viernes 07 de noviembre de 2014 - 12:01 AM

ONU pide a las Farc respeto por indígenas, tras asesinato de dos guardias en Toribío

La ONU condenó el asesinato de los guardias indígenas Manuel Antonio Tumiñá y Daniel Coicué, ocurrido cuando quitaban propaganda de la guerrilla en zona rural de Toribío, Cauca.

La delegación de la ONU en Colombia pidió ayer a la guerrilla de las Farc que respete a los pueblos indígenas, un día después del asesinato de dos miembros de la guardia en zona rural de Toribío, Cauca cuando quitaban propaganda del grupo armado.

“Las Naciones Unidas expresan su preocupación por estos hechos e instan a los miembros de las Farc-EP a respetar los derechos a la vida, a la integridad personal, a la autonomía y al territorio de los pueblos indígenas”, indicó la organización en un comunicado.

La ONU “condena el asesinato de dos guardias indígenas del pueblo Nasa, Daniel Coicué y Manuel Antonio Tumiñá, pertenecientes a los resguardos de San Francisco y Toribío, y el atentado contra el guardia indígena Édgar Tumiñá, hechos ocurridos el 5 de noviembre”, se lee en el texto.

Para Todd Howland, representante en Colombia del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, “la integridad territorial es un derecho que todas las partes del conflicto deben respetar. Es necesario reconocer la responsabilidad por estos crímenes y cómo durante el conflicto se han violado los derechos humanos”, afirmó.

Ocho guerrilleros están detenidos por los indígenas

Ocho presuntos guerrilleros han sido detenidos por la Guardia Indígena del norte del Cauca, tras el asesinato el pasado miércoles de dos miembros de esta comunidad.

Esneyder Gómez, gobernador del cabildo de ese municipio, explicó que las detenciones se presentaron horas después del crimen, ocurrido en la vereda El Cestiadero, y que entre los presuntos insurgentes estaría el hombre que disparó contra los indígenas.

“La acción fue toda en contra de la guardia. En el momento en que se les dijo a los guerrilleros que el gobernador del cabildo necesitaba hablar con ellos, hubo un cruce de palabras y una especie de forcejeo. El señor, con su arma cargada, la activó y disparó contra los dos guardias”, dijo Gómez.

Los cuerpos de los dos indígenas fueron trasladados a Medicina Legal en Santander de Quilichao y luego regresarán a Toribío, donde se realizarán los actos fúnebres. “Acá los vamos a velar y a tomar decisiones sobre lo que vamos a hacer en una asamblea”, señaló Gómez.

El gobernador indígena aclaró que, más que retirar las vallas y la propaganda de las Farc de la zona, que ha aumentado por ser el aniversario de la muerte de Alfonso Cano, “siempre hemos intentado agotar la vía del diálogo, pedirles que respeten nuestros territorios, nuestros espacios, y ahí es donde hemos tenido el choque”.

Sobre los ocho presuntos insurgentes que están en poder de la Guardia Indígena, Gómez explicó que se les hará “un juicio según nuestra cosmovisión” y que en conjunto se decidirá qué castigo aplicarles.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad