martes 18 de agosto de 2020 - 12:00 AM

La ONU condena masacres y clama por cese de violencia

La Delegación de Diálogos del Ejército Nacional de Liberación, Eln, afirmó en un comunicado que el grupo no es responsable de la matanza de ocho jóvenes en una finca en Samaniego, Nariño.
Escuchar este artículo

El equipo de país y la Misión de Verificación de Naciones Unidas en Colombia expresaron ayer su “enérgica condena” a la masacre de ocho jóvenes en Nariño e hicieron un llamado a las autoridades a fortalecer las medidas para combatir la violencia.

“La ONU en Colombia expresa su enérgica condena por la masacre de ocho jóvenes en Samaniego, Nariño (...) así como por los demás hechos violentos que han ocurrido en las últimas semanas en diferentes regiones, afectando la seguridad de las comunidades”, detalló el organismo en un comunicado.

Lea también: Velatón y cacerolazo en Samaniego en rechazo a la masacre

La matanza fue perpetrada por desconocidos que dispararon contra un grupo de muchachos, que según las primeras informaciones eran universitarios que estaban de regreso en su pueblo por la cuarentena del coronavirus y el pasado sábado por la noche decidieron reunirse en una casa en las afueras de Samaniego para salir de la rutina del encierro.

Horas antes de la masacre, una adolescente había sido asesinada a tiros en la misma zona, crimen que se suma al de los ocho muchachos.

La masacre perpetrada la noche del sábado en Samaniego es la segunda en menos de una semana en Colombia luego de que el pasado martes fueran asesinados cinco menores, todos de entre 14 y 15 años, en un cañaveral ubicado detrás del barrio Llano Verde, en Cali, capital del Valle del Cauca.

Cifras alarmantes

Las Naciones Unidas manifestaron su preocupación “por la continuidad de homicidios de defensores y defensoras de derechos humanos, líderes y lideresas sociales y de excombatientes de las Farc” este año y alertaron que la Oficina de la Alta Comisionada de la ONU para los DD.HH. ha documentado 33 masacres en 2020 en Colombia.

Igualmente está siguiendo 97 asesinatos de defensores de derechos humanos, de los cuales ya verificó 45.

También señaló que en el primer semestre del año fueron asesinadas 41 personas en proceso de reincorporación, lo que supone un aumento del 10 % de estos crímenes en comparación con el mismo periodo de 2019.

“Estos hechos violentos, con serios impactos humanitarios, están ocurriendo en territorios con presencia de grupos armados ilegales y otras organizaciones generadoras de violencia, de economías ilegales, pobreza y caracterizados por una limitada presencia del Estado”, expresó la ONU.

Desmantelar organizaciones criminales

En su pronunciamiento, la ONU urgió a la Comisión Nacional de Garantías de Seguridad a avanzar en el “diseño e implementación” de una política pública para desmantelar a “las organizaciones criminales y sus redes de apoyo”, especialmente en las “zonas más vulnerables y afectadas por el conflicto”.

Le puede interesar: Fiscales especiales investigarán masacre en Samaniego

“Debido a estos hechos preocupantes, la ONU hace un llamado a las autoridades competentes a fortalecer las medidas adoptadas y realizar todas las acciones necesarias para eliminar esta violencia y a no escatimar esfuerzos en investigaciones y judicializaciones de quienes atentan contra las garantías de seguridad de las comunidades”, agregó la información.

El mes pasado, Human Rights Watch (HRW) advirtió que los grupos armados ilegales han impuesto un régimen del terror en al menos once regiones de Colombia aprovechando la crisis del coronavirus para cometer todo tipo de abusos contra la población civil.

Desmantelar organizaciones criminales
En su pronunciamiento, la ONU urgió a la Comisión Nacional de Garantías de Seguridad a avanzar en el “diseño e implementación” de una política pública para desmantelar a “las organizaciones criminales y sus redes de apoyo”, especialmente en las “zonas más vulnerables y afectadas por el conflicto”.
“Debido a estos hechos preocupantes, la ONU hace un llamado a las autoridades competentes a fortalecer las medidas adoptadas y realizar todas las acciones necesarias para eliminar esta violencia y a no escatimar esfuerzos en investigaciones y judicializaciones de quienes atentan contra las garantías de seguridad de las comunidades”, agregó la información.
El mes pasado, Human Rights Watch (HRW) advirtió que los grupos armados ilegales han impuesto un régimen del terror en al menos once regiones de Colombia aprovechando la crisis del coronavirus para cometer todo tipo de abusos contra la población civil.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad