miércoles 12 de agosto de 2009 - 10:00 AM

Se encadenaron para exigir su derecho a la salud

'Escúchenme, por favor. No quiero volver a las diálisis, quiero vivir y espero que entiendan que un riñón no se consigue a la vuelta de la esquina. Estoy desesperado y exijo que me den una solución'.

Con lágrimas y la voz entrecortada, Ramiro Tobías Soto, de 55 años y amarrado a una columna, exigió ayer frente a la EPS Humanavivir, ubicada en la calle 51ª con carrera 31, que esta entidad prestadora de salud le asigne pronto un especialista.

A su llamado se unió Samuel Hernández Sánchez, de 51 años, quien también se encadenó para exigir a la misma EPS el suministro de las dosis de hormonas que requieren sus hijos de 12 y 16 años, para mejorar la calidad de sus vidas.

'He interpuesto cuatro tutelas, todas a mi favor. Sólo cuando sale el fallo me atienden y luego se les olvida. Por eso es que estoy desesperado y decidí recurrir a la manifestación. No me voy de aquí hasta tanto no me den el contrato que garantiza que voy a tener un especialista permanente', dijo Soto.

El paciente, quien recibió un trasplante de riñón en 2003, explica que requiere de seguimiento y evaluación para que el órgano siga funcionando de forma normal: 'Desde hace cuatro meses que me retiraron el tratamiento con el nefrólogo… Es terrible que uno tenga que llegar a esto para exigir la salud', apuntó.

Inyecciones de urgencia

Por su parte, Samuel Hernández expresó desespero porque sus dos hijos podrían tener problemas en la adultez, por falta de la hormona del crecimiento.

'A mi hijo de 16 años, tal como lo indicó el médico, le tenían que aplicar una inyección diaria de la hormona. En los últimos nueve meses, sólo le han suministrado las hormonas para dos meses', señaló Hernández.

Sobre la situación de su otro hijo, de 12 años, el padre indicó: 'Él tiene que recibir la hormona de lunes a sábado. De los 21 frascos que requiere, sólo le han dado 14. Esta situación es terrible. No tengo  $30 millones para pagar un tratamiento tan costoso'.

¿Qué dice la eps humanavivir?

Luis Carlos Rodríguez Ortiz, director de la EPS Humanavivir con sede en Bucaramanga, le aseguró a Vanguardia Liberal que no podía dar declaraciones, porque requería autorización de Bogotá.

Sobre la situación, Alberto Díaz, director nacional de convenios de Humanavivir, explicó que a los pacientes se les garantiza y garantizará el derecho a la salud, pero que deben entender algunos procedimientos que contempla la Ley: 'Muchos medicamentos y procedimientos que no están contemplados por el Plan Obligatorio de Salud (POS), deben ser autorizados o estudiados en un comité'.

Sobre el caso de Ramiro Tobías Soto, el funcionario indicó que el paciente solicitaba una carta que garantizara la prestación del servicio de salud de por vida, y que la EPS estuvo al tanto de ofrecerle las consultas especializadas.

Respecto a los hijos de Samuel Hernández, el directivo indicó que desconocía el caso, pero que era probable que por tratarse de un medicamento no POS tuviera que ser evaluado por un comité.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad