domingo 20 de septiembre de 2009 - 10:00 AM

Moviendo toros desde la 'cuna

¿Cómo un niño de 34 kilos y con tan solo 12 años, puede mover por una pista de exhibición, parar y posar a un toro de 970 kilos? Ahhh…y su única arma es una varita de aluminio con la que rasca su bajo abdomen y lomo.

Pues todo es producto del Programa Echando Raíces, que se inició en 2002 en la Asociación Colombiana de Criadores de Ganado Cebú, Asocebú, y tiene como finalidad preservar la tradición.

Es decir, formar a esos muchachitos para que sean los futuros ganaderos del país en materia de ganado de carne de alta selección.

Una muestra de lo anterior se vivió ayer, cuando a la pista salieron infantes con toros de cabestro que obedecían sus órdenes como si los estuviese manejando un experto palafrenero.

Federico Espinosa Mantilla tiene 12 años y su voz es suave; pero cuando mira al toro lo hace con rudeza y jala el cordel con firmeza.

¿No le da miedo? No, dijo con frialdad. Y vaya sí lo es, pues llevaba un toro de la raza cebú, color 'frijolo', que está cercano a la tonelada de peso.

Estuvo en los lugares de privilegio, pero es una muestra de cómo estos jovenzuelos están metidos en ese mundo llamado cebú puro.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad