jueves 01 de octubre de 2009 - 10:00 AM

Zona rural de Piedecuesta se siente desprotegida en salud

Los caminos de herraduras, las calles destapadas, la distancia entre las veredas de Piedecuesta y el centro del municipio, en donde se halla el Hospital, son parte de los obstáculos que impiden a la población recibir atención oportuna y de calidad.

Cuando necesitan una cita deben llamar por teléfono, pero muchos no cuentan con este mecanismo, por lo que la única opción es 'bajar a Piedecuesta, lo que quita tiempo y es más costoso', dicen varios habitantes. En muchos casos los nacimientos son atendidos por parteras, las personas con alguna enfermedad grave son trasladados en camillas improvisadas y por terrenos enlodados.

Esta situación que se ha mantenido por mucho tiempo, los llevó a pedir más atención, ya sea con más presencia de médicos que puedan vigilar la salud de los habitantes o la ubicación de centros de salud de manera permanente y en cada vereda.

Ante el hecho, el gerente del Hospital de Piedecuesta, Germán Martínez, respondió que cuentan con dos jefes enfermeras, un médico y diez auxiliares de enfermería que visitan las zonas para la realización de brigadas como parte del plan de salud pública.

'Un equipo del Hospital visita las veredas y atiende citas, higiene oral e incluye a la comunidad a los programas de promoción y prevención de salud', enfatizó el Gerente.

Sin embargo, los residentes de las veredas señalan que 'a veces les ponen muchas dificultades para se atendidos y ante una urgencia no hay quien la pueda controlar'.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad