. Si Bucaramanga crece como lo está haciendo, existirán oportunidades para toda la gente. Tengo muchas expectativas, pero debemos trabajar de manera sincronizada con las Administraciones porque solo no lo haré.
Esas campañas de las que usted habla puede que den resultados pero a la hora de la verdad no benefician en nada porque esa licuadora no le va a solucionar la calidad de vida. A esas personas hay que darles otras posibilidades y creo que muchos estamos en condiciones de ofrecer esa calidad de vida para los sectores marginados'.

Para el general Naranjo es muy importante que sus hombres se ganen el amor de los ciudadanos. ¿Cómo se va a ganar usted ese cariño de los habitantes del área metropolitana?

'Con el cambio de actitud de mis policías. Desde que llegué a Bucaramanga les he venido hablando del cambio de actitud. Un policía no puede ser ajeno a cualquier pedido de auxilio de la ciudadanía. No pueden existir excusas para no atender un caso. El mismo Comandante debe dar ejemplo, por eso cada vez que me encuentre un caso de policía lo atenderé personalmente, si hay un trancón me bajaré y guiaré el tránsito. Ese cambio de actitud de mis policías será fundamental para terminar de ganarnos la confianza de la comunidad'.

¿Qué cree que le hace falta a la Policía Metropolitana de Bucaramanga para garantizar la seguridad a sus ciudadanos?

'Hace falta un poco más de apoyo de la comunidad con información oportuna que nos puedan arrojar resultados positivos en los procesos de judicialización, y esa credibilidad que debe tener cada ciudadano en su policía, porque los medios logísticos ya los tenemos, incluso hasta un helicóptero está a nuestra disposición para vigilar la ciudad desde el aire'.

¿Cómo se imagina esta ciudad en materia de seguridad en 12 meses, cuando usted cumpla un año como general al frente de la Metropolitana de Bucaramanga?

'Una ciudad más educada, con menos trancones, menos problemas delincuenciales, la Policía trabajando armónicamente con la comunidad y de pronto, a un comandante nostálgico porque han tomado la decisión de trasladarlo para otra unidad, sabiendo que ha cumplido con un buen trabajo'.

Estudios del General VáSquez Prada

Estudios superiores
 
-Tecnólogo policial.
-Administrador policial.
-Administrador de empresas.
 
Especializaciones

-Seguridad integral.
-Programa de desarrollo gerencial.

Cursos, diplomados y seminarios

-Alta gerencia.
-Administración de talento humano.
-Resolución de conflictos.
-Seguridad y convivencia ciudadana.
-Dirección de personas en liderazgo.
-Gobierno de las organizaciones.
-Academia superior de Policía.

LISTA

Los cargos del general

1 Jefe de control interno y comandante de la Escuela General Santander.
2 Jefe de la seccional de inteligencia de la Policía Metropolitana de Bogotá.
3 Comandante de la estación de Policía de Engativá.
4 Subcomandante operativo de la Policía del Meta.
5 Subcomandante de la Policía de Cundinamarca.
6 Comandante de la Policía de Cundinamarca.
7 Jefe del área de control interno de la Policía Nacional.
8 Agregado de la Policía en Perú.
9 Subcomandante de la Policía Metropolitana de Bogotá.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad