Publicidad

Bucaramanga
Sábado 24 de febrero de 2024 - 12:00 PM

Piratería sin freno en Bucaramanga crece el caos en terminalitos

Caos en la movilidad y desórdenes como consumo de drogas se registran en diferentes puntos de Bucaramanga ante la falta de controles y regulaciones al transporte informal Vanguardia recorrió varios terminalitos en donde la situación es crítica

Compartir
Imprimir
Comentarios
En la carrera 15, a la altura de la calle 33, el paso para vehículos se reduce a un solo carril, por cuenta de la ‘piratería’. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)
En la carrera 15, a la altura de la calle 33, el paso para vehículos se reduce a un solo carril, por cuenta de la ‘piratería’. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

Compartir

En la carrera 15, a la altura de la calle 33, el paso para vehículos se reduce a un solo carril, por cuenta de la ‘piratería’. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En calles del Centro como la 33, 34 y 36 el acceso a los andenes es obstruido de forma continua. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)
En calles del Centro como la 33, 34 y 36 el acceso a los andenes es obstruido de forma continua. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En calles del Centro como la 33, 34 y 36 el acceso a los andenes es obstruido de forma continua. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En las afueras del Hospital Los Comuneros, informales invadieron los espacios exclusivos para vehículos de emergencia. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)
En las afueras del Hospital Los Comuneros, informales invadieron los espacios exclusivos para vehículos de emergencia. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En las afueras del Hospital Los Comuneros, informales invadieron los espacios exclusivos para vehículos de emergencia. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En esquinas del Centro de la ciudad permanecen bloqueados los accesos y las rampas para la población con discapacidad. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)
En esquinas del Centro de la ciudad permanecen bloqueados los accesos y las rampas para la población con discapacidad. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

En esquinas del Centro de la ciudad permanecen bloqueados los accesos y las rampas para la población con discapacidad. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

Corredores de alto flujo vehicular, como la carrera 33, son afectados por la falta de control sobre ‘terminalitos’, como el que opera entre las calles 47 y 48, en donde la vía se reduce a un solo carril. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)
Corredores de alto flujo vehicular, como la carrera 33, son afectados por la falta de control sobre ‘terminalitos’, como el que opera entre las calles 47 y 48, en donde la vía se reduce a un solo carril. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

Corredores de alto flujo vehicular, como la carrera 33, son afectados por la falta de control sobre ‘terminalitos’, como el que opera entre las calles 47 y 48, en donde la vía se reduce a un solo carril. (Fotos: Marco Valencia / VANGUARDIA)

Son cerca de un centenar de ‘terminalitos de la piratería’ los que se tienen identificados en Bucaramanga. Se estima que más de 50.000 personas generan ingresos diariamente ejerciendo actividades de transporte informal.

Si bien la informalidad representa una solución de transporte para miles de ciudadanos en la capital santandereana, en medio de la crisis de Metrolínea y ante la falta de rutas de bus en muchos barrios, la ‘piratería’ también está relacionada con múltiples problemas de convivencia e inseguridad en diversos sectores de la ciudad.

Riñas callejeras, caos vehicular, consumo de psicoactivos en espacios públicos, mal manejo de residuos y desaseo, e incluso problemas como malos olores generados por personas que orinan en plena calle, hacen parte de los impactos negativos reportados por la ciudadanía.

Además de la “competencia desleal” y de los riesgos contra la seguridad vial que señalan los transportistas del gremio de taxis y de buses convencionales en la ciudad, por parte de la comunidad también se advierten otros problemas que generan inconformismo.

Le sugerimos: Video | Alcalde se pronuncia tras video de pareja realizando actos sexuales en Cuadra Play

“Uno no pide que los persigan, porque todos tenemos derecho al trabajo, pero sí les deben hacer controles y regulaciones por parte de las autoridades. Así como nos toca a los comerciantes y a todos como ciudadanos, se deben cumplir reglas para que exista orden”, expresó un comerciante de textiles en el Centro de Bucaramanga.

En pasados días se profirió un fallo por parte del Tribunal Administrativo de Santander, mediante el cual fueron revocadas las sanciones que hace poco se impusieron contra los alcaldes del área metropolitana y los directores de tránsito, según lo señalado, ante la falta de acciones contundentes contra la ‘piratería’.

Además de las sanciones que había impuesto en diciembre pasado, el Juzgado 15 Administrativo también solicitó la presentación de un plan de acción para el control de la ‘piratería’, el cual también habría quedado ‘en veremos’ luego de la referida sentencia del Tribunal.

Mientras los transportistas informales reclaman su derecho al trabajo, transportadores formales solicitan controles de la informalidad.

“Recuperar” el orden y la autoridad en Bucaramanga fue la principal apuesta de campaña y promesa realizadas por Jaime Andrés Beltrán para llegar a la Alcaldía.

Sin embargo, tal y como se puede apreciar en las imágenes captadas por Vanguardia, vías públicas y andenes en diversos puntos de la ciudad siguen ocupados de manera irregular por transportistas informales.

En materia de afectaciones a la movilidad, por ejemplo, una vía de alto flujo vehicular en un sector crítico como Cabecera permanece invadida de manera constante con carros y motos que parquean a la espera de pasajeros. Sucede sobre la carrera 33 entre calles 47 y 48.

En el Centro la situación es mucho más caótica. En puntos como la carrera 15 con calle 34, las actividades de ‘piratería’ perjudican los desplazamientos de los peatones y dificultan el ingreso a locales comerciales.

Accesos a negocios y rampas de discapacidad frecuentemente se ven obstruidas en diferentes zonas de la capital santandereana.

Durante los recorridos realizados en los últimos días, pudimos comprobar varias de los problemas conexos que advierte la ciudadanía. En ‘terminalitos’ como los ubicados sobre la carrera 15 con calle 33 (existen tres en diferentes sentidos viales) a plena luz del día se evidencia el consumo de estupefacientes.

Tal y como sucede en todas las profesiones y oficios, no se trata de todos los transportistas informales. Este tipo de comportamientos son cometidos por ciertos de conductores, quienes sacan provecho de la falta de controles permanentes.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.

Publicado por José Luis Pineda

Publicidad

Publicidad

Tendencias

Publicidad

Publicidad

Noticias del día

Publicidad