jueves 01 de octubre de 2009 - 10:00 AM

Pandillas, drogas y violencia preocupan a la Ciudadela

A las 3:35 de la madrugada del pasado domingo, las inmediaciones del conjunto residencial Metrópolis I en la Ciudadela Real de Minas, se convirtieron en el lugar de enfrentamiento entre dos ‘parches’ del sector. El resultado: Un joven de 22 años muerto tras recibir 3 puñaladas en la espalda y un joven de 17 años aprehendido por ser el presunto agresor.

Al siguiente día de presentarse la ‘batalla campal’ en la que participaron varios jóvenes armados con cuchillos, la portería del conjunto residencial Metrópolis I sufrió un ataque presuntamente como retaliación por la muerte del joven. De acuerdo con residentes del sector, el lunes a las 4:30 p.m., miembros del ‘parche’ agredido pasaron por el conjunto lanzando piedras y palos, al tiempo que gritaban arengas amenazantes. Las autoridades sólo reportaron pérdidas materiales.

Estos son los casos de violencia más recientes registrados en la comuna 7 de Bucaramanga, pero no son los únicos que han prendido las alarmas en los habitantes del sector.

Además de la presencia de pandillas juveniles en varios puntos estratégicos de la Ciudadela, denunciada con anterioridad por los dirigentes comunales y puesto en evidencia en los últimos días, los ‘raponazos’, la venta y consumo de sustancias alucinógenas y, al parecer, la presencia de negocios ocultos de prostitución, son las situaciones que han generado temor en los pobladores.

El panorama no es reciente. Ediles como José William Villareal manifestaron que los problemas de inseguridad se están presentando desde hace varios meses y han continuado a pesar de que la comunidad les ha solicitado a las autoridades ejercer mayor control en la zona.

'Los incidentes que se presentan aquí son muchos y se dan de toda clase y figuras. Desde robos simples hasta significativos, pandillismo y drogadicción es lo que más nos ha ‘azotado’ durante el último año', afirmó Villareal.

Y agregó: 'Parece que somos una comunidad atractiva para aquellos que viven de lo ajeno. Ya esto lo hemos dado a conocer en cabildos comunales y aunque la Policía ha hecho lo suyo, los problemas persisten'.

Por su parte, Claudia Isabel Mora, residente de uno de los conjuntos del sector, expresó: 'Aunque de alguna manera se esperaba que ocurriera algo, hechos como los del fin de semana pasado lo sorprenden a uno. Peleas de esta magnitud no deberían presentarse, pero demuestran que cada vez son más grandes las diferencias entre los grupos de jóvenes existentes, quienes bajo influencia del alcohol y las drogas no pueden reaccionar de otra manera'.

Mauricio Pedraza, otro habitante de la Ciudadela, sostuvo que 'es fácil encontrar las ‘pandillitas’ con toda libertad en diferentes sectores, incluso frente a conjuntos residenciales, muchos de ellos fumando y tomando aunque son menores. Luego de esto, clamamos para que las autoridades incrementen los controles y cumplan con ponernos las cámaras de seguridad que nos ha prometido la Administración Municipal'.


'Hay un problema social y familiar'

De acuerdo con el coronel José Javier Vivas, subcomandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, el licor y el consumo de drogas ilícitas acompañado por la poca atención de los padres de familia es una de las principales causas por las cuales los menores de este sector de la ciudad se ven involucrados en delitos como las riñas.

'Acá lo que vemos son muchachos sin control generalmente en estado de embriaguez, lo que podemos hacer como Policía es retirarlos de los lugares donde se encuentren. Por eso, el llamado es para que las familias presten más atención a sus hijos pues hay casos en los que no podemos ir más allá de lo que nos exige la Ley, aunque la ciudadanía misma lo pida', expresó.

Y manifestó: 'La institución realiza continuamente operativos en la zona, implementamos diferentes planes como el cierre de vías, corredores viales, plan guitarra, baliza y plan parques, además de trabajos que realiza la Policía Comunitaria con tres frentes que hay en el sector y otro planes de pedagogía'.

De la misma manera, el subcomandante de la Policía Metropolitana manifestó que en el lugar cuentan con un CAI móvil, además del Grupo de Reacción Motorizada.

En cuanto a otras denuncias de la ciudadanía relacionadas con pandillas o prostitución, el coronel Vivas afirmó: 'Muchas veces las personas consideran que cualquier grupo de amigos reunidos en algún lugar se trata de una pandilla, pero no, entonces deben empezar a diferenciarse estas dos situaciones. Sobre prostitución no tenemos ningún reporte, así que invitamos a la ciudadanía a realizar las denuncias específicas para nosotros poder actuar'.


línea de tiempo

Antecedentes

2008

24 de agosto

Luis Antonio Sanabria Ravelo, un vigilante del conjunto Plaza Mayor, recibió tres impactos de bala, dos en el tórax y uno en el bazo. El ataque fue perpetrado por varios hombres a las 9:10 a.m. en una de las porterías de la urbanización.


7 de septiembre

Un joven de 17 años muere luego de ser herido con un arma blanca a la altura de la clavícula izquierda. Los hechos se presentaron en horas de la madrugada durante una fiesta en el conjunto residencial Metrópolis I.


2009

27 de septiembre

Omar Antonio Patiño Méndez, de 22 años, murió en inmediaciones del conjunto residencial Metrópolis I tras ser atacado con arma blanca por otro joven perteneciente a uno de los ‘parches’ del sector.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad