martes 21 de diciembre de 2021 - 12:00 AM

La interminable disputa Santos - Uribe

En referencia a la invitación de Santos a un cese de hostilidades, Uribe hizo un llamado, a través de sus defensores, a no promover “falsas invitaciones”.

El país entero está hasta la coronilla e indignado por las peleas entre los expresidentes y en particular Uribe vs Santos. Seguir peleando con usted no me interesa”, son apartes de la carta que Juan Manuel Santos escribió al también exmandatario Álvaro Uribe.

Sin embargo, fueron los abogados del expresidente Álvaro Uribe, Jaime Granados y Jaime Lombana, quienes a través de un comunicado respondieron a la carta y aseguran que Santos pretende “posar de víctima de una persecución inexistente” y dicen que su estilo es camaleónico y que su carta está llena de veneno.

La génesis de la más reciente disputa entres los últimos dos expresidentes de Colombia se remonta al 15 de diciembre, cuando Uribe denunció penalmente a Santos por supuestas presiones hechas a magistrados de la Corte Constitucional en el caso de manipulación de testigos en su contra.

En su defensa, Juan Manuel Santos dijo que la acusación de Uribe era falsa y recalcó que no le sorprendía esta denuncia penal: “Estoy acostumbrado a sus ataques sin fundamento. Han sido demasiados en más de diez años”.

Le puede interesar: Abogados de Álvaro Uribe tachan a Santos de “camaleónico” y posador de víctima

Sin embargo, las tensiones se registran desde cuando el expresidente Santos decidió independizarse de Uribe, pese a que fue el uribismo quien lo llevó a alcanzar la presidencia de Colombia.

Analistas consultados por Vanguardia consideran que las disputas serán interminables y no existe nada que pueda ponerles ‘tatequieto’, pero lo único que consiguen con los ‘tires y aflojes’ es crear más polarización en el ámbito político del país, más teniendo en cuenta que Colombia está ad portas de iniciar campañas electorales.

“La tensión entre los dos expresidentes es histórica y todos sabemos que es por la supuesta traición que asume Uribe y el uribismo como consecuencia del vuelco en la política que da el presidente Santos una vez es elegido y que de una u otra manera no asume, explica Hugo Fernando Guerrero, analista político e investigador de la Universidad de La Salle.

Otra de las razones del cruce de cartas, explica Guerrero, puede ser la época preelectoral: “Pienso que la intencionalidad de uno y otro... (donde) no han asumido la idea de no estar definitivamente en el poder, pero con esto le hacen un profundo mal al país porque pueden distorsionar el panorama electoral”.

Una solución para que los expresidentes salgan del panorama político del país, precisa el investigador de la Universidad de La Salle, es que en las próximas elecciones se derrote el uribismo y que los candidatos que bajo la sombra apoye Santos no queden en el poder.

Además, lo único que puede cambiar la situación es una posición de altura de los dos expresidentes de alejarse del debate político del país que suele suceder con los expresidentes en democracias más desarrolladas porque aquí, mientras ellos quieran, van a estar en el debate político y seguir “haciendo daño ya que no hay forma de contenerlos”.

Confrontaciones históricas

Según explica el analista político Gerardo Martínez, se podría decir que el tire y afloje entre Santos y Uribe es la segunda versión de la pelea Pastrana – Samper, quienes estuvieron agarrados por el proceso 8.000. Ni siquiera en las épocas duras de Laureano Gómez y Alfonso López se vio lo que está sucediendo ahora.

También puede leer: “Estoy acostumbrado a sus acusaciones falsas y ataques”, Santos responde a denuncia de Uribe

Asimismo considera que es la forma obsesiva de los expresidentes de no perder vigencia, con excepción de los difunto Belisario Betancur y Virgilio Barco. “Todos ellos quieren seguir siendo protagonistas y buscan la manera de hacer cosas, así sea egocéntricas, con tal de no dar un paso al costado”.

Además, el expresidente Santos había jurado que se iba a cuidar a sus nietos y lo hizo al principio, pero “llega la figuración y otras vez quieren estar presentes en la vida política”.

De acuerdo con Martínez, la demanda de Uribe a Santos y ahora el cruce de cartas lo único que hace es ayudar a la polarización y no hace bien a la política del país porque no están aportando nada a la reconciliación.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Image
Nelly Vecino Pico

Periodista de Vanguardia desde el 2001. Egresada de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Miembro del equipo de la página Nacional. Nominada al premio Luis Enrique Figueroa.

@nellyvecino

nvecino@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad