domingo 23 de agosto de 2020 - 12:00 AM

Más del 20% de los bumangueses vive en barrios precarios

Sin servicios públicos, sin carreteras ni andenes, y con amenazas permanentes de deslizamientos o inundaciones, así viven más de 115 mil personas en Bucaramanga. El Municipio contempla ejecutar estudios de amenaza y riesgo en el territorio.

Sin servicios públicos, sin carreteras ni andenes, y con amenazas permanentes de deslizamientos o inundaciones, así viven más de 115 mil personas en Bucaramanga. El Municipio contempla ejecutar estudios de amenaza y riesgo en el territorio.

La urbanización ilegal y la expansión descontrolada de viviendas en la capital de Santander ya es un problema “serio” y “delicado”, reconocen las autoridades. La situación escaló a una magnitud tal que en la actualidad se calcula que, la quinta parte de la población vive en condiciones de precariedad.

Lea también: Solo en madrugada les llega agua a dos mil familias en Bucaramanga

Hablamos de más de 115 mil personas, de acuerdo con lo identificado por la Secretaría de Planeación de la Alcaldía de Bucaramanga. El jefe de dicho despacho precisó a Vanguardia que más del 20% de los bumangueses residen en vecindarios precarios, barrios que en su mayoría son ilegales y que se ubican en zonas de alto riesgo por amenazas naturales.

Es un drama y una grave situación a la cual están expuestos miles de niños en primera infancia y adultos mayores, quienes son los que más sufren por precariedades como la falta de agua potable, la inexistencia de andenes y escaleras para transitar, y la carencia de espacios para la recreación, deporte o esparcimiento.

Como el caso de Yolanda Quintero, habitante del barrio Buenavista de la Comuna 14. Desde hace 15 años reside en el vecindario, junto con sus tres hijos y esposo. “El agua la recibimos por mangueras de un acueducto veredal, nos toca almacenarla en tanques y hervirla porque no viene tratada.

“Tenemos luz y teléfono, pero no contamos con alcantarillado. Mi esposo puso una tubería que va desde el baño, y otra desde la cocina, hasta una alcantarilla que hay abajo en la carretera. Al barrio también le falta un mejor alumbrado público y la construcción de andenes”, narró Yolanda.

Julian Silva, secretario de Planeación de Bucaramanga, señaló que “este problema es muy serio y existe desde hace décadas. Gobiernos pasados han sido complacientes con la urbanización ilegal.

“En esta Administración, por primera vez, se contempla la posibilidad de emprender los estudios de amenaza y riesgo de toda Bucaramanga. Estamos trabajando con los gobiernos Nacional y Departamental, para procurar los recursos necesarios”, agregó el funcionario.

Silva informó que la Alcaldía se trazó la meta de legalizar 25 barrios durante el cuatrienio, “aquellos que los estudios nos demuestren que sí pueden existir. En otros casos la salida sería el reasentamiento”.

Juan Manuel Álvarez, abogado especialista en derecho urbano y ordenamiento territorial, señala que “en los últimos años el Municipio ha gastado alrededor de $20 mil millones en legalizaciones que no han tenido mayores impactos de desarrollo en las comunidades.

El objetivo no debe ser legalizar y sacar la foto, lo que en realidad se debe hacer es ejecutar proyectos y acciones para un progreso verdadero de estas poblaciones precarias. También debe existir una articulación entre autoridades como la Corporación Para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga y las empresas de servicios públicos”, agregó Álvarez.

Dato: 120 asentamientos y barrios precarios existen en Bucaramanga, de acuerdo con la información del Municipio.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Image
José Luis Pineda Arenas

Periodista egresado de la Universidad Pontificia Bolivariana. Miembro del equipo de Área Metro en la versión impresa de Vanguardia desde 2016, y apoyo en la elaboración de contenidos digitales y transmisiones en directo.

@JosLuisPineda18

jpineda@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad