martes 24 de diciembre de 2013 - 10:40 AM

Acordeoneros de primera línea al lado de Diomedes

“Recuerdo con mucho cariño a Diomedes, fue un hombre muy grande, un gran artista, lleno de grandes ideas, pero sobretodo, muy buena persona”, recordó ‘El Cocha’.

Una nutrida lista de acordeoneros acompañaron a Diomedes Díaz a lo largo de su trayectoria musical, el primero de ellos fue el Rey Vallenato, Nafer Durán, quien llegó a su lado por recomendación de Emilio Oviedo, luego que Rafael Mejía, gerente de Codiscos, le pidiera una voz para grabar con ‘Naferito’.

Este maestro del acordeón recuerda de sus tiempos con ‘El Cacique’, que éste era un joven humilde, inquieto y muy sencillo, asegurando que eran muy parecidos porque ambos eran dados a la gente, pero tímidos al tiempo.

Esta unión sólo duro un disco y tres presentaciones porque Nafer vivía lejos de Valledupar, en un pueblo llamado El Paso y por eso se les dificultaba la comunicación. Esta situación motivó a Diomedes a grabar con ‘El Debe’ López, hijo de La Paz, con quien logró algunos éxitos, pero al tiempo terminaron por separarse. Paso seguido grabó con Juan Rois, quien es calificado por varios conocedores de esta música como uno de sus mejores compañeros de fórmula.

Sin embargo, los folcloristas aseguran que los tiempos de gloria para Diomedes llegaron al lado del Rey de Reyes, Nicolás Elías ‘Colacho’ Mendoza, quien hizo grandes aportes a su desarrollo musical. De aquí saltó al lado de Gonzalo Arturo ‘El Cocha’ Molina, uno de los primeros que el lunes se acercó a despedir al artista en la Plaza Alfonso López.

“Recuerdo con mucho cariño a Diomedes, fue un hombre muy grande, un gran artista, lleno de grandes ideas, pero sobretodo, muy buena persona”, recordó ‘El Cocha’.

Al terminar la relación con él volvió al lado del desaparecido Juancho Rois, quienes vivieron grandes tiempos de gloria, que terminaron con la muerte del acordeonero.

Éste dio paso a Iván Zuleta, a quien se atrevió a proponer como su acordeonero cuando apenas tenía 16 años, aquí ayudó a catapultar la carrera de este joven, quien aseguró que de las cosas que más disfrutó al lado de Diomedes fue la creatividad que entre los dos manejaban al momento de desarrollar piquerías en la tarima.

También pasaron por la vida de ‘El Cacique’, Franco Arguelles, Juancho De La Espriella y Álvaro López, al lado de quien grabó su último trabajo, La Vida del Artista. “Con Diomedes compartí ocho años que fueron muy bien llevados, manejamos tiempos de cordialidad, amor y tranquilidad donde ambos nos correspondíamos. Compartimos cosas muy bonitas, de él aprendí que uno sólo toca con el corazón. Era un hombre exigente, pero eso me gustaba porque siempre me obligaba a renovar”, recuerdo Álvaro López.

Este artista compartió con ‘El Cacique’ desde muy pequeños, a mediados del año 1976, cuando Diomedes trabajaba como auxiliar de su padre, el acordeonero Miguel López y su primera oportunidad para tocar a su lado fue durante dos meses, en el marco de una temporada donde ‘Colacho’ Mendoza no quería viajar.

Pasados los años la oportunidad se dio a plenitud y terminaron por conformar la solida pareja que fueron hasta la noche del sábado, la misma que demostró su grandeza en el último trabajo: La vida del artista.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad