domingo 21 de junio de 2009 - 6:53 AM

'No estamos improvisando'

Justo en seis meses la ciudad estará preparándose con ‘bombos y platillos’ para el funcionamiento de los primeros 131 buses de Metrolínea e inaugurar el 22 de diciembre ante los ‘ojos’ del país el transporte masivo de la capital santandereana.

A propósito de la cercanía de la fecha y del estado actual de las obras, Vanguardia Liberal indagó al gerente de Metrolínea, Félix Francisco Rueda Forero, sobre si cumplirá tal promesa, sostenida por él y por los gobiernos local y nacional. Desde su oficina ubicada en Cabecera del Llano, ambientada con una pecera y una maqueta de un bus que se destacan, el directivo respondió estas inquietudes durante una hora y 5 minutos, 24 segundos:

Preguntas y respuestas

Metrolínea tiene órdenes de funcionar en diciembre. Sinceramente, ¿bajo qué condiciones lo van a hacer?
Va a funcionar bajo las condiciones propias que requiere un sistema de transporte masivo, con su infraestructura en la primera etapa, vehículos y tecnología. Todo está dispuesto para que funcione normalmente.

¿Cómo lo van a lograr si no se ven avances en el Tramo 3, de Cañaveral a Papi Quiero Piña?
La inversión más significativa del Tramo 3 está concentrada en los puentes vehiculares de Cañaveral y TCC. El tema de las calzadas si usted pasa y observa, faltan unos detalles pequeños en la sobrecarpeta… Pero todo esto estará dispuesto para diciembre.

¿Y qué va a pasar con el Tramo 2, de Provenza a Cañaveral? Está paralizado desde julio de 2008 y no han contratado un nuevo constructor.
El Tramo 2 quedó en 93% de avance. Hemos dialogado con la interventoría y con el constructor de la Unión Temporal Puentes (responsable de puentes vehiculares y estaciones) y ellos empezarán una serie de tareas para terminar de organizar ese tramo.

¿Cuánto le va a adicionar a ese contratista para terminar ese tramo?
A la Unión Temporal Puentes se le dio un adicional en tiempo pero no en recursos (para terminar puentes y estaciones). Sucede que los puentes fueron rediseñados, se les bajó el peso, y eso nos da un saldo a favor que podría ser utilizado para terminar ese tramo. No obstante, en la medida que vaya avanzando el contrato observaremos si se requiere adicionar o no más recursos para terminar los detalles del Tramo 2.
Para que los buses de Metrolínea  rueden también debe estar lista la Estación de Transferencia de Provenza. La obra ya fue adjudicada, ¿pero por qué no ha empezado la construcción?

La Estación de Transferencia de Provenza ya fue adjudicada, pero se está en la etapa de legalización del contrato y luego se pasa a la fase de preconstrucción que dura un mes. Ahora la interventoría está revisando los diseños para dar la conformidad.
Como está los tiempos este punto sí es una ruta crítica. Sin embargo, hemos hecho reuniones con el constructor para que se comprometa y avance notoriamente en lo prioritario que son las bahías, donde van a llegar los buses alimentadores.

Cuando licitaron esa estación dejaron por fuera el edificio administrativo, donde funcionaría el Centro de Control de Operación de la Flota. ¿Cómo van a rodar los buses si no dispondrán de un lugar para controlar rutas y frecuencias?

Dentro de las instalaciones que tiene la empresa Tisa (operador del recaudo), ubica en la calle 55ª con carrera 29, hemos acondicionado un espacio independiente, donde Metrolínea pondrá su centro de control. Desde allí contaremos con todas las herramientas tecnológicas para administrar las frecuencias y verificar en tiempo real cuántas personas están entrando y saliendo, y cuánto se está facturando.

¿Y cuándo van a construir el edificio administrativo, para que el Centro de Control de Operación sea independiente?
Metrolínea seguirá operando desde sus instalaciones actuales, mientras se construye el edificio administrativo. Lógicamente que en el área que le comento va a quedar la división de operaciones y de planeación… Metrolínea está tramitando un crédito por $4.500 millones ante una banca nacional para construir ese edificio administrativo y equiparlo… La idea es que BM3 (responsable de la Estación de Transferencia de Provenza) construya ese edificio.

El Portal de Floridablanca fue adjudicado en noviembre pasado, ¿por qué a la fecha no ha habido remoción de tierra en el sector?
Estamos en la etapa de preconstrucción y en todo el trámite de los permisos ambientales. Esos permisos ya están gestionados. Lo que estamos esperando es la resolución de la Cdmb para llevarla a la Curaduría, que nos da el trámite para remover tierras.

Como el Portal de Floridablanca demora tanto en construirse, el Consorcio Estaciones Metrolínea se comprometió a hacer un patio-taller temporal para la operación del sistema. ¿Por qué no se sabe nada de ese patio-taller que estaría ubicado en el Anillo Vial?
El lote y el diseño ya están definidos Estamos pendientes de que los transportadores nos definan si van a tener un solo proveedor de combustible o dos, pero las áreas ya están definidas. Como esto es un diseño provisional no miremos esta obra como algo complejo. Será una obra liviana con espacios para mantenimiento, provisión de combustible y parqueaderos.

¿Quién asume los costos por los kilómetros de más que tienen que recorrer los buses entre el Anillo Vial y Papi Quiero Piña?
Los buses padrones arrancan el recorrido facturando inmediatamente porque empezarán su recorrido por la calle 200. Pero dentro del contrato (con los operadores del transporte) se estipulan un porcentaje de tiempos muertos para los buses articulados. Eso significa que esto ya estaba previsto y lo tienen que asumir los transportadores.

¿Si el Portal de Floridablanca, ubicado en Papi Quiero Piña,  no va a estar listo para diciembre, ¿a dónde tienen que ir los usuarios de ese sector para subirse a los articulados?
La operación preliminar del sistema de transporte masivo comenzará en Lagos II, donde hay una estación y puente peatonal. A este sector llegarán los buses alimentadores y desde ese mismo punto partirán los buses articulados.

Para la operación también se requiere de la Estación de Transferencia de Cañaveral. ¿Cómo es que ahora ya no se va a hacer la estructura de $12.700 millones proyectada, sino que se tiene planeado construir una bahía?

Las estaciones de transferencia en su tamaño son producto del número de buses alimentadores que lleguen allí. Como decidimos que habrá una ruta troncal (con bus padrón) desde Bucarica, entonces le quitamos una carga significativa de casi cinco buses alimentadores que tocaba disponer para ese barrio…
El cambio responde al sistema operativo, que da cuenta de que la estación sólo va recibir tres rutas alimentadoras: Ciudad Valencia; la de Bellavista-Santa Ana, y la de Cañaveral, clínicas y Palomitas…

No lo mire como una simple bahía ni mida las cosas por la infraestructura es extravagante. Lo importante es que sea funcional.
En un principio se dijo que esa estación estaría ubicada sobre un predio del sector oriental, frente al Centro Comercial La Florida. ¿Van a comprar un pedazo de tierra de esa zona?

Ya se compraron dos casas, cada una por al menos $330 millones, pero que están ubicadas sobre el sector occidental. Eso significa que la estación quedará sobre la misma calzada donde quedan los centros comerciales, metros delante de La Florida.
¿Y quién va a construir esa bahía?

Como es algo elemental y es un área de bahía, entonces la hará el constructor de Unión Temporal Puentes al que le pediremos que ajuste los diseños del puente peatonal del Panamericano. La idea es que quede un espacio cómodo para que los buses se orillen en este sector sin ningún problema.
O sea que la Unión Temporal Puentes será la ‘salvadora’ de obras pendientes como el Tramo 2 y la Estación de Transferencia de Cañaveral…
La invito a que pasemos por el Tramo 2 y verá que son cosas elementales, nada complejo… Es más práctico hacer esto que buscar a un nuevo proveedor.

¿Y eso de cambiar los diseños es permitido?
Esto está permitido. Este es un proyecto que tenemos que hacerlo operativamente lo más funcional… Decidir que las rutas de La Cumbre y Bucarica van a ser pretroncales y que tocaba ampliar las estaciones centrales no es improvisar… Embarrarla es no hacer las cosas a tiempo y luego decir, hay se disparó la demanda y no hicimos caso de ampliar las estaciones.
¿No es improvisar que haya tenido que contratarse otra vez los Tramos 2 y 3 o que tengan que hacer adiciones a otros contratos porque se cambiaron diseños… No es improvisar que todavía no se sepa si habrá estaciones de parada para los alimentadores así como parcheo de las vías donde rodarán esos buses por los barrios…

Es que en un proyecto de un billón de pesos pasan muchas cosas por más de que se planee… Estamos construyendo una ciudad nueva sobre una ciudad ya construida. A la gente se le olvida que no había memorias de las redes de servicios públicos y que estamos convirtiendo a los transportadores en empresarios… La gente piensa que Metrolínea es sólo infraestructura y ha estado molesta por el tema de movilidad. Esto ha pasado en todas las ciudades donde se construyen transportes masivos, pero es claro que proyecto va a generar muchísima calidad de vida.

¿Cuándo van a ubicar las paradas para las rutas alimentadoras? ¿Habrá parcheo de vías?
Los buses alimentadores son iguales a los buses convencionales que hay actualmente. El arreglo de las vías es una responsabilidad de las Alcaldías de cada municipio del área. Sin embargo, Metrolínea espera la firma de los convenios de financiación, para con un rubro de $13.000 millones reparar algunas vías por donde pasarán esos buses. Lo de las paradas esperamos que las oficinas de planeación de cada municipio gestionen ante empresas de publicidad la ubicación de esos paraderos.

¿Cuándo la gente va a conocer las rutas?
Toda la socialización y estrategia de mercadeo la vamos a comenzar en octubre. Para ello vamos a contar con el apoyo de la Cámara de Comercio, del sector privado y del área metropolitana para que todos conozcan como funcionan las rutas. Hay que saber gastar la pólvora en su momento
¿Cada vez que adjudica contratos con base en las normas del Banco Mundial, le da miedo que le salga un constructor ‘chimbo’ por favorecer a la propuesta más económica?

Desafortunadamente en nuestro país esas normas del Banco Mundial no sirven. Sólo funcionan para Europa y Norteamérica, porque en nuestro país hay gente irregular. Ese es un riesgo que esta entidad tiene que enfrentar, como nos sucedió con Vargas Velandia (ahora Xie, antiguo constructor de los Tramos 2 y 3)...

Cuando adjudicamos la Estación de Transferencia llegué a tener temor por los precios, pero luego hablando con el constructor e indagando con expertos, nos dimos cuenta que hay que estar tranquilos.
Si antes de posesionarse como rector hubiera tenido unas gafas futuristas, ¿qué errores habría evitado durante esto tres últimos años?
Habría hecho las vías y los portales de forma paralela. En el tema de la relocalización de las redes de servicios públicos lo ideal hubiese sido que todas fueran contratadas directamente con Metrolínea.

¿Es Metrolínea un ‘chicharrón’ necesario?
Claro, fundamental. Llevamos 38 meses de obra de transformación de la ciudad y nos faltan otros 16 meses. No nos podemos apartar de las obras que gestiona el Alcalde, entre ellas, el Viaducto de la Carrera Novena. La ciudad va a seguir en obra negra y eso va a incentivar a que la gente se monte a Metrolínea.
Sabiendo que tantas obras están en curso y el proyecto está a contratiempo, ¿usted promete que el sistema ruta porque rueda pero en buenas condiciones?
Si Dios quiere, en buenas condiciones óptimas vamos a estar operando. Tengo la confianza de que será así.

 


 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad