jueves 15 de octubre de 2020 - 9:26 AM

Pozo de aguas negras tiene en riesgo la salud de habitantes de la Urbanización Bellavista en Piedecuesta

Residentes de la Urbanización Bellavista de Piedecuesta denuncian un drenaje de aguas negras provenientes del complejo de apartamentos ‘El Zafiro’, a pocas cuadras del sector.
Escuchar este artículo

Esta situación tiene en alerta ambiental a los habitantes pues afirman que han tratado de comunicarse con los directivos del conjunto residencial y no han recibido respuesta. El problema se viene presentando hace más de un año, provocando problemas de salud a la ciudadanía, en especial a niños y adultos mayores de la zona.

Así lo aseguró Genny Bohórquez Hernández, presidenta de la Junta de Acción Comunal de la Urbanización Bellavista. “Hemos ido en varias ocasiones al lugar y la obra está prácticamente abandonada. El olor es nauseabundo, el daño a la quebrada atroz y el perjuicio a la salud pública, inminente”

Lea también: Así marcha el regreso a clases presenciales en zona rural de Piedecuesta

El requerimiento fue llevado a los directivos del edificio, a la empresa de servicios públicos Piedecuestana y a la Corporación Autónoma Regional Para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga, Cdmb.

De acuerdo con la presidenta de la Junta de Acción Comunal, la Piedecuestana de servicios públicos acudió al lugar para verificar de dónde provenían las aguas sucias y determinaron que hay dos focos de contaminación.

El ente municipal respondió que uno de los puntos contaminantes está siendo intervenido ya que les compete a ellos. El otro foco proviene de las Torres del Zafiro por lo que no puede ser intervenido por la empresa de servicios públicos, debido a que es una unidad privada y le corresponde a la administración del conjunto.

Le puede interesar: Habilitan paso a un carril en la vía Bucaramanga - Barrancabermeja tras cierre total

Al respecto el coordinador ambiental de la Piedecuestana, Jesús Orlando Jerez, explicó que una conexión irregular en unas de las cuadras de Villa del Rosario, barrio aledaño a las torres, que conecta las aguas negras con el sistema de aguas lluvias, está afectando un tramo de la cañada ‘El Rubí’. “Hace 20 días iniciamos la obra para mitigar la contaminación en la cañada y se estiman dos meses para terminar la restauración”, aseguró Jerez.

Las aguas negras salen de un pozo gigante situado a las afueras de los edificios y recaen en la cañada ‘El Rubí’ ubicada en la Urbanización Bellavista, la cual se extiende a los barrios Hoyo Grande y Barro Blanco.

Por otro lado, el administrador del ‘El Zafiro’, Benjamín Matos Navarro, atendió la solicitud de los residentes para tratar el problema pero llevan más de quince días de intervención y aún no han encontrado la causa. Afirmó que en el transcurso de la semana van a enviar unas cámaras por la tubería para identificar la causa de los vertimientos de las aguas.

“Hemos realizado operaciones para hallar el origen del problema, abrimos dos cajas y la estamos revisando. El proceso viene acompañado por la Piedecuestana y estamos esperando respuesta de la constructora de Cajasan”, aseveró Matos Navarro.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad