miércoles 05 de octubre de 2022 - 7:49 AM

El Gobierno y el Eln se sentarán por quinta vez para buscar la paz

Desde 2019 estaban en el limbo las conversaciones con esta guerrilla. El canciller Álvaro Leyva se reunió este martes con Nicolás Maduro.

En las primeras semanas de noviembre, Colombia verá repetirse una historia que llega a un nuevo capítulo: el Gobierno y la guerrilla del Eln se sentarán por quinta vez en una mesa de diálogos para buscar una salida negociada a un conflicto que lleva 58 años de duración.

La reanudación de estos diálogos, suspendidos durante tres años por el gobierno del expresidente Iván Duque tras el bombazo que este grupo subversivo ejecutó en la escuela de cadetes de la Policía en enero de 2019, contará con nuevas condiciones, una de ellas es que no habrá una sede fija y serán unos diálogos itinerantes en los países que servirán como garantes como los son Venezuela, Cuba, Chile, España y Noruega.

Esta nueva ronda de negociaciones con la guerrilla fue anunciada en la tarde de este martes desde La Casona, en Caracas, Venezuela, un museo que fue la casa presidencial entre 1966 y 2012 de los jefes de Estado venezolanos, y sirvió de sitio de encuentro entre delegados del Gobierno, delegados del Eln, representantes de la Iglesia y observadores internacionales como la ONU.

Danilo Rueda, el comisionado de Paz colombiano, indicó que ahora soplan buenos vientos para volver a sentarse a dialogar y “la delegación de paz (del Eln) nos ha dado elementos de profunda confianza, esos gestos tienen que ver con la liberación de personas que estaban en su poder. Hay también una evidencia en el desescalamiento de sus actuaciones en varios territorios donde operan. Hemos constatado también un respeto al derecho a la vida al evitar la confrontación armada”.

Minutos antes el delegado guerrillero, Antonio García, reafirmó lo expuesto por el comisionado de Paz al afirmar que hay un buen clima de diálogos y aunque una vez más criticó el proyecto de paz total del actual gobierno, expresando que los otros grupos invitados al diálogo buscan otros intereses, indicó que “lo más importante para nosotros es reiniciar, cualquier ajuste en la mesa será concertado con el Gobierno”.

Lo que sigue en los diálogos

El mes que falta para sentarse a dialogar entre ambas delegaciones, será utilizado por los comandantes del Eln que viajaron de Cuba a Venezuela el pasado domingo, para dialogar con las estructuras armadas presentes en el territorio colombiano “y en los 40 municipios de ocho estados venezolanos en los que tiene presencia” como lo registró InSight Crime en su investigación Las guerrillas colombo-venezolanas: cómo la guerra de Colombia migró a Venezuela.

Ya en el escenario del diálogo, uno de los puntos a discutir será el cese el fuego bilateral y el tránsito a zonas de concentración que, de acuerdo al proyecto de ley presentado por el Gobierno, contará con la presencia de la Fuerza Pública y se asemejará al modelo usado en la anterior negociación con las Farc donde los guerrilleros se concentraron en zonas mientras sus jefes negociaban con los delegados gubernamentales.

Según conoció EL COLOMBIANO, tres de esas zonas de concentración estarían en Antioquia y Córdoba, otra en Chocó y una más en Arauca, territorios que albergan más del 50 % de los 5.397 guerrilleros que tiene ese grupo insurgente en sus filas.

Al respecto y en conversación con este diario, el presidente de la Comisión de Paz del Senado, el congresista Iván Cepeda, indicó que son puntos que se discutirán en su momento en la mesa de negociación y dejó claro desde Venezuela, “que el proceso que se ha adelantado hasta ahora muestra que este Gobierno tiene toda la disponibilidad de avanzar. El hecho es que en un mes se reactiva la mesa de conversaciones”.

El paso a paso de esta etapa

Esta nuevo periodo de negociación tuvo una serie de pasos que terminaron este martes con el anuncio de la instalación formal de los diálogos.

Estos se dieron de forma expedita desde el 7 de agosto, cuando se posesionó el presidente Petro que, en su discurso invitó al diálogo. Así fue el camino allanado para volver a una mesa de conversación.

1. Petro convidó a un diálogo multilateral

El primer paso para el reinicio de las conversaciones lo dio el presidente Gustavo Petro cuando en su discurso de posesión dijo que “necesitamos diálogar” para que la paz fuera posible en Colombia, acto seguido lanzó la invitación a todos los grupos ilegales a sumarse a su proyecto de “paz total”.

2. Emisarios del Gobierno viajaron a Cuba

Cuatro días después, con el secretismo propio que requiere una negociación, una delegación del Gobierno colombiano viajó hasta La Habana, Cuba, para buscar los acercamientos previos al reinicio de la mesa. En esa ocasión viajaron el canciller Álvaro Leyva; el alto comisionado para la paz, Danilo Rueda; el presidente de la Comisión de Paz del Senado, Iván Cepeda; Monseñor Héctor Fabio Henao, de la Conferencia Episcopal colombiana; el coordinador de la Misión de Verificación de la ONU, Carlos Ruiz Massieu; y John Otto, enviado de paz de Noruega.

3. Piden suspender órdenes de captura y extradición

Al regreso de la comisión, exactamente el 20 de agosto, el presidente Gustavo Petro solicitó la suspensión de las órdenes de captura y de extradición de los comandantes guerrilleros que hacen parte de la mesa de negociación y, dos días después, el fiscal Francisco Barbosa anunció la suspensión de esas órdenes y de las solicitudes de extradición.

4. Eln dio muestras de querer negociar

Doce días después del anuncio, el jefe negociador del Eln, “Pablo Beltrán”, envió un mensaje al Gobierno colombiano sobre la disposición del grupo guerrillero de volver a sentarse en una mesa de diálogos, y aunque fue crítico con el proyecto de “paz total” del Gobierno Petro, dejó claro que celebraba que se buscara el desarme de los grupos ilegales con presencia en el territorio nacional.

5. Se presentó el proyecto para la paz total

Con todo este preámbulo, y tras discusiones paralelas, el comisionado de Paz, Danilo Rueda, presentó el 14 de septiembre el proyecto planificado de la “paz total” que contenía los puntos y las bases para lograr llevar a una mesa a aquellos grupos que quisieran sentarse a negociar.

6. Otros grupos se sumaron a la iniciativa

Con el anuncio del borrador, 15 días después, el 29 de septiembre, 10 grupos armados ilegales alzaron la mano y dijeron sí a la locomotora de la paz, entre ellos el Eln, el Clan del Golfo y bandas como los Pachelly, de Bello, Antioquia.

7. Delegación de Eln viajó desde Cuba

El 2 de octubre, la delegación del Eln que se encontraba en Cuba, viajó hasta Venezuela con dos objetivos: anunciar el reinicio de los diálogos y reunirse con sus estructuras para determinar cuál sería el plan a seguir en esta nueva etapa de la conversación.

8. Se anuncia la reapertura de la negociación

Con todo este planteamiento, Gobierno y guerrilla del Eln anunciaron el comienzo de una nueva negociación, cuyas delegaciones señalaron que se sentarán en la mesa después de la primera semana de noviembre y de forma itinerante con sedes en los países garantes como Cuba, Venezuela y Noruega.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad