lunes 25 de mayo de 2009 - 10:00 AM

Rinden homenaje a uno de los mejores docentes de Colombia

José Joaquín Castellanos Castellanos tenía claro que pasaría la mayor parte de su vida en un aula de clase. La tiza, el tablero y, en general, todo el hechizo que encierra la docencia lo ‘eclipsaron’ desde muy joven. Su familia le había escriturado esta profesión, pues todos sus hermanos y otros parientes cercanos fueron como él, grandes maestros.

¡Y le fue muy bien en este oficio! Tanto que dictó cualquier cantidad de cátedras: botánica, zoología, aritmética, español, historia, geografía, en fin…
Además, fue profesor en muchas ciudades de Colombia; de hecho dictó clases en Zapatoca, Ibagué, Bucaramanga, Leticia, Nuquí, Bahía Solano y hasta en la región chocoana de Dadó.

Este santandereano, natural de Mogotes, disfruta a sus 89 años, del aprecio y cariño, no sólo de sus familiares, sino de todos sus ex alumnos, entre los que se encuentran el mismísimo gobernador de Santander, Horacio Serpa Uribe; el oftalmólogo, Virgilio Galvis; y otros importantes santandereanos como Ricardo León Franco, Rafael Serrano, Carlos Quijano, Eduardo Valdivieso, Isidro Rodríguez y Reynaldo Serrano, entre otros.

Se casó con la desaparecida Mariela Prada Serrano, con quien conformó un hermoso hogar, al lado de sus hijos: Lucía Cristina, Óscar Francisco, Jorge, Sonia y Leonardo.

Él estudio en la Escuela de Agronomía de Ibagué, en la institución Salesiana de la capital tolimense. También adelantó una especialización que le confirió el título de Técnico Agrícola, con énfasis en Pedagogía.

Fue pedagogo en muchos planteles, entre los que se destacaron el Colegio Salesiano, de Zapatoca; la Escuela Vocacional Agrícola, de Leticia, y el Colegio de Santander, en Bucaramanga. Fue justo en esta última institución en donde más tiempo ejerció su profesión. Allí dictó las materias de Geografía e Historia Universal desde 1961 hasta 1988, cuando recibió las jubilaciones del Departamento y de la Nación.

Hace unos cuantos días Castellanos Castellanos fue reconocido como uno de los mejores docentes de Santander y del país, tras una sobria ceremonia liderada por la Administración Seccional.

La jornada le dio el título de Maestro Distiguindo, un reconocimiento que validaron muchos de sus ex alumnos y ex colegas. El acto oficial sirvió, además, para exaltar la vida y obra de un hombre que dejó en alto la labor del docente y dio cátedra como formador de mentes nuevas y emprendedoras.




Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad